Derechos de las mujeres de África

Entrevista a Noam Chomsky

2020.06.19 20:36 Lorenzo_Milera Entrevista a Noam Chomsky

Entrevista a Noam Chomsky
Esta es la transcripción de mi entrevista a Noam Chomsky. Tuvo lugar en su despacho en Tucson, en la Universidad de Arizona, el 18 de febrero de 2020. La entrevista original en inglés está aquí.

Tenía curiosidad por saber más sobre su relación con los anarquistas españoles. Le oí contar que cuando era joven conoció a algunos.
A finales de los años treinta, principios de los cuarenta.
¿Entonces fue después de acabada la Guerra Civil?
Fue después de que se aplastara la revolución y mucha gente huyera del país. Creo que unos 40.000 fueron a México. No sé cuántos vinieron aquí. ¿Conoces Nueva York?
No mucho.
Hoy en día está muy gentrificado y fino, pero por entonces había muchos barrios pobres. La zona al sur de la Calle 42, hacia la Cuarta Avenida, era bastante sórdida. Había muchas librerías pequeñas, y algunas las llevaban europeos exiliados. Unos cuantos eran españoles, varios de los cuales venían de comunidades anarquistas en España. Y una de las organizaciones anarquistas más importantes, Freie Arbeiter Stimme, tenía su sede por esa zona. Yo vivía en Filadelfia, que está a unos 120 km de Nueva York, pero se podía ir en tren. De niño pasaba el rato allí, hablando con ellos, cogía panfletos, me contaban historias… Años después, cuando empecé a escribir sobre ello, pude usar documentos de primera mano que por entonces no estaban disponibles públicamente. Muchos ya lo están. Así es como me inicié en el tema.
Tengo entendido que su tío le influyó mucho. Contaba usted historias del quiosco que tenía…
Mi tío era discapacitado, y durante la Depresión, los discapacitados podían obtener algunos privilegios especiales gracias a las medidas del New Deal. Consiguió un quiosco, que se convirtió en un lugar bastante radical, un punto de encuentro para los expatriados que se reunían allí para hablar. De pequeño los escuchaba y me divertía repartiendo periódicos.
Entonces, ¿conoció a algunos anarquistas españoles y le hablaron de la situación en España?
Contaban sus experiencias. Como te puedes imaginar, estaban encantados de hablar con un chaval que mostraba interés. Me enseñaban libros y panfletos. Muchos de ellos en español o en francés.
Le pregunté acerca de esto en uno de mis correos, porque me interesa el hecho de que usted hable tan a menudo sobre lo que fuera de España se llama la Revolución Española, mientras que en España no se trata este tema. Es algo que no se enseña.
La revolución propiamente dicha acabó alrededor del 19 de mayo de 1938. Después de esa fecha, las tropas mayormente comunistas arrasaron Aragón y destruyeron todos los colectivos. Era el Partido Comunista el que lideraba la contrarrevolución. No querían saber nada de esto. El libro de Orwell, Homenaje a Cataluña, es interesante pero en él dice que no sabía mucho de España. Orwell, que estaba en el POUM, una especie de rama de milicias trotskistas, era bastante hostil a los anarquistas, pero dijo que no podía evitar sentir admiración por lo que estaban haciendo. No le gustaban ideológicamente.
Creo que Orwell era más hostil al Partido Comunista.
Era muy hostil al Partido Comunista porque podía ver cómo las tropas comunistas llegaban y destrozaban todo en Barcelona durante los sucesos de mayo. Formaba parte de lo que básicamente eran las tropas de la República, y describe en su libro a estos combatientes: rifles viejos, ropas raídas… Y de repente llegan estos guardias de asalto, con sus uniformes y armas modernas. Y son el ejército comunista. Llegan y se cargan todo. Es algo que ya casi nadie recuerda.
Eso es lo que me más me interesa, porque yo aprendí esto no en la enseñanza pública, sino leyendo a Orwell y a usted.
Un par de años después de que muriera Franco, cuando, en teoría, había vuelto la democracia, di unas charlas en Barcelona. Mencioné algunas cosas que supuse que todo el mundo sabría. Los únicos que sabían a qué me refería eran los de mi edad. Me pasó lo mismo después en Oviedo. Allí hubo revueltas muy importantes en 1934. Los obreros y campesinos tomaron el ayuntamiento y establecieron una especie de república democrática. Se destruyó por la fuerza. Fue un acontecimiento enorme pero, salvo los más mayores, nadie lo sabía. Me encontré lo mismo en Grecia cuando fui a dar charlas después de que cayera la dictadura. Fui allí unos diez años después y hablé de la revolución en Grecia. Es algo que ha caído por completo en el olvido. En EEUU, las cosas no son muy distintas. Aquí imparto clases a estudiantes universitarios. No saben nada de historia americana. Saben lo que se espera de ellos que sepan. Incluso en la historia de la esclavitud, un tema en que los expertos han ahondado, están apareciendo muchas cosas nuevas. Era mucho peor de lo que se creía. No habíamos mirado donde había que mirar. Es increíble. Pasa incluso en la ciencia: hay un artículo interesante que acaba de publicarse en una revista científica acerca de los orígenes genéticos del ser humano, un ámbito que se ha estudiado en profundidad. Pero señalan que casi todos los estudios han sido de hombres blancos. Nadie se molestaba en mirar en África, y cuando miras en África obtienes toda clase de información diferente. Al fin y al cabo, provenimos de allí.
Cambiando de tema, tengo entendido que apoya la candidatura de Bernie Sanders. Quería saber si tiene alguna crítica sobre su trayectoria política o su campaña actual.
Sus opiniones políticas y las mías son distintas, pero no es de extrañar. Creo que Sanders es un hombre decente y honrado. No es socialista en ningún sentido tradicional del término, sino más bien un liberal al estilo del New Deal. En mi opinión, es así como debería describirse. En Europa le llamarían socialdemócrata, pero EEUU es un país de locos. Este es el único país que conozco en el que la palabra socialista es una palabrota. En el resto del mundo es algo normal. Ser socialista es como ser demócrata o republicano. Pero aquí está contaminada por toneladas de propaganda, de manera que evoca los gulags, las purgas de Stalin… y, por supuesto, la palabra “comunista” no puede ni pronunciarse. En la mayor parte del mundo, cuando alguien es miembro del partido comunista, no pasa nada. Es un partido más. Pero aquí es algo innombrable. Así que creo que habría que preguntarse si fue una buena decisión táctica usar ese término. En cualquier otro país sería completamente normal, pero aquí no.
Él insiste en describirse como un socialista democrático.
Viene a ser un demócrata del New Deal. De hecho, si te fijas, sus políticas no habrían sorprendido mucho a Eisenhower. El país se ha ido tanto hacia la derecha que algunas cosas que le habrían parecido normales a un presidente republicano conservador ahora se consideran descabelladas. En realidad, no es el país el que se ha desplazado a la derecha, sino más bien la clase dirigente. No es lo mismo.
Pero parece que la mayor parte de la gente lo ha aceptado.
Conocen las palabras, pero... Es interesante ver lo que pasa cuando preguntas a la gente que se identifica como muy conservadores: a favor de un gobierno limitado, de valores tradicionales, etc. Cuando les preguntas su opinión sobre temas concretos, descubres que son casi socialdemócratas. Por ejemplo, puede que digan que no debería haber un gobierno y que deberíamos tener valores tradiciones y esas cosas, pero si les preguntas “¿Cree que el gobierno debería financiar la sanidad?” Sí. “¿Debería financiar la educación?” Sí. “¿Las infraestructuras?” Por supuesto. Pero no queremos gobierno. Cuando preguntas a la gente sobre las asistencias sociales, la gente las odia. Reagan las demonizó. Se imaginan las ayudas sociales como una mujer negra rica que llega en una limusina y les roba el sueldo. Pero si les preguntas “¿Cree que el gobierno debería aportar fondos para las mujeres con hijos dependientes?” Sí. “¿Y para los discapacitados?” Claro que sí. Pero nada de asistencia social.
Casi parece que la mayor parte del país es partidaria de Bernie Sanders sin saberlo.
Están a favor de sus políticas, pero en el momento en que se le etiqueta como socialista, sus apoyos caen.
Entonces, ¿cree usted que es un problema de imagen?
Es un problema de propaganda. Este es un país en el que la propaganda está muy enraizada. Pero si te fijas en las opiniones, están muy a la izquierda de las palabras. Es un lugar muy extraño. Por ejemplo, Pew Research, una de las instituciones que estudian la opinión pública más importantes, acaba de publicar un estudio muy interesante. Son bastante fiables. Escogieron unas treinta fuentes de noticias: TV, radio, prensa escrita, blogs. Y preguntaron a la gente “¿Cuáles conoce y considera fiables?”. Y dividieron los resultados entre demócratas y republicanos. Entre los republicanos, casi los únicos que conocen y consideran fiables son Fox News, Rush Limbaugh y Breitbart. Lo que están recibiendo es una visión del mundo…
Sí, es de locos.
Hay algunos estudios que clasifican a los partidos políticos del mundo de izquierda a derecha, en función de sus posturas sobre cuestiones diversas. El Partido Republicano está junto a los partidos neofascistas en Europa. Está en el extremo. El Partido Demócrata está más o menos en el centro.
Creo que en España la gente no aceptaría a candidatos como Michelle Bachman o Rick Santorum… Políticos que aquí se consideran normales. Creo que en Europa no se les aceptaría.
Mira lo que ha pasado en los últimos 15 años o así en las primarias del Partido Republicano. Cada año alguien salía del voto popular, como Michelle Bachman, Rick Santorum o Herman Cain. Los candidatos que elegía la base electoral eran tan demenciales que el establishment (los banqueros, abogados y demás) se quiso deshacer de ellos. Y acabaron con ellos. La diferencia es que en 2016 no lo consiguieron. Pero Trump se parece mucho a gente como Bachman y otros que provenían de la base electoral. Y esa es la gente que escucha a Rush Limbaugh y compañía. ¿Qué esperas que crean?
Quería preguntarle sobre literatura. ¿Qué obras literarias le influyeron más en su infancia y adolescencia?
De pequeño iba a la biblioteca pública, volvía a casa con veinte libros, me sentaba en una esquina y los leía. De todo tipo. Sobre todo literatura del siglo XIX. Mucha literatura rusa.
¿No hay ningún autor en particular que le venga a la memoria?
Claro, hay autores a los que recuerdo leer muchas veces. O libros que leí varias veces, como Los hermanos Karamazov, de Dostoievski. Debí leerlo tres o cuatro veces. Guerra y Paz…
¿Consideró en algún momento de su vida dedicarse a la política?
No [se ríe]. Para empezar, sería inconcebible que me eligieran para nada. Pero además no se me daría nada bien. No tengo talento para esas cosas. A modo de ejemplo, en el departamento de Lingüística en el MIT se elegía a una persona para que lo dirigiera, y es un cargo que circulaba entre el profesorado: alguien lo dirige durante un par de años, luego se elige a otro… Yo era el único al que nunca dejaron que lo llevara, porque sabían que haría un destrozo.
En una entrevista reciente le preguntaron acerca de la libertad intelectual en las universidades, y en su respuesta mencionó de pasada que no hay apenas profesores marxistas en las universidades americanas. Quería saber si le importaría desarrollar esa cuestión.
Fíjate en los departamentos de economía de las universidades y mira si es posible encontrar a algún profesor marxista. Los hay en cualquier otro país. Paul Sweezy, un economista marxista de renombre, nunca pudo encontrar trabajo. Hay un profesor marxista de economía muy bueno en la Chico State University de California. Hay un par de personas aquí y allá, pero a lo que se le llama izquierda aquí son sobre todo posmodernos… que, en mi opinión, no tienen nada de izquierda. Solo son gente que emplea términos de la izquierda.
Mencionó en una entrevista que se considera a sí mismo conservador en algunos ámbitos. ¿A qué se refería?
No me refería a los conservadores de hoy en día, sino al conservadurismo tradicional, que es básicamente lo mismo que el liberalismo clásico. Creo que el anarquismo moderno se puede entender como el desarrollo natural de algunas ideas del liberalismo clásico que se vinieron abajo con el capitalismo. No podían existir bajo el capitalismo. Por ejemplo, fíjate en John Stuart Mill. Pensaba que lo natural para cualquier empresa era que estuviese dirigida por asociaciones de trabajadores. Eso es liberalismo clásico. Y también es anarquismo.
Se nos enseñaba sobre Stuart Mill como un liberal clásico, no como un precursor del anarquismo.
Esas eran sus creencias. Te enseñaron acerca de la libertad de expresión, la libertad… lo cual es correcto. Pero, ¿qué significa libertad? Según se interpreta aquí, en EEUU, por libertad se entiende la libertad para acumular riquezas sin restricciones. Eso no es lo que significaba antes. De hecho, si te fijas en toda la tradición, empezando por la Antigua Roma y Cicerón cuando hablaba sobre los gobiernos, hasta mediados del siglo XIX, la idea de tener un trabajo y depender de otro se consideraba que era, en esencia, lo mismo que la esclavitud. No fue hasta el comienzo de la revolución industrial cuando empezaron a hacerse esfuerzos por sacarle a la gente esa idea de la cabeza. Los movimientos obreros a finales del XIX en la zona este de Massachusetts consideraban que el trabajo asalariado se diferenciaba de la esclavitud sólo en que era temporal. Eso opinaban personas como Abraham Lincoln, uno de los últimos liberales clásicos. Es más, era un lema del Partido Republicano. Los cambios en la conciencia de la gente a raíz de la imposición del capitalismo son enormes. Pero son dos mil años de historia. Es cierto que eran sociedades esclavistas, pero los ciudadanos libres no deberían depender de nadie.
Nunca deja de sorprenderme cómo la derecha económica usa la palabra “libertad” como si les perteneciera ideológicamente.
Es la libertad para acumular riquezas, no la libertad para que un individuo no dependa de otros. Si te paras a pensar en lo que llamamos aceptar un empleo, significa someterse al poder de un modo que va más allá de cualquier estado totalitario. Stalin no le decía a la gente cuándo podía ir al baño, o con quién podía hablar. Y sin embargo eso lo hacen todas las empresas. Son entidades totalitarias que reciben un fuerte apoyo de los “libertarios”, que creen que son maravillosas porque el gobierno no interfiere con su derecho para gestionar y controlar. De hecho, si te fijas en cómo piensan los “libertarios” (lo que se entiende por libertarios en EEUU), es muy chocante. Mira lo que decían los gurús como Von Mises, Hayek… Pensaban que el poder del Estado tenía que usarse de forma violenta para reprimir a los sindicatos y la socialdemocracia. Todos apoyaban a Pinochet. Von Mises, que era algo más mayor, apoyaba el fascismo, porque liberaba a las sociedades de las interferencias con el mercado. Como los sindicatos de trabajadores, que interfieren con el mercado al proteger los derechos laborales. Eso no está bien, así que cuando llegan las tropas fascistas y se los cargan, mucho mejor. Y a eso se le llama libertario en EEUU.
Así es como se usa ese término hoy en día.
Así se usa hoy. Es algo muy extraño. El caso más llamativo es el de Pinochet en Chile. Lo llevaban los Chicago Boys, estudiantes de Milton Friedman. Friedman, Hayek y otros fueron allí de visita y para supervisar, y les pareció maravilloso. De hecho, Hayek, un gran pensador, pasó un tiempo en el Chile de Pinochet y dijo que no había nadie allí que no pensara que había más libertad con Pinochet que con Allende. Eso es lo que se entiende por libertario.
Eso me recuerda a La Doctrina del Shock, de Naomi Klein. ¿Lo ha leído?
Creo que es un buen libro, pero tiene un fallo. Tiene razón en que el capitalismo se aprovecha de los desastres con el fin de maximizar el beneficio, pero lo que no dice es que hace lo mismo cuando no hay desastres. Dicho de otra manera, usan cualquier circunstancia para maximizar los beneficios. Es cierto que hay cosas que se pueden hacer cuando la sociedad está en shock que no se pueden hacer en otro momento… Pero es un buen libro.
https://preview.redd.it/2mziz9nsbx551.jpg?width=1600&format=pjpg&auto=webp&s=c0f6cd78faf7a46bd2ace41b6a76a75a6d42285c
submitted by Lorenzo_Milera to chomsky [link] [comments]


2020.04.08 05:32 alforo_ Critóbal Colón, el genocida sin escrúpulos

Desde los tiempos inmemoriales de la escuela nacional católica del franquismo, se nos enseñó que Colón era nuestro héroe histórico, que había descubierto el «nuevo» continente y llevado la civilización a los «indios» que lo habitaban. Con el transcurso del tiempo descubrimos que Colón no era ni siquiera español, ni había descubierto un nuevo continente, y que lo que había en aquel continente no eran «indios» sino aborígenes americanos. En este didáctico trabajo del historiador estadounidense a Howard Zinn nos descubre el rostro macabro de un Colón del que nunca nos habían hablado en la escuela.

CRISTÓBAL COLÓN, EL GENOCIDA SIN ESCRÚPULOS
«Los hombres y las mujeres arawak, desnudos, morenos y presos de la perplejidad, emergieron de sus poblados hacia las playas de la isla y se adentraron en las aguas para ver más de cerca el extraño barco.
Cuando Colón y sus marineros desembarcaron portando espadas y hablando de forma rara, los nativos arawak corrieron a darles la bienvenida, a llevarles alimentos, agua y obsequios.
«Nos trajeron loros y bolas de algodón, – escribió Colón en su diario – langas y muchas otras cosas más que cambiaron por cuentas cascabeles de halcón. No tuvieron ningún inconveniente en darnos todo lo que poseían… Eran de fuerte constitución, con cuerpos bien hechos» hermosos rasgos… Al enseñarles una espada, la cogieron por la hoja y se cortaron al no saber lo que era. Con cincuenta hombres los subyugaríamos a todos, con ellos haríamos lo que quisiéramos».
Estos arawaks de las Islas Antillas se parecían mucho a los indígenas del continente, que eran extraordinarios – así los calificarían repetidamente los observadores europeos- por su hospitalidad, su entrega a la hora de compartir. Estos rasgos no estaban precisamente en auge en la Europa renacentista, dominada por la religión de los Papas, el gobierno de los reyes y la obsesión por el dinero que caracterizaba la civilización occidental y su primer emisario a las Américas, Cristóbal Colón.
ENFEBRECIDO POR EL ORO
La cuestión que más acuciaba a Colón era: ¿dónde está el oro? Había convencido a los reyes de España a que financiaran su expedición a esas tierras. Esperaba que al otro lado del Atlántico -en las «Indias» y en Asia – habría riquezas, oro y especias. Como otros ilustrados contemporáneos suyos, sabía que el mundo era esférico y que podía navegar hacia el oeste para llegar al Extremo Oriente.
España acababa de unificarse formando uno de los nuevos Estado-nación modernos, como Francia, Inglaterra y Portugal. Su población, mayormente compuesta por campesinos, trabajaba para la nobleza, que representaba el 2% de la población, siendo éstos los propietarios del 95% de la tierra.
España se había comprometido con la Iglesia Católica, había expulsado a todos los judíos y ahuyentado a los musulmanes. Como otros estados del mundo moderno, España buscaba oro, material que se estaba convirtiendo en la nueva medida de la riqueza, con más utilidad que la tierra porque todo lo podía comprar.
Había oro en Asia, o así se pensaba, y ciertamente había seda y especias, porque hacía unos siglos, Marco Polo y otros habían traído cosas maravillosas de sus expediciones por tierra. Al haber conquistado los turcos Constantinopla y el Mediterráneo oriental, y al estar las rutas terrestres a Asia en su poder, hacía falta una ruta marítima. España decidió jugar la carta de una larga expedición a través de un océano desconocido. El objetivo era claro: obtener esclavos y oro.
EL NEGOCIO DEL «DESCUBRIMIENTO»
A cambio de la aportación de oro y especias, a Colón le prometieron el 10% de los beneficios, el puesto de gobernador de las tierras descubiertas, además de la fama que conllevaría su nuevo título: Almirante del Mar Océano. Era comerciante de la ciudad italiana de Génova, tejedor eventual -hijo de un tejedor muy habilidoso-, y navegante experto.
Embarcó con tres carabelas, la más grande de las cuales era la Santa María, velero de unos treinta metros de largo, con una tripulación de treinta y nueve personas. Colón nunca hubiera llegado a Asia, que distaba miles de kilómetros más de lo que él había calculado, imaginándose un mundo más pequeño. Al cubrir la cuarta parte de esa distancia dio con una tierra desconocida que no figuraba en mapa alguno y que estaba entre Europa y Asia: las Américas.
Esto ocurrió a principios de octubre de 1492, treinta y tres días después de que él y su tripulación hubieran zarpado de las Islas Canarias, en la costa atlántica de África. De repente vieron ramas flotando en el agua, pájaros volando. Entonces, el día 12 de octubre, un marinero llamado Rodrigo vio la luna de la madrugada brillando en unas arenas blancas y dio la señal de alarma. Eran las islas Antillas, en el Caribe. Se suponía que el primer hombre que viera tierra tenía que obtener una pensión vitalicia de 10.000 maravedíes, pero Rodrigo nunca la recibió. Colón dijo que él había visto una luz la noche anterior y fue él quien recibió la recompensa.
Cuando se acercaron a tierra, los indios arawak les dieron la bienvenida nadando hacia los buques para recibirles. Los arawak vivían en pequeños pueblos comunales, y tenían una agricultura basada en el maíz, las batatas y la yuca. Sabían tejer e hilar, pero no tenían ni caballos ni animales de labranza. No tenían hierro, pero llevaban diminutos ornamentos de oro en las orejas. Este hecho iba a traer dramáticas consecuencias: Colón apresó a varios de ellos y les hizo embarcar, insistiendo en que le guiaran hasta el origen del oro. Luego navegó a la que hoy conocemos como isla de Cuba, y luego a la Hispaniola -la isla que hoy se compone de Haití y la República Dominicana-. Allí, los destellos de oro visibles en los ríos y la máscara de oro que un jefe indígena local ofreció a Colón provocaron visiones delirantes de oro sin fin.
LA PRIMERA BASE MILITAR EUROPEA EN AMÉRICA
En Hispaniola, Colón construyó un fuerte con la madera de la Santa María, que había embarrancado. Fue la primera base militar europea en el hemisferio occidental. Lo llamó Navidad, y allí dejó a treinta y nueve miembros de su tripulación con instrucciones de encontrar y almacenar oro. Apresó a más indígenas y los embarcó en las dos naves que le quedaban. En un lugar de la isla se enzarzó en una lucha con unos indígenas que se negaron a suministrarles la cantidad de arcos y flechas que él y sus hombres deseaban. Dos fueron atravesados con las espadas y murieron desangrados. Entonces la Niña y la Pinta embarcaron rumbo a las Azores y a España. Cuando el tiempo enfrió, algunos de los prisioneros indígenas murieron.
El informe de Colón a la Corte de Madrid era extravagante. Insistió en el hecho de que había llegado a Asia –se refería a Cuba– y a una isla de la costa china (Hispaniola).
«Hispaniola es un milagro. Montañas y colinas, llanuras y pasturas, son tan fértiles como hermosas… los puertos naturales son increíblemente buenos y hay muchos ríos anchos, la mayoría de los cuales contienen oro… Hay muchas especias, y nueve grandes minas de otros metales…»
Los indígenas, según el informe de Colón:
«son tan ingenuos, generosos con sus posesiones que nadie que no les hubiera visto se lo creería».
Concluyó su informe con una petición de ayuda a Sus Majestades, y ofreció que, a cambio, en su siguiente viaje, les traería «cuanto oro necesitasen… y cuantos esclavos pidiesen«. Se prodigó en expresiones de tipo religioso:
«Es así que el Dios eterno, Nuestro Señor, da victoria a los que siguen Su camino frente a lo que aparenta ser imposible».
FRACASO DE LA RESISTENCIA
Los arawaks intentaron reunir un ejército de resistencia, pero se enfrentaban a españoles que tenían armadura, mosquetes, espadas y caballos. Cuando los españoles hacían prisioneros, los ahorcaban o los quemaban en la hoguera. Entre los arawaks empezaron los suicidios en masa con veneno de yuca. Mataban a los niños para que no cayeran en manos de los españoles. En dos años la mitad de los 250.000 indígenas de Haití habían muerto por asesinato, mutilación o suicidio.
TESTIMONIO DEL GENOCIDIO
La principal fuente de información sobre lo que pasó en las islas después de la llegada de Colón -y para muchos temas, la única- es Bartolomé de las Casas. De sacerdote joven había participado en la conquista de Cuba. Durante un tiempo fue el propietario de una hacienda donde trabajaban esclavos indígenas, pero la abandonó y se convirtió en un vehemente crítico de la crueldad española. Las Casas transcribió el diario de Colón y, a los cincuenta años, empezó a escribir una Historia de las Indias en varios volúmenes.
Las Casas habla del tratamiento de los indígenas a manos de los españoles:
«Testimonios interminables… dan fe del temperamento benigno y pacífico de los nativos… Pero fue nuestra labor la de exasperar, asolar, matar, mutilar y destrozar; ¿a quién puede extrañar, pues si de vez en cuando intentaban matar a alguno de los nuestros?… El almirante, es verdad, fue tan ciego como los que le vinieron detrás, y tenía tantas ansias de complacer al Rey que cometió crímenes irreparables contra los indígenas…»
EPÍLOGO
El hecho de enfatizar el heroísmo de Colón y sus sucesores como navegantes y descubridores y de quitar énfasis al genocidio que provocaron no es una necesidad técnica sino una elección ideológica. Sirve -se quiera o no- para justificar lo que pasó.
Lo que quiero resaltar aquí no es el hecho de que debamos acusar, juzgar y condenar a Colón in absentia, al contar la historia. Ya pasó el tiempo de hacerlo; sería un inútil ejercicio académico de moralística. Quiero hacer hincapié en que todavía nos acompaña la costumbre de aceptar las atrocidades como el precio deplorable pero necesario que hay que pagar por el progreso.
El tratamiento de los héroes (Colón) y sus víctimas (los arawaks), -la sumisa aceptación de la conquista y el asesinato en el nombre del progreso-. es sólo un aspecto de una postura ante la historia que explica el pasado desde el punto de vista de los gobernadores, los conquistadores, los diplomáticos y los líderes. Es como si ellos -por ejemplo, Colón– merecieran la aceptación universal; como si ellos, – los Padres Fundadores, Jackson, Lincoln, Wilson, Roosevelt, Kennedy, los principales miembros del Congreso, los famosos jueces del Tribunal Supremo-, representaran a toda la nación.
No debemos aceptar la memoria de los estados como cosa propia. Las naciones no son comunidades y nunca lo fueron. La historia de cualquier país, si se presenta como si fuera la de una familia, disimula terribles conflictos de intereses (algo explosivo, casi siempre reprimido) entre conquistadores y conquistados, amos y esclavos, capitalistas y trabajadores, dominadores y dominados por razones de raza y sexo.
Prefiero explicar la historia del descubrimiento de América desde el punto de vista de los arawaks; la de la Constitución, desde la posición de los esclavos; la de Andrew Jackson, tal como lo verían los cherokees; la de la Guerra Civil, tal como la vieron los irlandeses de Nueva York; la de la Guerra de México, desde el punto de vista de los desertores del ejército de Scott; la de la eclosión del industrialismo, tal como lo vieron las jóvenes obreras de las fábricas textiles de Lowell; la de la Guerra Hispano-Estadounidense vista por los cubanos; la de la conquista de las Filipinas tal como la verían los soldados negros de Luzón; la de la Edad de Oro, tal como la vieron los agricultores sureños; la de la 1 Guerra Mundial, desde el punto de vista de los socialistas, y la de la Segunda vista por los pacifistas; la del New Deal de Roosevelt, tal como la vieron los negros de Harlem; la del Imperio Americano de posguerra, desde el punto de vista de los peones de Latinoamérica. Y así sucesivamente, dentro de los límites que se le imponen a una sola persona, por mucho que él o ella se esfuercen en «ver» la historia desde otros puntos de vista.
Howard Zinn, autor del texto que reproducimos, es un célebre historiador estadounidense, que ha publicado más de 20 libros sobre esa materia. Nacido en Brooklyn, en 1922, falleció en California en el año 2010, a los 87 años.
Desde la década de 1960, Zinn fue un auténtico referente en su país en la lucha por los derechos civiles y el movimiento antibélico . Entre sus libros más conocidos en el exterior, se encuentra «A People’s History of the United States», editada en castellano bajo el título de «La otra historia de los Estados Unidos».
submitted by alforo_ to podemos [link] [comments]


2019.08.11 19:17 RadfemXX__ Eunucos y Ghilman en El Imperio Islámico.

Una de las primeras cosas que aprendemos cuando estudiamos libros de historia es el Imperio Británico y las atroces atrocidades cometidas en el curso del Imperio Británico que colonizó tierras, personas y culturas lejanas. Aprendemos sobre los pueblos aborígenes de Canadá, Australia y América que fueron brutalmente obligados a renunciar a sus culturas, religiones, idiomas, nombres, vastos recursos e identidades indígenas, al bloque europeo de invasores que establecieron un extraño gobierno extranjero que aterrorizó a los nativos. más allá de los límites. Aprendemos sobre la trata de esclavos en el Atlántico y los graves crímenes cometidos contra los pueblos negros africanos sometidos. Pero casi nunca aprendemos sobre los crímenes atroces perpetrados por el Imperio Islámico. Casi nunca aprendemos sobre la trata de esclavos islámica, que fue mucho más atroz que la trata de esclavos del Atlántico, ya que fue más rentable, afectó a una demografía más amplia de los pueblos indígenas y continuó por más tiempo. Lo que es más, la esclavitud en el Islam existe hasta el día de hoy, y el texto islámico inmutable le otorga legitimidad.
Una de las razones por las cuales el comercio de esclavos se considera una práctica extremadamente despreciable en el mundo moderno es, además de la evidente deshumanización del estatus social al que relega inmediatamente a sus víctimas y la contención de los derechos humanos naturales, marca el comienzo de enfermedades sociales despreciables como ¡tráfico sexual y castración masculina a gran escala comercial! El éxito económico pan-continental sin precedentes de asaltar comunidades infieles y esclavizar a los cautivos de guerra fue exclusivo de la cultura islámica, bajo el Imperio Islámico. Naturalmente, dio paso a la demanda de eunucos. Los eunucos eran la opción preferida de esclavos masculinos para los consumidores, porque representaban menores riesgos de seguridad en los harenes, en el palacio y en los asuntos internos de los musulmanes comunes.
Los eunucos abundaban en el Imperio Islámico. Los gobernantes musulmanes, que gobernaban bajo la autoridad de los califas, compraron y tuvieron esclavos de Persia, el subcontinente indio, Europa, África y más allá, en grandes cantidades en sus palacios. Los musulmanes ordinarios fuera de la clase real también tenían esclavos varones que fueron castrados especialmente para su servicio.
Muchos comentaristas islámicos, políticos, académicos y musulmanes comunes a menudo sostienen que los eunucos son anteriores al Islam y que la castración de los esclavos va en contra de la doctrina islámica misma, ya que el Islam prohíbe la mutilación del cuerpo. Es cierto que la castración de esclavos no es una enseñanza islámica y que, en lugar de involucrarse en las castraciones, los comerciantes musulmanes tenían a otras personas para que lo hicieran por ellos (se trata más adelante). También es cierto que los griegos, por ejemplo, así como otras personas fuera de Arabia estaban castrando a los esclavos injustamente antes del advenimiento del Islam. Sin embargo, el Islam no ve la esclavitud o el comercio de esclavos a través de una lente abominable, como lo han hecho otras legislaturas adoptadas por otras culturas. Se alienta a los musulmanes a tratar a sus esclavos de manera justa y a ir tan lejos como manumitarlos en ciertas ocasiones, pero no se les ordena hacerlo una vez. También está el caso de un musulmán que recibe instrucciones de liberar a un esclavo como castigo por el homicidio involuntario (de un musulmán) de otro musulmán (no el Kafir o esclavo), pero en su mayor parte la Manumisión en el Islam es algo que un musulmán debe hacer solo si él siente en su corazón hacerlo. Es un hecho indiscutible que no hay obligación de Alá de manumitar esclavos. Muhammad mismo liberó a algunos esclavos, mientras esclavizaba a otros simultáneamente. Quizás sería innecesario llamar la atención sobre esta debacle si no fuera por los informes recurrentes de esclavitud que todavía se practica ampliamente hoy en el mundo islámico (Mauritania, Sudán, Arabia Saudita). También hay llamadas de musulmanes cotidianos,
El Imperio Británico, a pesar de sus atrocidades, tenía conciencia. Dejó espacio para un vigoroso movimiento abolicionista iniciado por William Wilberforce en 1787, cuyas ideas de otorgar los mismos derechos constitucionales a los esclavos, huyeron por todo el Imperio. Muchos ingleses en ese momento veían la esclavitud con desprecio y querían que la práctica se aboliera por completo. Querían que el establecimiento utilizara su influencia para promover este ideal igualitario en todo el Imperio y en las Américas, para asegurar que aquellos que se encontraban transgrediendo fueran severamente castigados. Tomó algunas décadas, pero finalmente la política se implementó y todos los esclavos fueron liberados por ley de sus dueños. En marcado contraste, no hay movimiento abolicionista en el Islam. No hay erudito islámico, líder o político que defiende públicamente un desafío a las Tradiciones Proféticas (la vida de Muhammad y sus ejemplos) de: esclavizar a los cautivos de guerra, venderlos con fines de lucro y reducirlos a esclavos sexuales. Los musulmanes no condenan activamente a esta institución que da paso a la consiguiente enfermedad de castrar esclavos con el propósito de servir a los musulmanes (comodidad y seguridad musulmanas). Intentar abolir este tipo de pensamiento en el Islam se encuentra con una feroz resistencia de los musulmanes fundamentalistas, ya que está en marcado contraste con el pensamiento certificado por la doctrina islámica y las tradiciones proféticas. Los musulmanes herejes que se encuentran atrapados en un choque de civilizaciones y tratan de promover el abolicionismo en el Islam no lo hacen sin ser considerados apóstatas o infieles por la comunidad musulmana más grande bajo el rebaño de fundamentalistas.La Jihad Islámica: un legado del imperialismo, la conversión forzada y la esclavitud . En el extracto a continuación titulado Eunucos y Ghilman tomado del capítulo VII, MA Khan atribuye la castración masculina prevalente a la demanda musulmana, que a su vez fue impulsada por tres factores principales en el Imperio Islámico.
Sin ningún movimiento abolicionista islámico, la institución industrial de la esclavitud existe hoy en 2013, en la República Islámica de Mauritania, Sudán y varias partes del mundo musulmán. En verdad, el tema de la esclavitud en el Islam es un tema muy estudiado.
EUNUCOS Y GHILMAN
Otro aspecto extremadamente cruel, deshumanizante y degradante de la esclavitud islámica fue la castración a gran escala de los cautivos varones. Ha recibido poca atención de críticos e historiadores. Históricamente, la castración recibió poca oposición en el mundo musulmán hasta bien entrada la era moderna. Pero los musulmanes normalmente involucraban a judíos u otros no musulmanes para realizar la operación bajo el argumento de que la mutilación de cuerpos humanos estaba prohibida en el Islam. (Esto es hipócrita en lo más mínimo, ya que la decapitación de personas totalmente inocentes en gran número ha sido una práctica común desde los días del Profeta, mientras que la amputación de manos y piernas es un castigo islámico divino para ciertos crímenes). Sin embargo, el empleo de Alá sanciona claramente a los eunucos, ya que el Corán ordena a las mujeres musulmanas que cubran su cuerpo y adornos con mantos, excepto'a sus esposos o sus padres, o los padres de sus esposos, o sus hijos, o los hijos de sus esposos, o sus hermanos, o los hijos de sus hermanos, o los hijos de sus hermanas, o sus mujeres, o aquellos a quienes las manos derechas poseen, o los sirvientes varones que no tienen necesidad (de mujeres) ... ' [Corán 24:31]. El propio profeta Mahoma había aceptado un eunuco como regalo, dice un hadiz, que ha sido excluido de las colecciones canónicas. 845
Los varones castrados, normalmente chicos guapos y jóvenes, tenían grandes demandas entre los gobernantes y las élites musulmanas, principalmente por tres razones. Primero, los harenes y hogares musulmanes solían tener de unos pocos a miles de esposas y concubinas. Naturalmente, la mayoría de estas mujeres quedaron sexualmente insatisfechas, así como celosas e indignadas por compartir a sus esposos y amos con tantas mujeres. Mantener esclavos varones en tales palacios y hogares era motivo de preocupación para el esposo y el amo, porque esas mujeres sexualmente insatisfechas y a menudo indignadas podían verse tentadas a tener contacto sexual con los esclavos varones. La atracción de las mujeres del harén hacia otros hombres era bastante común. Por ejemplo, cuando Moulay Ismail, sorprendentemente, a Pellow, no un eunuco, fue colocado sorprendentemente como guardia de harén a pedido de una de sus esposas favoritas, sus esposas mostraron un interés amoroso en él.Pensé que era muy prudente mantener una guardia muy estricta sobre todas mis acciones '', escribió Pellow. 846
Por lo tanto, era más seguro para los amos —en particular los gobernantes y altos funcionarios, que tenían un gran harén— mantener eunucos, en lugar de hombres viriles, en sus hogares y palacios. No es de extrañar que el término harén se originara de haram , lo que significa prohibido, más específicamente, "fuera de límites" (para hombres no relacionados).
Según John Laffin, los esclavos negros generalmente eran castrados ' basándose en la suposición de que los negros tenían un apetito sexual ingobernable. ' 847 Desde la India hasta África, los eunucos se dedicaron específicamente a proteger los harenes reales. Se mantuvieron al tanto del paso de hombres y mujeres dentro y fuera del seraglio y espiaron al gobernante sobre las mujeres del harén sobre su comportamiento, la infidelidad en particular. Se necesitaban miles de eunucos para cuidar enormes harenes, probablemente el departamento real más grande de los reinos islámicos medievales.
En segundo lugar, los hombres castrados, sin la esperanza de una familia o descendencia que esperar en su vejez, probablemente mostrarían una mayor fidelidad y devoción al maestro para ganarse su favor y apoyo cuando fueran mayores. Los esclavos castrados, desprovistos de distracciones sexuales, también podrían dedicarse exclusivamente a trabajar con relativa facilidad en la cultura islámica, generalmente cargada de sexo.
La tercera razón de la gran demanda de eunucos fue el enamoramiento homosexual de muchos gobernantes, generales y nobles musulmanes. Los eunucos, mantenidos para la indulgencia carnal, también llamados ghilman , solían ser jóvenes guapos. Solían usar ' uniformes ricos y atractivos y a menudo embellecían y perfumaban sus cuerpos de manera afeminada '. El concepto de ghilman proviene de los siguientes versículos del Corán, que describe asistentes masculinos celestiales ( ghilman ) en el paraíso:
El destino de los millones de infieles europeos, indios, de Asia Central y del Medio Oriente, reducidos a usar los grilletes de la esclavitud islámica, podría no haber sido muy diferente. Marco Polo (1280) y Duarte Barbosa (1500) fueron testigos de castraciones a gran escala en India; lo mismo ocurrió en el reinado de Abkar (muerto en 1605), Jahangir (muerto en 1628) y Aurangzeb (muerto en 1707). La castración, por lo tanto, era una práctica común en India durante todo el dominio musulmán. Podría haber contribuido en cierta medida a la disminución de la población de la India de aproximadamente 200 millones en 1000 CE a 170 millones en 1500 CE.
Para las referencias completas al extracto anterior, consulte el libro de MA Khan: Jihad islámica: un legado del imperialismo, la conversión forzada y la esclavitud . Una copia gratuita está disponible en línea.
https://secularafrican.wordpress.com/2013/08/20/eunuchs-and-ghilman-in-the-islamic-empire/
submitted by RadfemXX__ to FeminismoRadical [link] [comments]


2019.05.17 12:41 DarkWorld_ Dark Wolrd I

TODO PUEDE SUCEDER EN 2 MESES”
Leonardo,un chico de 13 años como cualquier otro,estudiaba,andaba en bici y salia con sus amigos,tenia un vida relativamente normal,hasta que conoció a una chica de la cual el se enamoro,actuaba como cualquier chico enamorado,medio bobo y medio “raro”,y al pasar el tiempo paso lo que tenia que pasar,se le declaro y ella lo rechazo. El estaba triste, pero...lo peor no fue eso,lo malo sucedió cuando el cambio su actitud,ya no salia,ni con sus amigos ni con su bici, tampoco estudiaba,dejo de comer y de hacer sus actividades diarias,escribía cosas “macabras” en un blog en el cual su usuario se llamaba LEX y así vivió por 2 meses. Sus padres lo llevaron al psicólogo,a los 2 meses el volvió a ser el de antes.
El 20 de Abril su hermana se estaba casando y el fue con un traje negro pero la corbata blanca,en un momento de la boda fue al baño y cuando se estaba lavando la cara se miro al espejo y su reflejo le hablo.
-Hola Leonardo,me extrañaste?
-¿Quien eres tú?
-Soy yo,LEX,el que te susurro al oído durante 2 meses.
-No! No puede ser,yo no sufro de doble personalidad.
-Ja! Crees que estas totalmente cuerdo? Pues no es así, tu estas mas loco que yo,ya que tu fuiste el que me creo.
-Eso...es imposible,Lex es un usuario falso que utilizaba para desahogarme.
-Eso fue así la primera semana,cuando me hiciste famoso liberaste tu ira y ahí me creaste,LEX es toda la ira desatada de LEONARDO.
-Eso es imposible!-PLASHH (rompe el espejo)
Cuando volvió a la mesa con su familia su madre le dijo:
-Leo,que te paso en la mano?
-Nada mamá,nada.
Y así siguió la fiesta. En otro momento de la noche de la nada se levanto y fue a la cocina,agarro un cuchillo y se marcho,luego subió al escenario y dijo:
-Buenas noches,damas y caballeros. Yo soy el famoso LEX el que prometió PONER DE CABEZA EL MUNDO.
-Baja de ahí Leo,y deja de decir tonterías- Dijo su hermana.
Entonces el bajo,se acerco a su hermana,la abrazo,y la apuñaló,tiñendo de rojo su corbata blanca,cubrió su ojo derecho con su pelo y dijo “¿Ahora me creen?” y asesino a todos los presentes,para luego huir e introducirse en el bosque.
2 meses después,su búsqueda terminó,la policía lo dio por muerto,pero no sabían que el seguía con vida y jamas imaginaron que volvería,pero un poco diferente...se sacó el ojo derecho,y su pelo se volvió blanco como la nieve,sigue usando su traje negro con su corbata teñida con la sangre de su hermana.
Durante 2 meses misteriosas muertes sucedieron en la ciudad,pero todas las víctimas tenían algo en común,eran chicas de entre 13 y 15 años,todas de pelo y ojos castaños... Como la chica de la que se había enamorado Leonardo.
Ahora no saben si LEX se encuentra en los bosques o en la ciudad,lo único que se sabe es que nadie esta totalmente a salvo.
Pasaron otros 2 meses,algunas personas lo consideran un demonio,pero otros lo consideran un ángel,pero no importa como lo consideren,lo que importa es que LEX es real,y que podría estar atrás de ti ahora mismo.
14 DE DICIEMBRE”
- 14 de Diciembre del 2016-
Era una noche lluviosa y fría,en el que una pareja es acorralada en un callejón.
-No nos hagas daño,te daremos lo que quieras- Dijo la mujer.
-Esto no es por su dinero,es por la vidas que quitaron al demoler ese orfanato.
Una noche similar,mismo día y mes,pero del 2003. Un orfanato en París,todo es un caos ya que lo iban a demoler sin previo aviso, todo porque la gente afirmaba que una niña llamada SARA era un demonio y que fue abandonada porque sus ojos eran totalmente negros,su cabello igual y tenia una sonrisa que daba miedo a los padres. Pero era solo superstición ya que la niña se comportaba como cualquier niña,hasta este día.
-Niños,no se enloquezcan,vamos a salir por la puerta de atrás- Dijo la encargada del orfanato.
Cuando estaban por llegar,todo el antiguo edificio les cayo encima. Todos y todas murieron,menos SARA,ella quedo intacta, como si nada hubiera pasado,no tenia ni un raspón. Entonces quedo abandonada,otra vez,nada mas que en la calle,usaba un canguro, pantalones, zapatos y guantes negros.
Volviendo a la actualidad,SARA ya con 26,decidió cobrar venganza,asesinando a las personas mas poderosas de la ciudad, los que decidieron derrumbar el edificio,todas esas personas pensaban que ella estaba muerta,que murió de hambre o algo le había pasado en esos 13 años que pasaron,pero no era así.
Cuando las demás personas que tuvieron algo que ver en el derrumben se enteraron de la muerte de esa pareja sabían lo que pasaba así que decidieron buscar otro “DEMONIO” para combatirla,pero no existía tal cosa,entonces para ello crearon uno.
Buscaron a un sicario y pactaron con un espíritu maligno para que lo posea y mate a SARA,pero eso no fue lo que ocurrió,ellos se aliaron y asesinaron a todos los restantes de la lista de SARA, Francia tenia dos DEMONIOS sueltos con sed de sangre,SARA ya había probado la sangre y la fama que venia con ello,por eso siempre deja su tarjeta,una S y una P unidas dibujadas con sangre.
Francia se volvió pequeña para ellos dos,y sabían que había mas personas como ellos,entonces empezaron recorren el mundo para reclutarlos para cumplir su objetivo de “PONER DE CABEZA EL MUNDO”.
FELIZ SAN VALENTIN”
-Febrero de 1874-
Todo Londres estaba en caos,y no,no era por el echo de que se acercaba “San Valentín”,era porque un asesino estaba suelto.
Algunos dicen que es de la “Anti Burguesía”,ya que solo mata a los que pertenecen a esa clase social,pero están equivocados,el solo quería matar,nada mas que matar,solo usaba esa excusa para que no todos se empeñaran en buscarlo para que lo cuelguen.
Dice que su nombre es Jack,THE BLACK JACK,un ex boxeador, lo descalificaron por matar a alguien a golpes,y ahora nadie lo puede descalificar.
Los de la alta burguesía decidieron contratar un “Exterminador” para acabar con el,le ofrecieron riquezas y que seria libre de ir a donde quiera,su nombre “artístico” era DEATH MASTER.
Después de una semana de estudiarlo,adivino donde estaría y quien seria su próxima víctima. Entonces hablo con la futura víctima,el Sr. Tomas Treck,llamaron un MEDIUM para que llegue a la casa de los Treck el 14 de ese mes,a las 23:00.
El día llego,Jack fue emboscado por DEATH MASTER y derrotado,el MEDIUM libero su espirutu al inframundo.
Pasaron 124 años,el único descendiente de Tomas Treck vive en París,se alejo del legado que dejo su bisabuelo,pero,por las atrocidades que cometió 13 años antes tuvo que desobedecer el único pedido de su abuelo,imbricar a THE BLACK JACK,el aseguro que nada iba a suceder,pero se equivoco,al despertar a Jack para que mate a la asesina que estaba acabando con París,solo apresuro su muerte.
EL MUNDO DE CABEZA”
Una noche tranquila y despejada,un hombre y una mujer entraron a un bosque,del cual corría la leyenda de que habitaba un asesino en el. Ellos dos entraron igual,como si no tuvieran miedo,y es que no tenían a que temerle. Se toparon con un chico de unos 22 años,que les dijo:
-¿Qué hacen aquí? Este es mi territorio,y el que se atreve a poner un pie en el...muere.
-No llegamos por casualidad, LEX,estamos aquí por ti-Dijo ella
-¿Son del FBI o algo así? Pues no me importa,morirán de todos modos.
-¿Puedes callarte y escuchar?-Dijo el otro hombre.
-Gracias JACK,somos como tu LEX,somos a lo que el mundo llama demonios-Dijo ella-El,como ya dije,se llama JACK,y yo soy SARA,vinimos desde París hasta aquí porque te seguimos,tu eres la razón por la que las personas temen,el número de asesinos creció desde tu aparición,por eso queremos formar una liga,y que tu seas nuestro líder.
-Ok,supongamos que yo acepto,pero...¿donde están los demás? Tu hablaste de una liga,supongo que serán mas.
-Si,somos mas,pero tenemos que recorrer el mundo para buscarlos.
-¿Donde es el siguiente destino?
-Ahora toca Japón.
-Una semana después-
Recorrieron todo Japón,pero no saben nada de el candidato para la liga.
-Saraaa,¿Segura que la información es correcta?-Dijo LEX
-Si,vamos bien,solo hay que esperar a que salga.
-Dos horas después-
Un ruido despertó a todos,ellos salieron y encontraron lo que buscaban a,MILO,un joven japones que había sido abandonado por todos,sufría bullyng,y un buen día,mato a todos los del instituto.
-Oye,tu...el de la capucha,si te hablo a ti estúpido-Dijo LEX
-¿A quien llamaste estúpido?
-Pues a ti,o eres sordo?,me presento,soy LEX,ella es Sara y el alto es Jack,vinimos a buscarte para divertirnos un rato,¿Te unes?
-Suena bien,los acompaño.
Esa noche nadie en todo Tokyo,miles de personas perdieron la vida. El único rastro que dejaron los homicidas fue la gran L.S echa con cadáveres en el centro de la ciudad.
También se llevaron un jet,el cual pintaron de negro y con pintura roja escribieron la L.S (Liga de Sangre).
-Y ahora a donde Sr.LEX?-Dijo MILO.
-Ahora vamos a Estados Unidos,para especificar,a la bella New York.
-Ya escuchaste Sara,rumbo NY-Dijo Jack
-¿A quien buscas LEX?-Pensó Sara.
-Luego de NY,vamos a Chile,Argentina y Uruguay,tengo unos buenos candidatos-Dijo MILO.
Ya en NY,buscaron a TRICKS,una chica que fue encerrada en un manicomio por matar a sus padres,ella se escapo,y se fue a vivir a una casa abandonada,por eso sabían donde buscar.
(Sara toca la puerta)
-Hola?, Tricks,me llamo Sara,ellos son mis amigos LEX,MILO y Jack,vinimos a hacerte una propuesta.
-¿Propuesta? Dime,quiero saber mas.
-Yo soy LEX,el líder,queremos invitarte a PONER DE CABEZA EL MUNDO.
-Acepto.
Y como en Tokyo,esa noche nadie durmió bien. LEX decido poner de segunda al mando a Sara,ellos dos fueron conocidos como “LOS REYES DE LA SANGRE”,los dos asesinos mas letales del mundo juntos,el mundo no sabe que le espera...
ALMA DE VENGANZA”
-12 de Marzo de 2018-
LEX y Sara terminaban de matar a una familia.
-Sara,sabes que en algún momento esto va a terminar,verdad?
-No va a terminar nada LEX,bueno si...la paz en este mundo.
-No hablo de eso,hablo de nuestras vidas,puede ser que matemos a las personas equivocadas y terminemos como Jack hace 126 años.
-Sabes que no,somos los asesinos mas temidos del planeta.
-Y los mas buscados,
-Te angustias mucho,amor.
-20 de Abril de 2018-
El capitán Leon Fresh preparaba a su escuadrón para la siguiente misión.
-Capitán,¿Por qué hace esto?Pregunto un agente.
-Esos mal nacidos mataron a mi familia,ahora yo acabare con ellos.
-.....-Un silencio invadió el lugar.
Durante todo ese mes Leon aprendió artes marciales,uso de armas blancas y de fuego,se había preparado solo para acabar con ellos.
Ya en el lugar de la misión,un joven los estaba esperando sentado de espaldas a ellos:
-Hola caballeros,ya se a quien buscan,y ya sabia que este día iba a llegar,el día que alguien se digne intentar matarme (se da vuelta)sí, soy yo,LEX,y tu debes ser el capitán Fresh.
-Si,ese soy yo,y todo lo que has dicho es real,vinimos a acabar con ustedes...pero yo me encargare de ti LEX.
-Aww que amoroso,pero...olvidas que yo te mate antes,y puedo volver a hacerlo.
-Ya no tengo debilidades,pero...tu si.
-Ja!,yo? No las tengo,pero si tengo algo que tu no.
-Y que es eso?
-Un escuadrón.
Todos murieron...menos Leon. El corrió asía LEX y lo golpeo,ahí empezó la batalla. Apesar de el entrenamiento de Leon LEX es mas ágil,le enterró su cuchillo en el pecho. Apesar de ser su final el sonrío.
-De que te ríes?-Pregunto Leon.
-Tu crees que mate a tu esposa?
-De que hablas?
-Ella esta viva,y ella mato a tu hijo,a tu hermano y a todos los que estaban en esa habitación,ahora pregúntate quien es tu enemigo idiota. Además yo no puedo morir,recuerda soy un Demonio,y además,me fui cuando mate a tu grupo,ahora mismo estoy saliendo del aeropuerto,nos vemos en Chile.
-No se que creer,no se si buscar a Nina o buscar a LEX,quien mato a mi familia?,quien es el que arruino mi vida?,que debo hacer?
-Yo podría responderte-Dijo una mujer vestida como agente del FBI.
-Nina?Estas viva?el tenia razón? me parece raro que no te fueras con su liga.
-Si,si y si,el me invito,pero rechace la oferta,tenia que terminar con esto.
-Con que?
-Con tu vida.
-No lo harás- (Bang).
Leon disparo su arma,y Nina huyo al oír a la policía llegar. Arrestaron a Leon por homicidio,estuvo tras la rejas por una semana,ya que se pudo probar que no fue el. Tomo el primer vuelo asía Chile,pensando que Nina estaría con ellos.
En el avión un niño le pregunto:
-A que va a Chile?
-A cumplir mi ultima misión.
Ya en chile se encontró con el titular del día “Múltiples muertes en la capital”.
-Entonces si están aquí malditos.
HABLAME DE AMOR”
En este mundo todos tenemos habilidades,bueno,yo soy un As de las computadoras. E Hackeado los equipos de la NASA,CIA y FBI, con el objetivo de limpiar mi nombre...mas bien borrarlo. Me llamo Francisco,pero prefiero que me digan Gosth.
Esto es lo mejor de mi trabajo:
-2009-
Me infiltre en la CIA,robe información,y en el camino asesine 200 agentes con solo pensarlo,hago que sus celulares fallen y así los asesino,pero también tengo una pistola,se que en algún momento alguna de ellas dos puede fallar,por eso siempre están conmigo.
-2014-
Tuve que ir a buscar unas cosas a España,casi me atrapan,pero todo el equipo murió.
-2019-
Volví a mi país,Uruguay,tuve que matar a mi novia porque iba a delatarme. También a mis amigos,no acostumbro a dejar testigos,como ya dije,soy un fantasma. Ahora estoy aquí...
-¿Pero,tu quien eres?
-Fran,me llamo LEX,y te e venido a buscar para que te unas a nuestra Liga de Sangre.
-Son muy ruidosos,no puedo trabajar bien así.
-Si el te encuentra,te matara,ya perdimos a uno de los nuestros, no voy a dejar morir a otro.
-Creí que el gran LEX no tenia debilidades.
-Bueno,eso cambio,ya que el supo como hacerme sentir debil.
-Voy a borrar todos sus expedientes y nos vamos.
-Espera...toma esta-Le da una pistola gravada.
-Ya es oficial?,pues gracias.
-Vamos a divertirnos.
Al llegar al Jet,se toparon con la noticia de que Leon estaba en Montevideo. LEX,se llevo una moto y salio a buscarlo.
2 días antes,yendo a Uruguay,se entero de que Leon había asesinado a Nina,la había llenado de balas, y luego prendido fuego. Nina,era hermana de LEX,no pudo estar en la boda de su hermana,porque sino hubiera sido una masacre peor de la que había ocurrido. La familia de Leonardo no estaba totalmente cuerda,pero el mas demente de todos era Leonardo,ya que se asesino a si mismo al crear a LEX. LEX,apesar de no querer a nadie,siempre quiso a Nina,ya que antes fue Leonardo,y su hermana mayor,Nina,siempre lo protegió,y por siempre fueron muy unidos,uno al otro,al matar a Nina,Leon abrió paso a la peor forma de LEX,había liberado a un verdadero demonio.
Llego al lugar donde estaba Leon.
-Y con que por fin llegas,cuñado.
-Cállate idiota,jamas la valoraste.
-No sabes de que hablas,yo la ame,pero se volvió un demonio.
-Si la amabas,no la hubieras asesinado.
-Habla el que asesino a su familia.
LEX saco su cuchillo,corrió asía Leon y lo sujeto,le dijo “creo que si estas triste,porque no sonríes?”,procediendo a cortarle la boca formando una sonrisa,luego la cosió,y dijo “bueno creo morirás feliz”.Y Se marcho luego de incendiar toda la fabrica de textiles.
NO ES UN SIMPLE SENTIMIENTO”
En un bar de Montevideo,un tipo encapuchado dice:
-No paso mucho tiempo desde que la puerta al infierno se abrió, todo porque un maldito millonario no quería morir.
Se fue del bar, dejando la cuenta paga. Se dirigió a la casa de un médium para contactar con un espíritu. El espíritu era Death Master, un asesino del siglo 19. Al contactar con el, le pidió que posea a alguien,así que escogió al médium, el estaba vivo de nuevo,pero ahora es inmortal.
-Hola,me llamo Leon, y te pido ayuda para acabar con una peste que se llama “Liga de Sangre”.
-Te ayudare,solo necesito cambiarme,y tu también. No podemos enfrentarnos a la peste vestidos así.
No sabían donde se encontraban,entonces investigaron toda la ciudad,solo para toparse con que ya se fueron del país.
No hay lugar mejor que Tokyo para comprar armas,entonces se dirigieron a Japón. Para vivir trabajaron para la mafia, mataron Americanos, Chinos, Rusos, pero ninguno de ellos era de la L.S.
al comprar las armas,y obtener uniformes nuevos,tomaron un avión a Australia, donde ocurrían siniestras muertes,pero tampoco encontraron nada.
Fueron a España,donde por fin encontraron a la L.S. enseguida Jack reconoció a Death.
-Estas vivo también?
-Paso tiempo,ahora si correrá sangre,ya me lo imagino,y me da nauseas.
Leon como siempre,corrió asía LEX,el no lo vio venir,pero Sara lo salvo,los dos peleaban contra Leon,el cual todavía no lo reconocían por la mascara, LEX le corto el brazo.
MILO,Tricks y Gosth buscaban el Jet, mientras tanto Death estaba acabando con Jack,y finalmente le corto la garganta, Tricks corrió y lo apuñalo, MILO salto y le hizo un corte atrás de cada rodilla, y finalmente Gosth lo ejecuto. Los dos espíritus se desvanecieron en el aire.
-No se quien eres,pero te dejare vivir, ve y cuenta el cuento- Dijo LEX.
-Na mejor no (BANG)- Gosth le dispara en la cabeza.
Ya en el Jet,MILO, como un niño le pregunto a LEX:
-Que hay entre tu y Sara?
-No hay nada,somos amigos, nos hablamos así por que se nos da la gana-Le respondió el líder.
-Pero,nunca quisiste una relación?
-Si,una vez,fue hace mucho tiempo,era un adolescente y no sabia nada de la vida,ahora no me importa nada,mi familia ya había muerto para mi,y ahora tengo otra, no se suplanta a las personas que se quieren,pero si conoces personas que puedes querer, y para mi Sara es como una hermana,es como mi otra mitad,y por eso la quiero.
-Amigo,tu si tienes problemas sentimentales.
-No me fue bien en muchas cosas, pero con ustedes cambio todo.
DIA LIBRE”
LEX y Gosth buscaban un lugar donde vivir en Suiza, compraron un Mansión en la capital,la cual parecía una casa embrujada. Todos ellos se mudaron a la casa, construyeron una compuerta que se abre en el piso del patio para sacar el Jet del garaje.
-LEX,hace tiempo no salimos los dos-Le dijo Sara.
-Si,es verdad,podríamos salir a caminar y conocer el barrio-contesto el.
-Maravilloso.
En su caminata encontraron un prostíbulo, y por los instintos feministas de Sara entraron y mataron a todos los proxenetas y liberaron a las mujeres. Mas tarde encontraron un perro atado a una columna,el cachorro estaba maltratado,buscaron al dueño y lo mataron,luego lo ataron en el puente con un cartel que decía “ANIMAL”,también se llevaron al perro y lo llamaron Jedi.
Siguiendo por su camino,mataron mucha gente. Al llegar a la casa, le pusieron el collar al perro con su placa y se fueron a comer. Todos los programas de noticias hablaban de los asesinatos en forma de protesta.
LEX se volvió a sentir vivo,ya no le afectaba el echo de que su hermana murió, y tampoco los molestaría nunca mas Leon,el se sentía... en paz.
Mientras tanto Gosth buscaba en la base de datos de la CIA información sobre Leon, descubrió que Leon era el tipo que mato en España, y que la mascara que llevaba significaba “Ángel” en japones. Y obviamente se rió diciendo:
-Acaso se cree Lincon y que nosotros somos vampiros?
Al día siguiente MILO fue a comprar una Katana, y se topo con la que seria la Julieta de su Romeo. Pero claro,no salio bien,por algo Romeo y Julieta,el no murió,pero ella fue envenenada y para sacarle el sufrimiento la apuñalo.
Tricks tampoco tenia un buen día,ya que no estaba la moto que quería comprarse y tampoco encontró ropa que le gustara, y para desatar su ira,mato a todos en las dos tiendas, la de motos y la de ropa.
A los que si les iba bien era a Gosth y LEX,compraron sus vividas preferidas (Monsters) y jugaron toda la mañana al C.S.
Sara por su parte,conoció a un chico,y les iba bien...hasta que dijo que no le gustaban los perros,y ahí fue cuando el perdió la vida.
En la noche los cinco salieron a “celebrar” y por eso fueron a Berlin,un cuarto de la población murió. Hay que aclarar que ninguno mata niños, y que Sara solo mata mujeres que sean malas con sus hijos,a los demás les da igual que hagan con su vida.
GUARDA SILENCIO”
La mañana empezó como la de todos los días, curar personas, ir de un lado al otro,dar apoyo en otros campamentos y así siguió todo, hasta que alguien llego y mato a todos, era un mercenario conocido como “GRUMPEL”. Tenia un récord de 19502 muertes, el siempre tiene un objetivo, pero si alguien se interpone también muere. Esta vez iba por Pablo, un médico común, pero su profesión evitaba que un grupo de terroristas cumplan con su misión.
GRUMPEL mato a todos, pero Pablo vivo, solo de suerte, se sentó, y vio a sus compañeros muertos, el había jurado salvar a esas personas, pero no pudo. Se le nublo la vista de tantas lágrimas, cambio su postura, ahora los salvaría, pero no curando personas, el va a matar a los culpables.
Se puso su túnica, unos guantes, con trozos de tela se hizo una mascara y con algunos aparatos hizo un arco, también se puso un chaleco anti balas. Ahora estaba listo para cumplir con su objetivo, solo le faltaba encontrarlos.
Llego a un campamento, mato a los guardias con una flecha a cada uno, se les llevo las pistolas y siguió su camino. Asesino a todos los que estaban adentro, cada uno tenia un agujero o una flecha en la frente. Antes de llegar a la “oficina” del jefe se encontró otra vez con GRUMPEL.
-El payaso llego a la fiesta-Dijo GRUMPEL
-Otra vez nos encontramos? Creía que no te vería mas, pero bueno, sera linda la venganza- Respondió Pablo.
-Tu eres del que todos hablan “The Suwet”, verdad?
-No tenia idea de que me decían así.
Prosiguieron a dispararse. Cuando los dos se quedaron sin balas, Pablo uso su arco y GRUMPEL un cuchillo que se había robado de Japón, Pablo le dio un flechazo en una pierna, clavándolo al piso, y otro en un brazo haciéndolo perder el cuchillo, agarro una de sus flechas y se la clavo en la cabeza con sus manos. Cuando llego a donde el jefe solo encontró una nota que decía “Nos vemos pronto”.
-Y esa es la historia de como perdí mi cuchillo-Dijo alguien.
-Wow, de todas las locura que viviste esta es la peor León-Dijo su amigo- León? Donde estas amigo?-Dijo asustado al sentir un revolver en su cabeza.
ES DIFICIL DECIR ADIOS”
-Ya se que vas a decir, ¿De verdad LEX está colgado en una jaula?, la respuesta es “Si”, déjame que te cuente. Hasta hace dos semanas estaba bien, no tenia preocupaciones y tampoco problemas. Pero un día irrumpieron en mi casa, se llevaron a mis amigos y a mi perro, también mis armas y los autos, pero no creas que no luchamos, todos peleamos contra esos mercenarios, pero todos fallamos, caímos en batalla, y pues somos demonios no dioses. (se cae la jaula)
-Hola,¿Tu nos tenias a el montón de huesos y a mi en esa jaula?- Dijo LEX
-Perdón, no fue mi intención,mis criaturas no entienden la diferencia de ir a buscar y secuestrar.
-Ok, disculpa aceptada, ¿Pero, que es esto?
-Ah, bienvenido al infierno!
-Entonces...¿Eres el diablo?
-No,yo soy el encargado de buscar a los mortales especiales y transformarlos en demonios de verdad.
-Y...¿Yo que con eso?
-Eres el nuevo ángel de la muerte, tu seras el que liquide a todos los que se merecen morir.
-Lo siento, no soy un héroe.
-Leonardo Demondreg, de Londres, descendiente directo de Rian Reynol, también conocido como “Plimber”,y por ser el asesino de la familia con mas delitos hechos, eres un héroe.
-¿De que familia hablas?
-La tuya, Plimber fue un atracador de bancos, y las siguientes 6 generaciones lo siguieron, tu cortaste con eso Leo.
-1) Eso no explica nada; 2) Me llamo LEX.
-Muchos ya aceptaron y fallaron en esta misión,pero, tu podrías ser todo lo contrario.
-¿Qué misión hablas?
-La que te llevara a tu máximo poder.
-Un momento,¿tengo poderes?
-Si, ¿como crees que vives después de todo lo que pasaste?,no eres afortunado de no haber muerto en ese bombardeo.
-Mi familia vivió también después de eso.
-Tu hermana Nina los posee.
-Nina murió!
En ese momento LEX se enfureció, liberando una energía que hizo caer al demonio. LEX saco su cuchillo y le corto el cuello cubriendo todo el suelo de sangre.
LEX se preguntaba si de verdad Nina esta viva, él la vio morir, era imposible que Nina viviera después del incendio. Si se pudiera vivir después de ese incendio Leon ya hubiera aparecido.
LEX corrió a su casa, busco el Jet y se fue en busca de sus amigos y de sus autos, pero, de la nada el Jet callo al agua, dejando a LEX en una balsa salvavidas en el medio del Océano. Encontró que el ala izquierda tenía un dispositivo, el cual su función era apagar el Jet.
Después de 10 días llegó deshidratado, hambriento y cansado a África, al parase, una dardo le dio en el brazo, haciendo que caiga dormido. Despertó en una carpa, en la cual había un tipo vestido como superviviente de un Apocalipsis y con un arco.
-Hola,me llamo LEX, vivo en Suiza y ahora tengo que ir a buscar a mis amigos, bye.
-Se quien eres, por eso estas aquí vivo y no con una flecha en la frente en el agua, también se quien tiene a tus amigos.
-Ok,¿quien eres?
-Me llamo Pablo, fui un doctor de médicos sin fronteras, trabajaba ayudando a unos aldeanos a salir de un territorio de terroristas, esos mismos terroristas enviaron a su mercenario mas fiel, GRUMPEL, mato a todos y por suerte yo no morí, pero me hice el arco un traje de camuflaje ligero y salí a matar a esos tipos, yo maté a GRUMPEL, y le quité este cuchillo.
-Ese es el cuchillo de un mercenario de la mafia Japonesa, su nombre real es Leon Fresh, un ex militar que entreno para matarme y a toda la liga, desarrollo una gran habilidad con todos tipo de armas y se transformo en el ejecutor de los Japoneses, pensé que había muerto en el incendio, pero alguien lo salvo y fue a intentar matarme en España, pero, Gosth le corto el cuello.
-Creo que podemos salvar a tu liga,solo necesitamos mejores armas.
Así Suwet se convirtió en uno mas de la liga. Recorrieron todos los campamentos de terroristas, los mataban y se les robaban municiones y otros tipos de armamentos. LEX se llevo dos pistolas y muchos cartuchos, Suwet cosas para hacer distintas flechas.
Al llegar al barco en el que Leon tenia a la liga descubrieron que estaba al mando de una mafia Japonesa y de el grupo de terroristas de hace rato, también tenia muchas defensas en su fortaleza marítima.
-Ok,Suwet, tu por la izquierda y yo por la derecha.
-Entendido, procura que no nos descubran.
LEX por la derecha le corto el cuello a cada oficial que había en el camino, todos cayeron como hojas al viento. Por el otro lado, Suwet había dejado un camino de personas con flechas en la cabeza. Luego de todo eso llegaron a la oficina de Leon.
-¡Muy bien maldito estúpido!¿Donde están?-Dijo LEX
-Están en una jaula, ella los acompaña.
De la nada los dos compañeros dispararon a la vez, LEX lo lleno de balas y Suwet le dejó una flecha entre ceja y ceja.
LEX buscando por todo el barco encontró a la liga, y a su hermana.
Esta vez decidieron atar a Leon del ancla y cortarla, dejándolo en el fondo del Océano Atlántico.
-Chicos, tengo que decirles algo, voy a dejar la liga, Sara por derecho es mi sucesora, ella decidirá quien va a ser su segundo al mando. Tengo que descubrir quien soy y que hago en este mundo.
Sara lo agarro del brazo y se lo llevó a un lugar escondido y le dijo:
-Vamos LEX, tu eres la razón de esto, no puedes irte.
-Sara, los dos sabemos bien que sin ti esto no seria nada, ahora sal de mi camino, yo me voy.
-Leonardo, yo te necesito, si te vas yo también, no puedo estar lejos de ti, estos días aquí fueron difíciles.
-No puedes venir conmigo, ellos te necesitan y yo necesito irme lejos de todo, volveré, lo juro.
-Nunca cumples lo que prometes.
-Te prometí que si en algún momento tu vida corre peligro yo voy a estar ahí para ayudarte, y llegue a ayudarte.
-Prometiste que siempre estaremos juntos...
-...Juntos no importa la distancia...
-...O el tiempo que pase...
-...Siempre juntos-Dijo LEX terminando la frase.
Volvieron con los otros y LEX dijo:
-Espero que vivan, y que no se metan en problemas, si Leon vuelve yo volveré y si algo malo pasa, también lo haré.
LEX empaco algunas cosas y se subió al avión, cuando estaba por despegar miró a Sara y dijo “Te quiero tres millones”.
“DAR WORLD” Fue creada y escrita por MeXlo
Pd:Si te gusto házmelo saber un abrazo y hasta pronto.
Twitter:@mexlo
Instagram:/mexlo_
YouTube:/MeXlo
submitted by DarkWorld_ to u/DarkWorld_ [link] [comments]


2019.01.10 02:14 alforo_ Los “encaladores” de año nuevo

Si algo bueno ha salido de las pasadas elecciones andaluzas es la desaparición por arte de magia de los conceptos “pacto de perdedores” o “gobierno de la lista más votada” en los escritos y comentarios de los plumíferos del Sistema.
Líbrennos los hados de desear un gobierno de Susana Díaz pero para mirar desde la izquierda con simpatía al “trifachito“ surgido de las urnas debe inyectarse primero en vena una dosis letal de masoquismo. Hay que ser muy estúpido para desear la fusta de unos líderes andaluces a los que parece ponerles a tope las películas protagonizadas por rubicundo con traje de cuero negro, gorra de Oberführer y brazalete. Pero como decía el torero “Hay gente pa to”.
También es llamativa la extraordinaria lección de “lavado exprés” que los medios de difusión han vuelto a dar. En esta ocasión, a diferencia de cuando analizan a Unidos Podemos, Adelante Andalucía o cualquier alternativa que cuestione sus privilegios, donde solo encuentran chavistas bolivarianos, perroflautas, filoseparatistas o proetarras... al escrutar al trío que protagonizará el idem, en el más a la derecha de los que están ya muy a la derecha, pese a loas a Franco, agresividad con mujeres, homosexuales o inmigrantes, no vieron nostálgicos de la dictadura, racistas, machistas, homófobos... sino "constitucionalistas muy españoles y mucho españoles".
Eso sí, como los pactos solo parecen lícitos cuando van en una dirección, no pierden ocasión para poner en duda la legitimidad de los acuerdos que permitieron sacar adelante la moción de censura contra el corrupto PP de la Gürtel, ése de los mil y un encausados.
En Andalucía los “constitucionalistas prêt-à-porter” de Moreno y Marín tardaron dos segundos en llegar a un acuerdo de gobierno con un partido que reúne muchas de las características del protofascismo y al que se le puede catalogar al 100 % como brazo político de Kikos, Opus Dei y Hazte Oír. Y lo han hecho sin taparse las narices, sino mirando el tendido al grito de “ Santi, Pablo, Albert, dientes, dientes, dientes”. No en balde son entusiastas de Pantoja y los toros.
Los voceros de la oligarquía nos dejan claro a todas horas que lo esencial es el chalet de Pablo Iglesias. Aunque el dinero salga de sus bolsillos y de los de Irene, la pareja cometió un pecado tan imperdonable (otra cosa -como dejamos escrito en su momento- es la torpeza y error político de su adquisición por darle gratis munición infinita a los carroñeros) que no tiene redención posible en mil vidas. Nada que ver con los pecados veniales atestiguados en papeles de Bárcenas, sobres en B, venta de viviendas sociales a fondos buitre, puestos de trabajo en empresas privatizadas, másteres regalados... minucias.
¡Qué importa que el nuevo Favila o Fáfila a punto de iniciar la reconquista que responde al nombre de “Santiago y cierra España” tenga un currículum laboral que haría las delicias de un “ni-ni”! Lo suyo se vende como estímulo social por proporcionar a tantas almas desorientadas la coartada perfecta: “¿Ves mamá como sin trabajar nunca puedo terminar haciendo carrera?. Mira a Pablito Casado y al niño Abascal”.
Aunque nos parezcan ilógicos, los pasos del “tripartito” tienen una coherencia ideológica brutal. Por lo pronto, los “regeneradores del amanecer” parecen haberse puesto de acuerdo en lo esencial: subirse los sueldos. Si se acusaba al PSOE de sostenerse en una red clientelar, nada mejor que combatirlo construyendo una nueva malla. La patria empieza en el bolsillo y entre un “Todo por la patria” y un “Todo por la pasta” hay indudable homonimia.
De las flamantes medidas anunciadas, todas acordes con el pensamiento conservador ultraliberal, la única que chirría es el intento de jibarizar Canal Sur. Por favor, si el concepto de nación española de la triada se fundamentaba en empachar a los televidentes con toros, procesiones, romerías, desfiles y folklore ñoño, ya tenían el instrumento ideal con la actual televisión pública andaluza. Y además corren el riesgo, si se les va la mano y suprimen a “Juan Imedio”, de poner en marcha la revuelta de centenares de miles de jubilados andaluces a los que no movió del sillón el pensionazo.
A veces no calibramos cómo unas votaciones pueden trastocar nuestras vidas en un sistema político donde la participación y la opinión han quedado para muchas personas reducida a acudir cada cuatro años al colegio electoral.
Un ejemplo: si llevamos la aplicación de nuestras ideas al ámbito personal, ningún votante del “terceto” que no lo desee se casará por lo civil, divorciará, abortará, tendrá relaciones sexuales si no han sido bendecidas por un representante de su dios o creará un núcleo familiar fuera de la unión hombre/mujer. Es decir, su realidad cotidiana no se ve afectada en ningún momento. ¿Pero que ocurre si algún día cambiamos el enunciado del silogismo y dibujamos un escenario futuro en el cual los ultrarreligiosos tienen poder absoluto?. Todas sus ideas serían prohibiciones que nos marcarían como sociedad, castrando la libertad personal. Aunque algunos de los líderes promotores tengan muy claro el clásico “ Haz lo que yo diga pero no lo que yo haga”.
Tampoco es baladí el empecinamiento por suprimir la ley de Memoria Histórica de Andalucía. Con una rápida consulta a golpe de clic (todoslosnombres.org/) nos topamos con 96.608 represaliados por el franquismo solo en Andalucía, Extremadura y Norte de África. Y como –candidato de Vox Málaga dixit- para ellos Franco no fue un dictador ya que vivían la extraordinaria placidez de los vencedores, nada mejor que borrar las huellas del crimen y aplicar a toda la sociedad andaluza una lobotomía que conlleve la destrucción de la personalidad. Eso sí, compatible con sacar a pasear con la más nimia excusa los fusilamientos de Paracuellos pues ahí si murieron personas y no en Badajoz, Paterna o Baena.
O la tentación de utilizar la bandera monárquica como bula papal. La última “hazaña” de los portadores del tarro de las esencias ocurrió hace unos días en un bar de Almería. Cualquier trifulca se traduce por los trolls de la derecha en un ataque a la patria a poco que algún contendiente lleve un polo con los colores rojigualda. A los adoradores de la mentira mil veces repetida no los deja sin sueño la falta de veracidad. Pese a las personas que testifiquen ebriedad y provocación (La pelea de bar convertida en" brutal agresión" por llevar una bandera).
Entramos en 2019 con una horda de políticos y periodistas de brocha gorda encalando a destajo. Ya se sabe que como buenos fariseos dominan la técnica del sepulcro blanqueado. El objetivo es dulcificar las amargas píldoras que el buscado retorno al nacionalcatolicismo (el franquismo solo fue la floración entre 1936 y 75, sus raíces son mucho más profundas) traerá a toda la sociedad.
Por ello es esencial centrar nuestro trabajo político en movilización y denuncia, sin dejar de oponernos a cualquier iniciativa, de las muchas que pondrán sobre la mesa, que signifique merma de derechos. Y la intervención de Antonio Maíllo el día de la constitución de la mesa del Parlamento un ejemplo a seguir.
Siendo conocedores de la actual realidad sociopolítica de nuestra tierra, refresquemos un texto de la mitología católica, episodio de la pasión de Cristo, cuando a la turba se le dio a elegir entre Jesús y el ¿ladrón?, ¿homicida? Barrabás (“Bar Abbá / Hijo del Padre”). Quedó clara la elección mayoritaria aunque ésta supusiera condenar a un inocente.
Analizando las intervenciones del “trifachito” tratando de camuflar los acuerdos alcanzados y el deterioro de la convivencia que vendrá de la mano de tanta intolerancia acumulada, es difícil, al cerrar los ojos, no escuchar la música del No-do.
Cuando la pobreza, la crisis pronta a recrudecerse, la pérdida de derechos golpea, una parte de convecinos, convencidos de que navegan en la clase superior del Titanic y no en patera como los invasores bárbaros, se conforman con entonar "El novio de la muerte" mientras enlucen. Sin importarles que la pared elegida sea la tapia de un cementerio.
Juan Rivera. Colectivo Prometeo
submitted by alforo_ to podemos [link] [comments]


2018.12.18 14:11 javun1 Valiente carta del Grl Santiago Omar Riveros, último general con vida, preso y con 94 años de edad.

Un buen punto de partida para reconciliar a los argentinos. No hay que olvidar que la grieta de la cual tanto se había ahora empezó en esta época, y hay que empezar a cerrarla sin omitir parte de la historia.


CARTA DEL GENERAL (R) SANTIAGO OMAR RIVEROS

A LA SOCIEDAD ARGENTINA

​Buenos Aires, marzo de 2018.

Soy General y, con 94 años, uno de los más antiguos Oficiales Superiores del Ejército Argentino con responsabilidad de mando en la guerra contra las organizaciones armadas de los años ’70. Soy además el preso más viejo de la Argentina. No es el propósito de esta carta quejarme del trato que recibo. Quiero a través de ella, asumir responsabilidades y pedir perdón a todos a quienes cause un daño injusto, en ejercicio de mi comando.

Lo hago en nombre propio, como uno de quienes tuvimos responsabilidad en la adopción de la metodología empleada en aquel enfrentamiento.

Actué siempre en el convencimiento de haber estado cumpliendo con mi deber como soldado, defendiendo a la Nación contra una agresión interna conducida desde el exterior. Por aquellos años, la denominada “guerra fría”, caracterizada por el armamentismo nuclear como medio de disuasión, llevó a que las dos potencias beligerantes decidieran trasladar el combate hacia zonas desnuclearizadas. América Latina, el África Septentrional y el Sudeste Asiático fueron el campo elegido.

Estábamos advertidos de esta ofensiva. Pero no preparados para mensurar sus consecuencias: las heridas que quedarían en nuestra sociedad y en nosotros mismos luego de librar una lucha que, deben saberlo, era tan necesaria como inevitable.

Lo era para quienes se entrenaron en el exterior para formar parte de organizaciones armadas, con el designio de cambiar el estado de las cosas para siempre. Matando a quien fuera necesario para lograr sus fines, y también con la convicción de jugarse la propia vida en ello. Los más preparados sostenían el ideario marxista de la Unión Soviética y Cuba, y a ellos se sumaron muchos que, desde otras vertientes, se levantaron en armas en nombre de una desigualdad social que, tristemente, era mucho menor entonces que ahora.

El conflicto se instaló en nuestro país ya en 1959, pero fue reconocido como una ofensiva militar fomentada desde el exterior recién en 1974, cuando las autoridades constitucionales, urgidas por la gravedad de la escalada, requirieron soluciones inmediatas, ordenando la movilización de las FFAA y el inmediato “aniquilamiento del accionar subversivo”.

Inmersos en el caos y el desorden, y tras el fracaso judicial y operacional de las gestiones anteriores, las Fuerzas Armadas cometimos el error de la toma del poder político.

La clandestinidad, característica del combate planteado por los agresores, exigió una respuesta. Esa metodología nos dejó heridas que tardarán en cicatrizar. Este es un intento personal para empezar a hacerlo.

Son heridas abiertas en nuestra memoria, por los camaradas y policías muertos secuestrados y asesinados. Por quienes quedaron mutilados. Por los civiles secuestrados y muertos. Y son heridas abiertas en los adversarios, que vieron morir a sus compañeros y en los familiares que no pudieron darle sepultura.

Una metodología que cumplió los fines de la guerra: ganarla en el menor tiempo posible evitando la mayor cantidad de bajas. Pero que supuso el dolor perenne de miles de familias argentinas, lo que lamento profundamente.

No puedo hacerlo por haber combatido al adversario hasta la muerte, porque ese era mi deber.

No lo podría hacer,porque yo mismo envié todos los días a la muerte a mis subordinados mientras duró ese enfrentamiento.

Lamento no haber hecho todo lo posible para darles, en los casos en los cuales pude hacerlo, la correspondiente sepultura.

Me equivoqué en ello. Pero así como nos equivocamos gravemente en un enfrentamiento entre compatriotas, les digo que hoy se cae en otro error tremendo con lo que le están haciendo a sus Fuerzas Armadas y muy especialmente a los policías, agentes de seguridad, suboficiales, a los entonces jóvenes oficiales y ahora también civiles, con quienes vengo compartiendo cárcel desde hace años.

La guerra no es un fenómeno jurídico, ni siquiera militar, es un hecho socio-político. Pretender que sean los Jueces quienes se ocupen de ella es sacarse de encima la responsabilidad. Porque donde se determina el objetivo de la guerra y su apertura, su alcance o su finalización, es en el plano Político. Los militares sólo actúan en el combate, que es el síntoma, la cara visible del verdadero conflicto, que es siempre político.

Por eso la Constitución le otorga al Legislativo y al Ejecutivo la potestad para declarar las guerras y les reserva sólo a ellos -responsables de consolidar la paz interior- las medidas pacificadoras, irrevisables por el Judicial, salvo corrupción.

Graves consecuencias tuvieron nuestros actos y muy graves consecuencias tendrá para la vida de la Nación lo que está pasando ahora. El Poder Judicial, cuarenta años después de los hechos, cae en tremendas inequidades cuando intenta juzgar fenómenos en los que intervinieron decenas de miles de personas. Y máxime cuando deja entrar las ideologías y cede ante la presión de partidarios de los agresores de ayer, o de los intereses económicos o políticos de hoy. Esto es lo que ha llevado a que se los juzgue aplicándoles un derecho diferente al del resto de la ciudadanía, se los prive de garantías elementales y se les coloquen las más altas penas sin importar su jerarquía al momento de ocurridos los hechos. Ya son, a enero de este año 430 nuestros muertos en prisión -que son también de ustedes porque son argentinos- sin condena desde que se reiniciaron estos juicios, abiertos sólo contra ellos.

Yo no advertí a tiempo las tremendas diferencias que existen cuando el enemigo al que se combate es un extranjero o un compatriota. No pueden caer ustedes en el mismo error. No los tratan como soldados de nuestra Nación, sino como enemigos, mientras castigan a las FFAA privándolas de un presupuesto digno.

Deben ustedes pensar que cuatro presidentes democráticos y cuatro de facto los enviaron a combatir en los montes tucumanos; los emplearon contra la guerrilla urbana; los enviaron a Malvinas, mientras que otros tres, Alfonsín, Menem y Duhalde los convocaron para La Tablada, las sublevaciones armadas internas que sufrieron y los enviaron a la guerra del Golfo. Son los mismos a los cuales amnistió el ex Presidente Bignone; a los cuales se les anuló ese beneficio pero fueron amnistiados por las leyes democráticas llamadas de Punto Final y Obediencia Debida votadas por el Congreso. Los mismos a los cuales se les volvieron a anular esos beneficios para detenerlos y juzgarlos ahora, cuarenta años después de los hechos. ¿Cómo es que hemos sometido a nuestros militares, policías y gendarmes a semejantes vaivenes?

No pueden gozar ustedes ahora de los beneficios obtenidos por el fin de todas aquellas guerras y enfrentamientos, y simultáneamente desentenderse de los errores que cometimos quienes los comandamos.

Ahora además detienen a los civiles que actuaron en la administración del gobierno, o a dueños de medios de prensa o jueces o sacerdotes que no simpatizan con los agresores de ayer y de hoy. Los juicios se extendieron a los hechos ocurridos antes del golpe del 76. ¿No ven acaso que los únicos juzgados por estos hechos son quienes combatieron o no estaban de acuerdo con las organizaciones guerrilleras antes y después del golpe militar?

No puede direccionarse de esta forma el criterio judicial y legislativo de una Nación, ni permitirse que en ella existan semejantes discriminaciones. Y les digo, tienen cientos de oficiales y suboficiales presos que ni siquiera fueron empleados en el combate. Lo están simplemente porque en sus legajos figuraban en tal o cual destino.

Los Generales nos conducimos en medio de la anarquía, las pasiones, la disolución y la guerra, con el objeto de ponerles fin a todos esos males. Me pregunto: ¿cuál es el fin que se persigue con estos juicios, además de los millonarios gastos e indemnizaciones (muchas pagadas a quienes nunca fueron víctimas de nuestro accionar) y costas que abonarán generaciones de argentinos con sus impuestos? Todo ello ocupando la agenda de los tribunales federales –encargados de investigar la corrupción y el tráfico de drogas- durante todos estos años y los que vendrán.

No es esta una queja propia. Déjenme morir prisionero a mí solo. Yo fui quien dio las órdenes para librar el combate, tal como lo declaró la sentencia de la causa 13/84.

No pretende esta carta agotar el tema. Faltan muchas cosas. Es un intento de empezar a derribar la muralla de odio, de desconocimiento, de miedos y de incomprensión que nos separan. No valen las disculpas de quien se excluye de los errores. Yo los cometí y me hago responsable de ellos.

Pido, cuando se acerca el final de mis días, que no reiteren nuestros errores. Que nos reconozcamos como hermanos. Que vuelvan a confiar en las FFAA como garantes de la paz y la libertad. Se lo merecen por su gloriosa historia y por los hombres y mujeres que las componen. El país las necesita para existir y para progresar.

También pido que cese esta discriminatoria persecución a mis subordinados, y a cualquier otro, con una excepción, la mía, que, Dios sabe, jamás merecí mejor suerte que la que sufrió el último de los hombres a los que tuve el orgullo de comandar, para bien o para mal, en nombre y en defensa de nuestra querida Patria.
submitted by javun1 to argentina [link] [comments]


2018.10.26 19:49 justablondeguy Libertad económica e igualdad de género van de la mano, por Guillermina Sutter Schneider

Libertad económica e igualdad de género van de la mano, por Guillermina Sutter Schneider
Leer artículo original en elcato.org

El nuevo Índice de Libertad Económica califica 159 países en base a cinco mediciones de libertad económica: tamaño del Estado, estructura jurídica y garantía de los derechos de propiedad, moneda sana, libertad de comercio internacional y regulación crediticia, laboral y de la empresa.
Publicado por el Instituto Fraser, los datos muestran una fuerte correlación entre la libertad económica y el progreso humano. Las personas que viven en países pertenecientes al primer cuartil de libertad económica no solo gozan de un PIB per cápita promedio mayor que aquellos en el último cuartil, sino que también viven más tiempo, tienen mayores niveles de libertades políticas y civiles y tienden a ser más felices.
Por primera vez, el Índice cambió su metodología para incluir un Índice de Disparidad de Género (GDI, por sus siglas en inglés) que refleja los obstáculos legales y regulatorios sobre las actividades económicas de las mujeres. Los informes anteriores asumían que las mujeres y los hombres enfrentaban las mismas barreras. Pero este no es el caso de muchos países, como Arabia Saudita, donde las mujeres todavía necesitan del permiso de un hombre para conseguir un trabajo o para abrir una cuenta bancaria.
El GDI utiliza datos de los informes del Banco Mundial Mujeres, Negocios y la Ley y 50 años de Derechos de las Mujeres, que siguen de cerca modificaciones en la igualdad de género durante el tiempo. El puntaje de un país en el GDI puede variar de 0 a 1. Esto significa que un país recibirá una puntuación más cercana a 0 si las mujeres no tienen los mismos derechos económicos que los hombres. Por otra parte, un país con una puntuación más cercana a 1 otorga el mismo trato a hombres y mujeres ante la ley, por lo que las mujeres no enfrentan barreras adicionales en la actividad económica.
El año más reciente para el cual los datos más recientes se encuentran disponibles, 2015, el GDI apenas afectó los resultados globales de 122 de los 159 países. Pero para un pequeño grupo de naciones, esta nueva metodología significó una disminución significativa tanto en sus puntuaciones como en sus puestos. Algunos de los países con las mayores caídas fueron Arabia Saudita, los Emiratos Árabes Unidos, Kuwait, Jordania, Bahrein, Qatar, Omán, Irán, Egipto, Marruecos y Siria.
La autora del capítulo, Rosemarie Fike, señala que el GDI afectó en mayor medida a la región de Medio Oriente y Norte de África. Muchos de estos países serían relativamente libres económicamente sin las restricciones impuestas a las mujeres. Por ejemplo, los Emiratos Árabes Unidos y Jordania, que habrían estado entre los primeros 20 puestos en el índice de Libertad Económica si el GDI no hubiese sido incluido, cayeron a los puestos 37 y 39 respectivamente.
Otro de los hallazgos más importantes es que las puntuaciones más bajas en el GDI han ido aumentando significativamente desde 1970, cuando los puntajes más bajos oscilaron entre 0,00 y 0,44. En el 2015, oscilaron entre 0,41 y 0,65. Los países han ido eliminando sus barreras a las actividades económicas de las mujeres a lo largo del tiempo al mismo tiempo que las mujeres son cada vez más iguales a los hombres ante la ley.
El siguiente gráfico muestra el promedio de desigualdad de género por cuartiles de libertad económica. Los países en el cuartil menos libre tienen una puntuación más baja en el GDI con un promedio de 0,76. A medida en que uno avanza hacia los cuartiles más altos, los puntajes del GDI aumentan hasta llegar al cuartil de los países económicamente más libres con un puntaje promedio en el GDI de 0,95.

https://preview.redd.it/6j9g0y3ciku11.jpg?width=573&format=pjpg&auto=webp&s=e7818563b1abb53b7b7e29b800944b73eef0a18c
La igualdad de género ante la ley mejora a medida que los países se vuelven más libres económicamente. Aquellos que aún restringen los derechos económicos de las mujeres pagarán mayores costos económicos. Tratar a mujeres y hombres como iguales ante la ley trae mayores grados de libertad económica y aumenta el potencial de crecimiento de la sociedad.
submitted by justablondeguy to LibertariosArgentina [link] [comments]


2018.08.29 02:59 lulydelmar1 Malin Björk: “El cierre de fronteras crea una Europa sin rostro humano”

23 AGOSTO, 2018 Malin Björk Por Álvaro Bravo (@AlvaroBravo4) Malin Björk es eurodiputada sueca por el Partido de la Izquierda en el Parlamento Europeo desde 2014. Además, es miembra de la Comisión de Libertades Civiles, Justicia y Asuntos de Interior y de la Comisión de Derechos de la Mujer e Igualdad de Género. El fenómeno de las migraciones ocupa un lugar importante en su activismo político hasta el punto de poner en riesgo su imagen política con tal de lograr que no deportaran en un avión a un hombre iraní demandante de asilo. Björk ha trabajado durante varios años para el Lobby Europeo de Mujeres en Bruselas antes de convertirse diputada del European United Left–Nordic Green Left en 2009.
¿Cuál es tu opinión acerca de la gestión actual de la Unión Europea de la inmigración?
Desde que soy eurodiputada en 2014 he visto que no hay una perspectiva de largo alcance para este tema tan complejo. No hay un debate real sobre la solidaridad con los refugiados, la necesidad de abrir fronteras, algo que sucede desde el otoño de 2015 con el movimiento de personas por la ruta de los Balcanes. Estuve allí y pude ver lo que estaba pasando en los campamentos sin que se dieran soluciones para acoger de una manera segura a los refugiados que llegaban. Cada gobierno de los países miembros de la Unión Europea tiene una posición muy diferente sobre la migración dependiendo de los partidos que estén en el gobierno. Por ejemplo, mi país, Suecia, como región rica de cinco millones de personas, no tiene problemas económicos en integrar a buena parte de los inmigrantes. Pero en lugar de este mensaje algunos políticos nacionalistas deciden utilizar la migración como algo negativo para conseguir votos.
Se genera ese problema artificial cuando muchos países de la Unión Europea incrementan los controles fronterizos de diferentes formas para intentar controlar el movimiento de la gente. Intentamos disuadirlos para que no vengan a Europa olvidando en el camino los derechos universales de movilidad, de acceso a la educación o a la salud.
¿Hay algún tipo de interés por parte de las empresas de seguridad en mantener esas fronteras?¿Existen lobbies en Bruselas que ejerzan presión en el Parlamento para que los estados legislen en su provecho?
¡Por supuesto que existen compañías privadas que actúan en su propio beneficio en las actividades del control migratorio! Hay una relación entre las operaciones militares -que buscan crear ese perímetro de seguridad en torno a Europa- y el poder público. Sobre todo porque se ofrecen fondos comunitarios para la investigación de tecnologías de seguridad y defensa. Este es un hecho que no deja de sorprenderme. Esto supone límites para las personas inmigrantes, límites para la libertad de movimiento, límites para recibir personas. En este contexto se utiliza la sospecha permanente de que existan posibles terroristas, donde se sacrifican libertades y derechos por la seguridad. Me siento profundamente decepcionada por la influencia del lobby de las armas y de las empresas de seguridad en políticas que deberían ser de corte humanitario.
Los países mediterráneos son considerados como la frontera sur de Europa. ¿Estás de acuerdo con la definición que hacen algunos medios ingleses del papel del Gobierno español como ‘gatekeeper’?
Si tú eres un partido nacionalista con una mentalidad xenófoba puedes presentarte ante tus votantes como un ‘gatekeeper’, un controlador de fronteras que actúa con mano dura. Hay muchos estados que quieren venderse así porque consiguen votos. Durante mi viaje a Melilla escuché que una empresa había recibido contratos para construir la valla. Lo que realmente da miedo es que la población reciba estos mensajes como positivos.
En cambio, otro discurso político que ha cobrado fuerza en europa es delegar responsabilidades a otros países: “vamos dejar que la gente se mueva a diferentes países y los responsables para la regulación van a ser países del norte de África”. El Partido Demócrata italiano permitió el movimiento en sus fronteras, una decisión que puedo entender, sin que existieran unas medidas decentes comunes. Esta decisión causó un gran descontento en otros países europeos con un discurso más duro en contra de la inmigración, y ahora, tras la victoria de la Liga Norte, hay un cambio en las políticas italianas al cerrar los puertos, agitar la xenofobia e impedir la llegada de personas.
Esto permite a los Estados europeos delegar las políticas migratorias y externalizar las fronteras a países como Libia, que ha sufrido una guerra civil, donde muchos de los derechos humanos no son respetados, como ya denunciaste en el mismo Parlamento Europeo.
Cuando estuve en Melilla hace un par de años pude comprobar cómo este lugar es casi como una prisión, algo horrible. Allí hablé con el alcalde de la ciudad quién me dijo que estaba orgulloso del papel de las fuerzas de seguridad impidiendo la llegada de personas del África subsahariana. Él estaba convencido de que hacían un buen trabajo en la frontera cuando no es aceptable controlar la migración con métodos contrarios a cualquier legalidad. Por eso, es importante contar historias sobre las concertinas en Melilla, sobre quiénes esperan en campamentos, sobre los amigos que pierden en el camino y sobre los abusos cometidos por los policías. Durante el viaje conocí a una senegalesa que vivía en la parte marroquí de las montañas que llevaba dos meses esperando para poder cruzar la frontera. Me contaba que durante el viaje había sufrido abusos sexuales por parte de sus compañeros. Esto es una consecuencia directa de las políticas migratorias erróneas de la Unión Europea hacia las personas.
Este año organizasteis el foro ‘Feminismo Sin Fronteras’ en el Parlamento Europeo en el que se abordó el impacto de género de las migraciones en las mujeres. ¿Cómo afecta la inmigración a las mujeres desde una perspectiva de género?
En agosto de 2015 recorrí Grecia, Serbia y Macedonia donde vi muchos grupos de mujeres y hombres que no querían romper su familia, dejar a los niños atrás. La mayoría de estas familias buscaban conseguir el estatus de refugiados para seguir juntos mientras continuaban la ruta relativamente segura de los Balcanes. Pero cuando empezamos a cerrar las fronteras, un miembro de la familia, normalmente el hombre, continuaba el viaje solo hasta el centro de Europa para esperar el derecho a la reubicación familiar.
Estas políticas de cierre de fronteras, a pesar de no conseguir nunca su objetivo, han tenido un fuerte impacto negativo sobre las mujeres inmigrantes. Provocan que haya cambios en las rutas, que estas sean más peligrosas, que existan grupos que ayuden a moverse de manera clandestina y la explotación sexual de estas mujeres. Cuando ellas deciden dejar atrás la violencia en sus países de origen no hay nada que consiga frenar ese impulso de estar a salvo, al revés, se incrementa. Por otra parte, una reubicación familiar distinta termina en situaciones como que el padre consiga llegar a Alemania pero los hijos con sus madre se queden en Grecia. En definitiva, las medidas de cierre de fronteras tienen el efecto de crear una fortaleza Europa sin un rostro humano.
En 2014 estuviste a bordo de un avión rumbo a Irán y te avisaron de que en el mismo vuelo viajaba un hombre que iba a ser deportado desde Alemania. ¿Qué pasó después?
Estando en el aeropuerto me llamó un activista y me dijo que iban a deportar a un hombre. En ese momento decidí que no podíamos dejarle ir porque sabíamos que su familia se quedaba en Alemania. Algo debíamos hacer. A sabiendas de que el piloto tiene autoridad completa dentro de un avión y que, si decide que no van a despegar, la policía no puede impedírselo. Decidí no abrocharme el cinturón de seguridad en el momento que lo indicaban. Entonces expliqué que dentro de ese avión viajaba un hombre con una hija de pocos meses que iba a ser expulsado del país. Cuando el personal del vuelo me preguntaba porque hacía esto yo les contestaba: “él tiene su familia aquí, tiene a su hija. ¿No pensáis que lo justo es que sigan juntos?”. Ellos me exigieron que me pusiera el cinturón y me amenazaron con enviar a la policía. No entendían que siendo una política pudiera romper la ley.
Al final, por esta resistencia pacífica, no salió el vuelo esa mañana y este hombre no fue devuelto a Irán. Es el caso de una única persona, pero pienso que su vida cambió en ese momento y que también cambió la mía porque pude ver como una acción propia ayudaba directamente a unas personas. Es una sensación diferente a cuando estás elaborando un informe, en un debate parlamentario o en este despacho. En un caso de injusticia como la que presenciaba tienes que elegir que elegir cómo actúas, ¿haces algo o no haces nada?
https://blogs.publico.es/conmde/2018/08/23/malin-bjork-el-cierre-de-fronteras-crea-una-europa-sin-rostro-humano/
Un breve comentario y algunas preguntas:
La primer pregunta que me he hecho es en referencia al titulo de la nota: Acaso alguna vez ha habido una Europa con rostro humano? Si, pero no en este siglo. En el siglo pasado. Suecia si ha sido un país con rostro humano en los años 70 y 80 del siglo pasado cuando recibió a miles de perseguidos políticos de las dictaduras militares de Sudamerica, sobretodo de Chile. También de Argentina y el Uruguay. Pero no llegaban en pateras sino a través de canales legales de pedidos de asilos políticos.

Pero ese rostro humano europeo se fue desfigurando con el paso del tiempo, para luego en este siglo convertirse en una hipócrita máscara, cuando no, en una maquina de matar. La Europa sin rostro humano, existe ya hace rato y es precisamente la responsable del desastre humanitario del Mediterráneo y la responsable de que en 2 años llegaran a Alemania 2 millones de refugiados.
La UE de este siglo, nunca ha tenido rostro humano. Participó en guerras como Afganistan, Irak, Libia, Siria, Ucrania
Qué rostro humano pueden tener Aznar y Tony Blair que arrasaron con la vida de más de 1 millón de personas en Irak?
Cuando el periodista hace referencia a Libia y afirma "que ha sufrido una guerra civil" acaso se olvida que durante más de 6 meses fue bombardeada por la OTAN con toneladas de bombas?
Qué rostro humano puede tener Europa cuando ha financiado y armado a fundamentalistas en Siria junto a Qatar y los saudíes? Acaso no han puesto en riesgo la seguridad de los europeos desde Irak a la fecha?
Qué rostro humano puede tener Europa cuando ha comprado petróleo al Estado Islámico y no ha dejado de venderle armas a los saudíes e Israel que masacra Palestina?
Qué rostro humano puede tener Europa cuando ha apoyado masivamente la aniquilación económica de Grecia y que ante la "Crisis" del 2008 ha rescatado Bancos y ha dejado tirados con sus desahucios a cientos de miles de personas en España?
Esto si no es con un cambio radical en las políticas económicas en Europa y un cambio en su política exterior no tiene solución.


submitted by lulydelmar1 to podemos [link] [comments]


2018.05.23 22:11 sebastianlizardi Moción de confianza sobre Pablo Iglesias e Irene Montero

Buenas
.
Quiero expresar mi total apoyo a Pablo Iglesias e Irene Montero.
.
Al que le interese dedicar unos minutos para leer tranquilamente por qué defiendo esta posición, a continuación explico mis motivos.
.
Este cuestionamiento de la credibilidad de Pablo Iglesias e Irene Montero, surge de la noticia de la compra por parte de ambos de una vivienda de 600.000 euros. En todos los medios de comunicación, en todas las televisiones, en todas las radios, en todos los medios escritos, en todas las redes sociales, en todos los foros de internet, no se habla de otra cosa que no sea la compra de la vivienda de Iglesias y Montero. Los argumentos para criticar a Iglesias y Montero por comprar esa vivienda son de todo tipo, desde la demagogia más rancia hasta interesantes reflexiones de personas consideradas progresistas y de izquierdas.
.
Se ha dicho que Iglesias se ha convertido en casta, en la misma casta corrupta que el mismo criticó siempre. Se ha comparado a Iglesias con Felipe González por su falta de ética. Se ha dicho que Iglesias demuestra falta de coherencia al hacer lo mismo que él criticó, en alusión a un tuit sobre la compra de otra vivienda por parte de Luis de Guindos, así como a una declaración en un programa de Ana Rosa Quintana sobre el aislamiento de los políticos que viven en chalets. Se ha dicho que Iglesias es un hipócrita. Se ha dicho que 600.000 euros es demasiado dinero para una vivienda de un político de izquierdas. Se ha dicho que esa vivienda es demasiado lujosa porque tiene jardín y piscina, que Iglesias se ha aburguesado, y que por tanto ya no representa a la clase trabajadora. Se ha dicho que Iglesias debió comprar una vivienda menos ostentosa y que no eligió bien la localidad en la que vivir, puesto que Galapagar es una ciudad vinculada a las clases altas y al PP, y que por tanto debió comprar o alquilar otra vivienda en otra localidad distinta. Se ha dicho que Iglesias debió esperar a dejar de ser secretario general para más adelante comprarse una vivienda como esa. Se ha dicho que la compra de esa vivienda es un error de Iglesias, porque un político tiene que vivir como la gente a la que representa. Se ha dicho que Iglesias ha cometido un error de cálculo al no prever la reacción mediática que podía causar la compra de esa vivienda, que por tanto ha sido una torpeza política que finalmente terminará restando miles de votos a Podemos debido a la desilusión que ha provocado. Se ha dicho que esta consulta que se vota hoy es un error porque se está trasladando lo que es una responsabilidad individual, el error de una persona, a toda la organización, y con ello se está haciendo partícipe a todo Podemos del error de Iglesias. Se ha dicho que esta consulta es un plebiscito bonapartiano que demuestra el talante autoritario y antidemocrático de Iglesias. Se ha dicho que Iglesias debe simplemente dimitir por la compra de esa vivienda.
.
Muy bien. No estoy de acuerdo con ninguno de estos argumentos. Explico mis motivos.
.
En primer lugar Pablo Iglesias e Irene Montero han comprado esta vivienda de forma legítima, con su dinero ganado honradamente, con sus ahorros, con la ayuda de sus padres que también ganaron su dinero trabajando honradamente toda su vida y pudieron ahorrar para poder ayudar a sus hijos (ambos Pablo e Irene son hijos únicos), con una hipoteca a 30 años, y con sus sueldos, que afortunadamente, son sueldos dignos. Se trata de la compra de una vivienda absolutamente legítima. No es un regalo. No es un privilegio. No es un trato de favor por estar en la posición en la que están. No es un trato de favor a cambio de favores políticos. No es el Jaguar de Jesús Sepúlveda. No son los trajes de Francisco Camps. No es el máster de Cristina Cifuentes. No son las prostitutas de Rodrigo Rato. No son los safaris de Juan Carlos de Borbón. No es casta.
.
Respecto a la cuestión ética. Se han dicho muchas cosas sobre Pablo Iglesias e Irene Montero. Lo que no se ha dicho, lo que todos los medios de comunicación olvidan, qué casualidad, es que según el código ético de Podemos todos los cargos públicos pueden percibir como máximo un sueldo de tres salarios mínimos españoles, y el restante deben donarlo. Así lo hacen Iglesias y Montero al igual que todos los cargos públicos de Podemos. El sueldo de un diputado son entre 6.000 y 7.000 euros al mes, eso es lo que cobra cualquier diputado del PP, del PSOE o de C’s. Iglesias y Montero reciben tres salarios mínimos. El SMI son 735,90 euros al mes. Por tres son 2.207.70 euros. Es decir Iglesias y Montero ingresan 2.207.70 euros al mes, y los más de 4.000 euros restantes los donan, tal como estipula el código ético del partido. Este código ético también establece que todos los cargos del partido deben publicar su declaración de bienes e ingresos en la web de transparencia de Podemos. Como se puede ver aquí [https://transparencia.podemos.info/] en la web de transparencia están publicados todos los datos financieros del partido, todas las entradas y salidas de dinero en detalle. También están todos los datos de todos los cargos públicos. Aquí está la declaración de bienes de Pablo Iglesias [https://transparencia.podemos.info/cargos-publicos/congreso/pablo-iglesias-1], y aquí la de Irene Montero [https://transparencia.podemos.info/cargos-publicos/congreso/irene-montero-gil]. Como se puede ver en la web, Pablo Iglesias publica la información de todas sus propiedades, como una vivienda rústica en Ávila por valor de 13.000 euros, todos sus vehículos, como una motocicleta scooter por valor de 2.600 euros, todos sus ingresos, como los que percibe por su trabajo en la productora de TV Producciones Con Mano Izquierda, o por la venta de los libros que ha publicado, y el dinero que tiene en todas sus cuentas bancarias, en las que se ve que tiene ahorrados unos 100.000 euros, ahorros que ya tenía desde antes de fundar Podemos. El nivel de transparencia es el que es, no hace falta hacer ningún comentario, salta a la vista. En cualquier caso no está de más compararlo con las webs de “transparencia” de los otros partidos. La del PP [http://transparencia.pp.es/], la del PSOE [http://www.psoe.es/transparencia/], la de C’s [https://www.ciudadanos-cs.org/transparencia]. Miren y compraren. Juzguen por ustedes mismos. Yo lo tengo claro. Pablo Iglesias e Irene Montero son éticamente intachables, al igual que todos los cargos públicos de Podemos que cumplen con el código ético del partido.
.
Respecto a la incoherencia que implica comprar esa vivienda después de determinadas declaraciones de Pablo Iglesias. Estas declaraciones, tal como se han difundido por los medios de comunicación y por las redes sociales, son dos. La primera es un tuit de 2012 en el que Pablo Iglesias decía que no se puede confiar en un político como Luis de Guindos, que se había comprado un ático de lujo por 600.000 euros. Sobre esto hay varias cosas que decir. En primer lugar el tuit es de 2012 (Podemos se fundó en 2014), y Pablo Iglesias no tenía ninguna responsabilidad política en ese momento. En segundo lugar, se trata de un caso diferente. Por un lado, la vivienda de Iglesias y Montero es comprada por dos personas al 50%, por tanto estamos ante una compra de vivienda por valor de 300.000 euros por persona, la mitad del valor de la vivienda de Luis de Guindos, la mitad. Por otro lado, Luis de Guindos, antes de ser ministro de economía, fue miembro desde 2004 del Consejo Asesor de Lehman Brothers, uno de los bancos de inversión más grandes del mundo, especializado en la especulación inmobiliaria, que quebró el 13 de septiembre de 2008, provocando la crisis financiera más grave de la historia desde 1929. No se puede comparar la especulación inmobiliaria a la que se ha dedicado durante años Luis de Guindos, con la compra de una vivienda para vivir en ella con tu familia, pagándola con dinero ganado honradamente, pagando impuestos, pidiendo ayuda a los padres, con una hipoteca a 30 años (Iglesias tiene 39 años, terminará de pagar cuando tenga 69), y cumpliendo el código ético, cobrando tres salarios mínimos y donando el resto. Esa comparación me parece miserable. La otra declaración es una entrevista informal con Ana Rosa Quintana en Vallecas, el barrio de Pablo Iglesias, en la que dijo que le parecía peligroso que los políticos se aislasen viviendo en chalets en Somosaguas. Lo cierto es que Pablo Iglesias tuvo que mudarse de Vallecas por el acoso de los periodistas. Se alquiló un piso en Rivas Vaciamadrid, una ciudad históricamente gobernada por la izquierda. Al parecer vivir en un piso de 50m en Rivas Vaciamadrid es lo que debe hacer un buen comunista, por “coherencia” con su ideología. En fin. Iglesias lo hizo, se alquiló su piso de 50m en Rivas, pero resulta que también allí le acosaban los periodistas. Iglesias siempre ha dicho que está dispuesto a asumir niveles de exposición y de invasión de su privacidad, sin embargo está dispuesto a asumir esos niveles de exposición para él mismo, pero no para sus hijos, y su compañera Irene Montero está embarazada de mellizos. Galapagar es una ciudad gobernada por el PP, y en donde vive gente con alto poder adquisitivo, pero también es una localidad más tranquila y donde se puede vivir con más privacidad.
.
Respecto al alto precio de la vivienda, 600.000 euros, entre dos personas son 300.000 euros cada uno. Con los ahorros de Iglesias, que a sus 39 años ha conseguido ahorrar 100.000 euros, más la ayuda de los padres de Montero (el padre trabajó de mozo de mudanza toda su vida), han pagado la entrada de la casa, 60.000 euros. El resto, 540.000 euros, lo pagarán con una hipoteca a 30 años. En cualquier simulador de internet se puede calcular la cuota mensual, que son 1.600 euros. Entre dos personas son 800 euros al mes cada uno. Los dos tienen sueldos de 2.207.70 euros al mes. Una persona que cobra 2.207.70 euros al mes y paga 800 euros de vivienda, está destinando el 36% de sus ingresos a su vivienda. Es más que razonable. De hecho lo normal es pagar más por tu vivienda y esto lo sabe todo el mundo. Pero, ¿por qué Galapagar? ¿por qué comprar una vivienda con jardín y piscina? ¿por qué comprar una vivienda tan cara? Como ya he dicho, Galapagar es una ciudad tranquila, donde se puede vivir con privacidad, Iglesias y Montero dicen tener amigos allí, también dicen que les gusta el método alternativo de enseñanza de un colegio público de Galapagar, y quieren educar a sus hijos allí, también dicen que tienen tres perros y quieren tener una casa grande con jardín. Eso han dicho. La verdad, yo puedo explicarlo mejor que ellos. Se han comprado esa casa porque les sale de los ovarios comprarse esa casa y no tienen que dar explicaciones a nadie. Es su derecho vivir donde ellos quieran y comprarse la vivienda que quieran con su dinero ganado honradamente, con la ayuda de sus padres, con sus tres salarios mínimos, donando el resto, cumpliendo con el código ético del partido. Les sale de los ovarios comprarse esa casa y punto. ¿Y por qué 600.000 euros? Pues la especulación inmobiliaria, gracias a las políticas económicas del PP (y también del PSOE), ha provocado un aumento desorbitado del precio de la vivienda, especialmente en la Comunidad de Madrid. La realidad es que una casa con jardín no baja de 600.000 euros en ningún sitio de la CAM. Lamentablemente es lo que cuesta una vivienda en la Comunidad de Madrid. Y digo lamentablemente porque es verdad que no todos tenemos un sueldo de 2.207,70 euros al mes. Y efectivamente no todos, la mayoría, no podemos comprarnos una vivienda en la Comunidad de Madrid. La especulación inmobiliaria es en mi opinión el problema más grave que hay en España, causó la crisis de 2008, y está causando una nueva crisis ahora, tal vez más grave que aquella. ¿De quién es la culpa? ¿De Pablo Iglesias por comprarse una casa? ¿O de los gobiernos del PP y del PSOE?
.
Hasta aquí las críticas a Iglesias y Montero son en mi opinión pura demagogia. Pero luego nos encontramos con reflexiones publicadas en algunos medios considerados progresistas como eldiarioes, público o ctxt. En ellas encontramos argumentos como que Pablo Iglesias ha cometido un error de cálculo al no prever la reacción mediática que podía causar la compra de esa vivienda, que por tanto ha sido una torpeza política que finalmente terminará restando miles de votos a Podemos debido a la desilusión que ha provocado. Quisiera centrarme en este argumento.
.
Pablo Iglesias e Irene Montero han publicado una carta titulada “No te metas en política”, puede leerse aquí [https://www.eldiario.es/politica/Podemos-denunciar-Iglesias-Montero-compra_0_773073068.html], en la que denuncian que están siendo acosados, ellos y sus familias. La campaña de acoso es evidente, militantes de extrema derecha de las juventudes de Vox han colocado una pancarta en la nueva casa de Iglesias y Montero que dice “Wellcome refugees and okupas”. Se han publicado ecografías de los hijos. Se han publicado el patrimonio y fotos de los padres de Pablo. En todas las televisiones, en todos los medios de comunicación, en todas las redes sociales, se está hablando de los metros cuadrados de la casa de Iglesias y Montero, de la piscina, de cuántas ventanas tiene, del tipo de interés del crédito hipotecario. Se trata de una campaña de desprestigio coordinada por todos los medios de comunicación. Voy a ser sincero, estoy tratando de no ser un fanático pablista, de ver las cosas con objetividad, y de asumir determinadas críticas sobre el discurso de Podemos que puede caer en contradicciones, contradicciones algunas que yo critiqué en su momento, en los canales adecuados. Pero creo que todo esto es un despropósito. ¿Soy el único que ve con claridad este asunto? Aquí lo grave, lo verdaderamente grave, es la campaña de acoso a la familia de Pablo Iglesias. Esta campaña de acoso, en mi opinión puede ser constitutiva de delito, pero lo que es seguro es que es un incumplimiento del código deontológico del periodismo, no como la compra de la vivienda de Iglesias, que no solo es perfectamente legal y pagada con dinero ganado honradamente, sino que también cumple perfectamente con el código ético del partido. Los responsables de este acoso son los medios de comunicación, incluyendo los medios progresistas. Los medios de comunicación. Volviendo al argumento "Pablo Iglesias cometió un error de cálculo al no prever la reacción mediática". ¿Acaso una víctima de acoso tiene que prever que la van a acosar? Puede hacerlo, puede preverlo, pero, la pregunta no es si puede preverlo, la pregunta es, ¿debe hacerlo? ¿Acaso es su obligación prever acciones contra él que pueden ser posiblemente ilegales y con seguridad incumplimiento del código deontológico periodístico? ¿Debe preverlo? ¿Debe preverlo y actuar en consecuencia? ¿Debe comprarse una casa diferente a la que él quiere comprarse? ¿Debe vivir en un piso de 50m en Rivas Vaciamadrid porque eso es lo que hacen los buenos comunistas? ¿Debe elegir la casa que va a comprar previendo la reacción mediática? ¿Acaso una mujer que sale a la calle sola por la noche y con minifalda debe prever que la pueden violar o la pueden acosar? ¿Quién comete el "error"? ¿La mujer que sale a la calle sola de noche y con minifalda o el hombre que la viola o que la acosa? Obviamente las mujeres pueden salir a la calle solas de noche y ponerse la ropa que quieran, sin que nadie juzgue su estilo de indumentaria, y a quienes hay que perseguir es a los acosadores y a los violadores. Eso es obvio. Pues en el caso de Pablo Iglesias yo veo la misma lógica. Aquí lo que hay es una campaña de acoso, una campaña de desprestigio y de destrucción de una persona y su familia, que es responsabilidad directa de los medios de comunicación.
.
Estas campañas de desprestigio son una lacra para la calidad democrática de cualquier país. En el caso de Podemos se trata de una campaña de desprestigio y acoso, que comenzó hace cuatro años y no ha parado nunca desde entonces, no descansan ni los fines de semana, todos los días una noticia difamatoria, cada día una cosa diferente. Van probando noticias de todo tipo, hasta que dan con una que causa efecto en el público, y entonces la explotan. Ahora parece que han dado con la adecuada. Esta noticia ha causado indignación a nivel internacional. Eso significa que esta campaña es efectiva, da resultados, por eso la explotan. Se trata de un ataque coordinado y sin tregua. Es gente sin escrúpulos, basura de personas que se venden por cuatro monedas. Los que les pagan por buscar tuits de Pablo Iglesias del año 2012. El twitter de Pablo Iglesias tiene 18.000 tuits, para que se vea del tipo de ejército que tiene esta gente en las redes sociales, son los mismos que escriben en masa mensajes de odio en las redes sociales. En internet y en las redes hay ejércitos de trolls pagos, en todo internet. La manipulación es igual o peor que en los grandes medios de comunicación. ¿Quién paga a estos ejércitos de trolls? Pues, tal como se explica en este artículo de 2016 [https://www.eldiario.es/zonacritica/trolls-mercenarios-servicio-PP_6_562103810.html], en algunos casos se pagan con dinero público, o sea lo pagamos nosotros, algunos gobiernos del PP como el de Esperanza Aguirre en la Comunidad de Madrid invierten dinero público en estas campañas. En la mayoría de los casos los paga la trama Púnica, o sea la mafia. Son básicamente las cloacas del estado. El daño que hacen es miserable, y su objetivo es claro, seguir trincando, quieren seguir recibiendo esos contratos públicos. El dinero del estado, que es mucho dinero, no quieren que se reparta o se redistribuya, lo quieren para ellos, me refiero a los contratistas de la Púnica, son ellos los que pagan a empresas de servicios de internet para que hagan campañas de desprestigio en redes, tienen formas de influir en periodistas y medios de comunicación para que difundan sus noticias, incluso medios progresistas, luego ellos les dan tratamiento a través de las redes con sus ejércitos de trolls. Así se moldea una campaña de desprestigio. Es todo un trabajo, lo tienen perfectamente diseñado. Todo para desprestigiar a la izquierda, para que sigan gobernando los mismos y ellos puedan seguir recibiendo sus contratos públicos. Esa gentuza, es inhumana, no les importa destruir seres humanos, no les importa nada, su única ideología es el dinero.
.
Estas campañas de desprestigio, en la mayoría de los casos están dirigidas a políticos de izquierdas, pero no siempre es así. Existen algunos casos de políticos de derechas víctimas de campañas de desprestigio. El ejemplo más claro es el caso de Cristina Cifuentes, una política del PP que presuntamente está implicada en el caso de corrupción Lezo, y presuntamente ha cometido un fraude universitario con el máster de la URJC. Por esos presuntos delitos, Cifuentes deberá responder ante la justicia. Se respeta su presunción de inocencia hasta que haya una sentencia judicial, y tiene derecho a defenderse. Sin embargo no ha sido así desde que el periodista considerado progresista Ignacio Escolar destapase el escándalo del máster. No se ha respetado la presunción de inocencia de Cifuentes. Ha sido declarada culpable desde el primer día por todos los medios de comunicación sin excepción, y en todas las redes sociales. Muy bien, esto tiene un nombre, y se llama campaña de desprestigio. En mi opinión es claro que esta campaña es una maniobra gatopardiana para tumbar al PP en la Comunidad de Madrid pero continuar sus políticas con un eventual gobierno de C’s en 2019. Que todo cambie para que todo siga igual. Todo esto que digo, que en un principio podía sonar extraño, se confirmó el día que el medio de extrema derecha vinculado con las cloacas del estado y con la mafia okdiario, publicó el vídeo de Cifuentes en el supermercado. Un video que la mafia de la Púnica tenía guardado desde 2011, y que usaron para chantajear a Cifuentes todo este tiempo desde entonces. Viene al caso recordar el asunto de Cifuentes, por las declaraciones que hizo Pablo Iglesias el día que se publicó el video del supermercado. Pueden verse aquí [https://www.youtube.com/watch?v=tISHmAiB9gs]. Iglesias dijo “Cifuentes debe dimitir por el caso Lezo, y no por ese video. En política hay límites y destruir a un ser humano es inaceptable”. En mi opinión esas palabras demuestran no sólo la coherencia de Pablo Iglesias sino también su nivel de ética y humanidad.
.
Por último también ha suscitado polémica la decisión de convocar esta consulta por parte de Pablo Iglesias. Se ha dicho, desde sectores de la izquierda, que se trata de un plebiscito bonapartiano que demuestra el talante autoritario y antidemocrático de Pablo Iglesias. También se ha dicho que no se puede trasladar a la militancia del partido lo que es una decisión personal, el error de una persona. Estas críticas, son legítimas. Sin embargo son inoportunas. Los que hacen estas legítimas críticas, parecen no darse cuenta que ahora mismo hay una concentración de fascistas en la casa de Pablo Iglesias, parecen no darse cuenta de que hay un evento en facebook para convocar una barbacoa ocupando la casa de Iglesias, y que a esa convocatoria han respondido más de 60.000 personas. Esto ha sido denunciado a la policía de Galapagar, que ha respondido que no van a implementar ningún dispositivo de seguridad extraordinario por este asunto. Estas personas de izquierdas, que se dicen a sí mismos antifascistas, en mi opinión deberían reflexionar lo que significa el antifascismo, teniendo en cuenta que hay fascistas rodeando la casa de Pablo Iglesias y de Irene Montero, que está embarazada. Ante esto yo solo puedo decir que, en primer lugar la consulta se ha convocado según el reglamento de convocatoria de consultas establecido en el documento organizativo aprobado en la última Asamblea Ciudadana de Podemos, en la que votaron 155.275 personas. Y por otro lado que esta consulta no es ningún plebiscito para decidir si aprobamos o no la compra de la vivienda de Pablo Iglesias, no es una pregunta para ver si nos gusta la casa, o si nos parece un chalet de lujo en el que sólo puede vivir la casta corrupta. Esta consulta es una moción de confianza. La primera vez en la historia de España que el secretario general de un partido político se somete a una moción de confianza ante los militantes de su partido. Aquí no se está debatiendo sobre la vida privada de Iglesias y Montero, aquí se está decidiendo si siguen en sus cargos o si dimiten. Quien piense que deben dimitir, por el motivo que sea, que vote. Así de sencillo.
.
Por estos motivos he votado que Iglesias y Montero sigan en sus cargos. Esto no significa que no tenga críticas a su gestión. Esto no significa que no crea que puede haber determinadas contradicciones en el discurso de Podemos y su acción política. Siempre las hay. Como las hay en el ayuntamiento de Cádiz cuando se otorga un contrato público para construir fragatas de guerra para vender a Arabia Saudí. Teniendo en cuenta la postura de Podemos contraria a las políticas de colaboración con Arabia Saudí, es una contradicción notable. A pesar de ello, a pesar de determinadas contradicciones, Pablo Iglesias defendió al alcalde de Cádiz José María González “Kichi”, como se defiende a un compañero de partido, cuando fue la polémica del contrato con Arabia Saudí. Tal como dijo ayer Pablo Echenique, es imposible que no haya contradicciones, siempre las hay. Como es una contradicción defender la paz en África cuando todos tenemos un teléfono móvil fabricado con mineral coltán, mineral que se extrae en países de África en conflicto. Cuando hay contradicciones, cuando se cometen errores, las críticas internas, hay que hacerlas, siempre, no hay que callarse nada. Pero hay que hacerlo por los canales adecuados, y dando a cada cosa la importancia y la relevancia que tiene.
.
Yo he criticado en muchas ocasiones a Pablo Iglesias y a su gestión como secretario general, lo he hecho en Plaza Podemos y en los foros de debate del partido, he usado las plataformas de Reditt y Appgree, he participado con mi voto en todas las consultas y primarias, y he defendido mi posición en todas las asambleas ciudadanas, en la mayoría de los casos posiciones contrarias a las de la corriente mayoritaria. Sin embargo en este caso quiero expresar mi total apoyo a Pablo Iglesias e Irene Montero, y ole sus ovarios porque se están enfrentando a la mafia de este país, con su dignidad por delante.
.
Un abrazo
submitted by sebastianlizardi to podemos [link] [comments]


2017.10.14 09:18 burtzev r/worldanarchism's Noticias anarquistas en español

Septiembre 25 - Fundación de Estudios Libertarios Anselmo Lorenzo - Madrid, España
Inaugurada la exposición Estampas de la Revolución Española
Septiembre 28 - Reflexiones desde Anarres - España
La anarquía y el parlamentarismo
Septiembre 29 - El Mundo - España
Una legión de cooperantes y anarquistas españoles ‘ocupa’ Atenas
Octubre 2 -El Salto - España
A propósito de la matanza de Tlatelolco
Octubre 3 - Medio A Medio - Chile
Seminario sobre medios de comunicación en América latina: “Manipulación mediática sin precedentes”
Octubre 3 - CGT Barcelona - Barcelona, España
Algunas certezas
Octubre 3 - Tarcoteca - España
Solidaridad con la Huelga General en Catalunya. Muerte a los Estados y Viva la Anarquía! Madrid Sol 19h
Octubre 4 - Kaos en la Red - España
Portuarios de la CNT denuncian acoso de la Guardia Civil y la Policía Nacional por rechazar su presencia
Octubre 4 - Periódico Anarquista La Boina - Chile
El porqué de una sociedad tan violenta Una mirada antiautoritaria hacia la violencia en los hogares y grupos de afinidad
Octubre 4 - Periódico Anarquista La Boina - Chile
“Si yo levanto mi grito no es tan solo por gritar”
Octubre 4 - Tarcoteca - España
Anarquistas del Gobern vs Anarquistas del Gobierno, transformar la Independencia en Emancipación Catalana
Octubre 4 - Medio A Medio - Chile
Estudio revela contaminación con mercurio en mujeres de Huasco
Octubre 4 - Medio A Medio - Chile
CIDH saluda avances hacia el matrimonio igualitario en Chile
Octubre 4 - Medio A Medio - Chile
Formación en Restauración Ecológica con investigadores de UdeC
Octubre 5 - El Salto - España
Hacia la huelga de todas
Octubre 5 - El Salto - España
Quartier Matadi: cuando los ‘kinois’ construyen desde abajo
Octubre 5 - El Salto - España
Catalunya y la dictadura financiera del BCE
Octubre 5 - El Salto - España
"En Hamburgo todas las sentencias se han dictado desde arriba"
Octubre 5 - Observatorio Crítico Cubano - Habana, Cuba
III Coloquio Construyendo la Nación. Oscar Loyola Vega in Memoriam
Octubre 5 - Observatorio Crítico Cubano - Habana, Cuba
La felicidad: ¿Son felices los más ricos?; nunca perder la sporrans
Octubre 5 - Observatorio Crítico Cubano - Habana, Cuba
¿Cuán felices son las personas en Cuba?
Octubre 5 - CNT Sindicatua - España
Análisis de la situation socio económica 2007-2017: una década perdida
Octubre 5 - España Diario - España
El Tribunal Constitucional suspende la convocatoria del Parlament de Cataluña del próximo lunes
Octubre 5 - Medio A Medio - Chile
Campaña por la Despenalización social y penal del aborto
Octubre 5 - Reflexiones desde Anarres - España
La ley del número
Octubre 6 - M.Magnet - España
Mientras todos miramos a Cataluña, donde se está armando una rebelión ciudadana es en MURCIA
Octubre 6 -El Salto - España
La coalición saudí contra Yemen, en la lista negra de la ONU
Octubre 6 - España Diario - España
Policía Nacional por lesiones y daños por las cargas policiales del 1 de octubre
Octubre 6 - Observatorio Crítico Cubano - Habana, Cuba
Cómo el tema nacional y el tema social se relacionan en Catalunya y en España
Octubre 7 -El Salto - España
Chimamanda Ngozi: “En África las mujeres tenían más poder antes de la colonización”
Octubre 7 -El Salto - España
La población rifeña de Andalucía se moviliza por el Rif
Octubre 7 - Observatorio Crítico Cubano - Habana, Cuba
España y Cataluña, ¡una confrontación dramática!
Octubre 7 - Observatorio Crítico Cubano - Habana, Cuba
Conexión Humana para la revitalización forestal
Octubre 8 - Publico - España
La reivindicación feminista en los pueblos indígenas
Octubre 8 - Publico - España
Miles de personas toman las calles de Madrid por el derecho a una vivienda digna
Octubre 8 -El Salto - España
La RTVE mutante del control mediático
Octubre 8 -El Salto - España
Fábricas recuperadas en Argentina bajo el neoliberalismo de Macri: la resistencia no cesa
Octubre 9 - El Estrecho Digital - España
Un lema les marca el Camino
Octubre 9 - CTXT - España
Los otros
Octubre 9 -El Salto - España
Día de furia: Barcelona 1-O
Octubre 9 -El Salto - España
¡Queremos decidirlo todo!
Octubre 9 -El Salto - España
¿Dónde está Santiago Maldonado?
Octubre 9 - Publico - España
Podemos acusa a Sánchez de unirse al "bloque de la ultraderecha" con Catalunya
Octubre 9 - Publico - España
Anticorrupción mantiene la petición de condena del PP por lucrarse con la Gürtel
Octubre 9 - Publico - España
Anonymous ataca al principal sindicato policial en protesta por la violencia del 1-O
Octubre 10 - Periódico Anarquista La Boina - Chile
“A propósito de nuestras críticas al bolchevismo”
Octubre 10 - CNT Federación Comarcal Sur, Villaverde, Madrid, España
NI PATRIA NI PATRÓN, NI RAJOY NI PUIGDEMONT: TODO PATRIARCAL
Octubre 10 -El Salto - España
La crisis del Frente Nacional: ¿una oportunidad para la izquierda?
Octubre 10 -El Salto - España
La decisión de Caixabank y Banco Sabadell: huida o reafirmación de la independencia de Catalunya
Octubre 10 -El Salto - España
El jurado del Nobel de Economía admite que es un premio para hombres blancos
Octubre 10 -El Salto - España
Que vayan los ricos: la semana que Barcelona declaró la guerra a la Guerra
Octubre 12 - Periódico Anarquista La Boina - Chile
“Anarquismo y sexualidad”, por Helena Andrés Granel
submitted by burtzev to worldanarchism [link] [comments]


2017.08.20 20:15 kilovatio El asesor de seguridad del presidente Jimmy Carter: ¡Yo creé el terrorismo yihadista y no me arrepiento!

Uno de los mejores análisis que he encontrado en un medio de información general, este tipo de artículos hasta ahora solo solían encontrarse en medios que podríamos considerar como marginales.
http://blogs.publico.es/puntoyseguido/4143/el-asesor-de-seguridad-del-presidente-jimmy-carter-yo-cree-el-terrorismo-yihadista-y-no-
NAZANÍN ARMANIAN El asesor de seguridad del presidente Jimmy Carter: ¡Yo creé el terrorismo yihadista y no me arrepiento!
20 AGOSTO 2017
“¿Qué es lo más importante para la historia del mundo? ¿El Talibán o el colapso del imperio soviético?” Es la respuesta de quién fue el asesor de seguridad del presidente Jimmy Carter, Zbigniew Brzezinski, a la pregunta de la revista francesa Le Nouvel Observateur (del 21 de enero de 1998) sobre las atrocidades que cometen los yihadistas de Al Qaeda. Una escalofriante falta de ética de individuos como él que destruyen la vida de millones de personas para alcanzar sus objetivos. En esta entrevista, Brzezinski confiesa otra realidad: que los yihadistas no entraron desde Pakistán para liberar su patria de los ocupantes infieles soviéticos, sino que seis meses antes de la entrada del Ejército Rojo a Afganistán, EEUU puso en marcha la Operación Ciclón el 3 de julio de 1979, enviando a 30.000 mercenarios armados incluso con misiles Tomahawk a Afganistán para arrasar el país, difundir el terror, derrocar el gobierno marxista del Doctor Nayibolá y tender una trampa a la URSS: convertirlo en su Vietnam. Y lo consiguieron. A su paso, violaron a miles de mujeres, decapitaron a miles de hombres y provocaron la huida de cerca de 18 millones de personas de sus hogares, casi nada. Caos que continúa hasta hoy. Esta ha sido la piedra angular sobre la que se levanta el terrorismo “yihadista” y al que Samuel Huntington dio cobertura teórica con su Choque de Civilizaciones. Así, consiguieron dividir a los pobres y desheredados de Occidente y de Oriente, haciendo que se mataran en Afganistán, Irak, Yugoslavia, Yemen, Libia y Siria, confirmado la sentencia de Paul Valéry: “La guerra es una masacre entre gentes que no se conocen, para el provecho de gentes que si se conocen pero que no se masacran” . Consiguieron neutralizar la oposición de millones de personas a las guerras y convertir en odio la empatía. Con el método nazi de «una mentira repetida mil veces se convierte en una verdad»: • El atentado del 11S no lo cometieron los talibanes afganos. La CIA en 2001 había implicado al gobierno de Arabia Saudí en la masacre. ¿Por qué, entonces, EEUU invadió y ocupó Afganistán? • Las armas de destrucción masiva no las tenía Irak. El único país en Oriente Próximo que las posee, y de forma ilegal, es Israel y gracias a EEUU y Francia. • Tampoco EEUU necesitaba invadir a Irak para hacerse con su petróleo. Demoler el estado iraquí tenía varios motivos, como eliminar un potencial enemigo de Israel y ocupar militarmente el corazón de Oriente Próximo, convirtiéndose en el vecino de Irán, Arabia Saudí y Turquía. • Las cartas con ántrax que en EEUU mataron a 5 personas en 2001, no las enviaba Saddam Husein como juraba Kolin Powell, sino Bruce Ivins, biólogo de los laboratorios militares de Fort Derrick, Maryland, quien “se suicidó” en 2008. • Ocultaron la (posible) muerte de Bin Laden agente de la CIA, hasta la pantomima organizada el 1 de mayo del 2011 por Obama, en el asalto hollywoodiense de los SEAL a un domicilio en Abottabad, a pesar de que la ex primera ministra de Pakistán, Benazir Bhutto, ya había afirmado el 2 de noviembre del 2007 que el saudí había sido asesinado, por un posible agente de MI6 (quizás en 2002). Benazir fue asesinada casi un mes después de esta revelación. Mantener “vivo” a Bin Laden durante 8-9 años le sirvió a EEUU aumentar el presupuesto del Pentágono (de 301.000 millones de dólares en 2001 a 720.000 en 2011), incrementar los contratos de armas de Boeing, Lockheed Martin, Raytheon, etc. y vender millones aparatos de seguridad y cámaras de vídeo-vigilancia, montar cárceles ilegales por el mundo, legitimar y legalizar el uso de la tortura, practicar asesinatos selectivos y colectivos (llamados “daños colaterales”) y concederse el derecho exclusivo de invadir y bombardear al país que desee. Una vez testados en Afganistán, la OTAN envió a éstos “yihadistas” a Yugoslavia con el nombre del Ejercito de Liberación de Kosovo; luego a Libia y les puso el nombre de “Ansar al Sharia, y a Siria, donde primero les denominó “rebeldes” y luego les dio otros 5-6 nombres diferentes. En esta corporación terrorista internacional, la CIA se encarga del entrenamiento, Arabia Saudí y Qatar de “cajero automático” como dijo el ministro alemán de Desarrollo, Gerd Mueller, y Turquía, miembro de la OTAN, acoge, entrena y cura a los hombres del Estado Islámico. ¡Son los mismos países que forman la “coalición antiterrorista! ¿Cómo decenas de servicios de inteligencia y los ejércitos de cerca de 50 países, medio millones de efectivos de la OTAN instalados en Irak y Afganistán, que han gastado miles de millones de dólares y euros en la “guerra mundial contra el terrorismo” durante 15 largos años, no han podido acabar con unos miles de hombres armados con espada y daga de Al Qaeda? Así fabricaron al Estado Islámico Siria, finales del 2013. Los neocon aumentan la presión sobre el presidente Obama para enviar tropas a Siria, y necesitan una casus belli. El veto de Rusia y China a una intervención militar en el Consejo de Seguridad, la ausencia de una alternativa capaz de gobernar el país una vez derrocado o asesinado el presidente Asad, el temor a una situación caótica en la frontera de Israel, eran parte de a los motivos de Obama a negarse. Sin embargo, el presidente y sus generales pierden la batalla y los sectores más belicistas del Pentágono y la CIA, Qatar, Arabia Saudí, Turquí y los medios de comunicación afines asaltan la opinión pública con las imágenes de las decapitaciones y violaciones cometidas por un tal Estado Islámico. Una vez que el mundo acepta que “hay que hacer algo”, y al no tener el permiso de la ONU para atacar Siria, el Pentágono, el bombero pirómano, diseña una especial ingeniería militar: 1. Traslada en junio de 2014 a un sector del Estado Islámico de Siria a Irak, país bajo su control, dejando que ocupe tranquilamente el 40% del país, aterrorizando a cerca de ocho millones de personas, matando a miles de iraquíes, violando a las mujeres y niñas. 2. Organizó una potente campaña de propaganda sobre la crueldad del Estado Islámico, semejante a la que hicieron con las lapidaciones de los talibanes a las mujeres afganas, y así poder “liberar” a aquel país. ¡Hasta la eurodiputada Emma Bonino cayó en la trampa, encabezando la lucha contra el burka, mirando al dedo en vez de la luna! 3. Afirmó que al ubicarse el cuartel general de los terroristas en Siria, debían atacar Siria. 4. Obama cesó de forma fulminante al primer ministro iraquí Nuri al Maliki, por oponerse al uso del territorio iraquí para atacar a Siria. 5. Objetivo conseguido: EEUU por fin pudo bombardear, ilegalmente, Siria el 23 de septiembre del 2014, sin tocar a los “yihadistas” de Irak. Gracias al Estado Islámico, hoy EEUU (y Francia, Gran Bretaña y Alemania) cuentan con bases militares en Siria, por primera vez en su historia desde donde podrán controlar toda Eurasia. Siria deja de ser (tras la caída de Libia en 2001 por la OTAN) el único país del Mediterráneo libre de bases militares de EEUU. 6. Y lo sorprendente: desde esta fecha hasta el julio del 2017, el Estado Islámico mantiene ocupado el norte de Irak sin que decenas de miles de soldados de EEUU hayan hecho absolutamente NADA. Al final, el ejército iraquí y las milicias extranjeras chiítas liberan Mosul, eso sí, cometiendo terribles crímenes de guerra contra los civiles. El terrorismo en la estrategia del “Imperio del Caos” El terrorismo “yihadista” cumple cuatro principales funciones para EEUU: militarizar la atmósfera en las relaciones internacionales, en perjuicio de la diplomacia; arrebatar las conquistas sociales, instalando estados policiales (los atentados de Boston, de París e incluso el de Orlando) y una vigilancia a nivel mundial; ocultar las decisiones vitales a los ciudadanos; hacer de bulldozer, allanando el camino de la invasión de sus tropas en determinados países, y provocar caos, y no como medio sino como un objetivo en sí. Si durante la Guerra Fría Washington cambiaba los regímenes en Asia, África y América Latina mediante golpes de Estado, hoy para arrodillar a los pueblos indomables recurre a bombardeos, enviar escuadrones de muerte, y sanciones económicas, para matarles, debilitarles dejarles sin hospitales, agua potable y alimentos, con el fin de que no levanten cabeza durante generaciones. Así, convierte a poderosos estados en fallidos para moverse sin trabas por sus territorios sin gobierno. EEUU que desde 1991 es la única superpotencia mundial, ha sido incapaz de hacerse con el control de los países invadidos, debido al surgimiento de otros actores y alianzas regionales que reivindican su lugar en el nuevo mundo. Y como el perro del hortelano, ha decidido sabotear la creación de un orden multipolar que intenta gestarse, provocando el caos: debilita BRICS conspirando contra Dilma Russef y Lula en Brasil; impide una integración Económica en Eurasia, propuesta por Rusia a Alemania archivada con la guerra en Ucrania, y mina el proyecto chino de la Nueva Ruta de la Seda y una integración geoeconómica de Asia-Pacífico que cubriría dos tercios de la población mundial, y en cambio crea alianzas militares como la “OTAN sunnita” y organizaciones terroristas con el fin de hundir Oriente Próximo en largas guerras religiosas. Anunciar que ha diseñado un plan para el “cambio de régimen” en Irán –un inmenso y poblado país-, ante la dificultad de una agresión militar, significa que pondrá en marcha una política de desestabilización del país mediante atentados y tensiones étnico-religiosas. La misma política que puede aplicar Corea del Norte, Venezuela, o Bolivia, y otros de su lista del “Eje del Mal”, y todo el servicio de perpetuar su absolutista hegemonía global: que intentase derrocar a su aliado Tayyeb Erdogan es el colmo de la intolerancia. Antes de los trágicos atentados en Catalunya, el Estado Islámico atacó a la aldea afgana de Mirza Olang. Llenó varias fosas comunes con al menos 54 cadáveres de mujeres y hombres y tres niños decapitados, y se llevó a unas 40 mujeres y niñas para violarlas. Conclusión: que el “yihadismo” no es fruto de la exclusión de los musulmanes, ni siquiera se trata de la lógica de los vasos comunicantes y el regreso de los “terroristas que hemos criado en Oriente”. “Vuestra causa es noble y Dios está con vosotros”, dijo Zbigniew Brzezinski a sus criaturas, los yihadistas.
submitted by kilovatio to podemos [link] [comments]


2017.07.08 10:08 albedrio Poliandria y poligamia

.-No sabéis los españoles lo que tenéis. Pocos países ejercen la libertad con la extensión de vuestra nación. España es un ejemplo para el mundo.-Para una buena parte del mundo árabe, desde luego- le interrumpí.-Y también para el África animista, para varias naciones hinduistas, budistas, incluso para algunos países del Este europeo.-Mi querido Abdul, no te suponía tan entusiasta de nuestra realidad social.-Pues, sí. Además lo que he visto hoy me abre la esperanza de que, en poco tiempo, se pueda plantear la reivindicación del derecho a la poligamia.-¿Qué me dices?-Lo que oyes. Si se respeta la libertad de elegir la sexualidad que uno prefiere, yo, por ejemplo, e infinidad de árabes conforme a la doctrina coránica, nos sentimos con derecho a casarnos con varias mujeres. Además, es lo que me gusta, siempre y cuando ellas estén de acuerdo. Ahora, en España y en las otras naciones europeas la simple bigamia es un delito tipificado en el Código Penal y se castiga además con prisión. Comprendo que si se legaliza la poligamia -que es legal, por cierto, en medio mundo- habrá que modificar vuestras leyes para atender los derechos de las diversas mujeres, las circunstancias de eventuales divorcios, la situación de los hijos de cada esposa. Pero no será difícil porque de eso hay larga experiencia en naciones importantes de todo el mundo.-No he reflexionado sobre lo que dices, mi querido Abdul, aunque en principio estoy en contra. Me parece que se lo debes proponer a Pablo Iglesias. Pero si se legalizara la poligamia habría que legalizar también la poliandria. Aquí en España y en toda la Europa democrática la igualdad de derechos de la mujer es incuestionable.-No había pensado en eso, pero, claro, habrá que aceptar también el matrimonio de una mujer con varios hombres.-O con varias mujeres, Abdul.
submitted by albedrio to PlazaExtremadura [link] [comments]


2017.02.04 16:50 felipustero Hemos fallado gravemente al pueblo sirio, Las ONGs y sus puertas giratorias con el mundo corporativo.

Por Joan Carrero.http://www.l-hora.org/2/hemos_fallado_gravemente_al_pueblo_sirio_iii_joan_carrero_07_01_17_1623624.html
En la primera parte de este artículo intenté dejar en evidencia los falsos aprioris utilizados en las campañas para deslegitimar y acosar al legítimo Gobierno sirio. En la segunda traté sobre la sorprendente concordancia y simultaneidad entre, por una parte, la agenda imperial y, por otra, las agendas de ciertos intelectuales de izquierdas y de las grandes ONG anglosajonas de derechos humanos. En esta tercera voy a extenderme sobre otros hechos igualmente perturbadores: el hecho de que destacados miembros de la élite imperial sean a la vez directivos de dichas ONG y el hecho de que estas estén financiadas por entidades que ni son imparciales en este conflicto ni son en absoluto filantrópicas (por más que pretendan engañar a la opinión pública al respecto).
Durante los años en los que la fundación que presido formó parte junto a Amnistía Internacional de una misma plataforma de ONG, cada vez que había que consensuar un documento y aparecía la necesidad de hacer un mínimo análisis político de los acontecimientos que pretendíamos denunciar, siempre escuché la misma admonición: “Esto se sale del mandato de Amnistía, mandato que se limita exclusivamente a los derechos humanos”. Tratar siempre, única y exclusivamente, de lo individual; nunca referirse a los grandes intereses geopolíticos o económicos; siempre evitar la categoría “crimen contra la paz” o “agresión internacional”… tal es el mandato. Por ese motivo, fue grande mi sorpresa cuando años más tarde conocí que el secretario general de Amnistía Internacional, Salil Shetty, llamaba a las grandes potencias occidentales a “intervenir” en Siria como se “intervino” en Libia.
Pero cuando más me costó salir de mi asombro fue cuando descubrí que el principal consejero de Seguridad Nacional del presidente Jimmy Carter, Zbigniew Brzezinski, el hombre de confianza de David Rockefeller, el organizador de la poderosa Comisión Trilateral, el geoestratega creador de los muyahidines, en definitiva, el político (mucho más que politólogo) que seguramente más ha marcado las grandes y criminales geostrategias imperiales en el último medio siglo (incluidas las de Barack Obama), era un relevante miembro del Consejo de Administración de Amnistía Internacional. Aparte de sus otros cargos en innumerables organizaciones “filantrópicas”, para la promoción de la democracia y la libertad, etc.
Semejante coincidencia, por más sorprendente que pudiese parecerme, podría tratarse exclusivamente de una anécdota si no fuese porque… ¡se trata de tan solo de uno más de los muchos casos de puertas giratorias semejantes! Puertas giratorias de las que tanto se habla cuando se trata de intercambio de sillones gubernamentales y empresariales, pero prácticamente desconocidas cuando se trata de este intercambio “humanitario”, “solidario” o como se lo quiera llamar. Intercambio más perverso aún si cabe que el anterior. Ya sé que unas denuncias como las que ahora estoy haciendo producen no solo mucha incomodidad sino hasta mucho rechazo, pudiendo llegar a ser percibidas incluso como una poco elegante trifulca entre semejantes. El problema es que el referido trajinar de sillones políticos a otros solidarios y viceversa, así como la labor de estas grandes ONG para deslegitimar a cada uno de los “perversos” regímenes a los que les ha llegado la hora del derrocamiento (según el turno que le corresponde en la agenda imperial), es algo mucho más grave de lo que tenemos conciencia: la previa deslegitimación, en la que dichas ONG juegan un papel fundamental, es la indispensable etapa inicial en las llamadas guerras híbridas actuales.
Las voces que denuncian públicamente un hecho tan grave han venido a veces desde el interior mismo de Amnistía Internacional. El profesor Francis A. Boyle, miembro de la dirección de Amnistía Internacional-Estados Unidos y fundador del grupo de coordinación de esta en el Medio Oriente, no soportó que la Guerra del Golfo se iniciase gracias al Informe falso de Amnistía Internacional según el cual 312 bebés kuwaitíes fueron asesinados al ser arrojados de sus incubadoras por las tropas iraquíes. Su denuncia fue inequívoca: “Esto es exactamente lo que sucedió. En enero de 1991 el Senado de Estados Unidos votó a favor de la guerra contra Irak por sólo cinco o seis votos. Varios senadores declararon públicamente que la campaña y el informe del Secretariado de Amnistía Internacional sobre los bebés asesinados, habían influenciado su voto a favor de la guerra contra Irak”.
Ya hace años que Jean Bricmont sintetizaba la esencia de esta repugnante estrategia imperial en el título de su libro: Imperialismo humanitario. En una reciente entrevista hacía esta certera y dolorosa afirmación: “La izquierda se ha autodestruido aceptando las intervenciones humanitarias”. Más tarde, a partir del genocidio de Ruanda (en realidad a partir de la utilización de una versión falsaria de él), el establishment perfeccionaría sus métodos propagandísticos al establecer la teoría de la llamada Responsabilidad de proteger. Una responsabilidad que pretende ser incluso preventiva: ¡la más absoluta desvergüenza! Y lo último son las ONG ciberactivistas, como Avaaz, de estrategias y financiación más turbias aún que las de las ONG clásicas.
Es muy grave que, por ejemplo, Salil Shetty, secretario general de Amnistía Internacional, tuviese la desfachatez de criticar la tibieza de “la comunidad internacional” (tradúzcase por “Occidente”) en Siria y arengase al Consejo de Seguridad de la ONU a actuar con la misma “firmeza” con que se actuó en Libia a fin de acabar sin más demora con la represión del régimen sirio. Es muy grave no solo por la criminalidad de semejante llamamiento sino sobre todo por el gran impacto que tales prédicas de Amnistía Internacional tienen en la opinión pública. ¿Cómo nos atrevemos luego a despreciar las fetuas de los líderes de la Sharia? Campañas aún más descaradas para lograr que el Consejo de Seguridad de la ONU adoptara las resoluciones que autorizaran las guerras contra Libia y luego Siria, fueron llevadas a cabo por la directora ejecutiva de Amnistía Internacional-Estados Unidos, Suzanne Nossel, vinculada desde hacía años al Departamento de Estado, estrecha colaboradora de la belicista Hillary Clinton, colaboradora de diversos think-tank del poderoso mundo financiero como el Council on Foreign Relations, etc.
En cuanto a la cuestión de la financiación, Amnistía Internacional afirma en su página web "no buscar ni aceptar los fondos para la investigación de los derechos humanos por parte de los gobiernos o partidos políticos". Pero la realidad es que, según su propia rendición de cuentas, entre 2008 y 2011 recibió tan solo del Departamento de Desarrollo Internacional del Gobierno del Reino Unido más de tres millones de euros. Mikel Itulain escribe al respecto: “La financiación de Amnistía no es mostrada de forma clara, tiene estructuras de cobertura para tratar de ocultarlo. Hay que ir a una organización como Amnesty International Limited para ver cómo recibe dinero de las corporaciones (por ejemplo, de la Open Society del criminal financiero Soros) o de gobiernos, como el británico, o de la propia Comisión Europea. Esta, la Comisión Europea, forma parte de la Troika (junto al Banco Central Europeo y el FMI), que están destruyendo con las corporaciones la democracia y el nivel de vida en Europa, y curiosamente financian a Amnistía, lo que nos dice muchas cosas”.
En cuanto a Human Rights Watch (HRW) y sus gravísimas responsabilidades en la deslegitimación de tantos “regímenes” me limitaré a recordar (no es posible alargarnos más) que Alison Des Forges, su “gran” experta para Ruanda, que tuvo durante años un importante papel en la imposición al mundo de la doctrina oficial sobre el genocidio ruandés, había trabajado para el Departamento de Estado de Estados Unidos entre 1990 y 1992 y había mantenido estrechas relaciones con el National Security Council y el Pentágono, servicios norteamericanos muy implicados en la tragedia ruandesa. Por otra parte, la semana anterior ya me referí a la denuncia sobre HRW de nuestro compañero en el movimiento de la no violencia, el premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel, y otros cientos de personalidades internacionales. Pero creo que es oportuno recogerla más extensamente:
“Los premios Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel y Mairead Maguire, junto a un centenar de académicos estadounidenses y canadienses, solicitaron esta semana a Human Rights Watch (HRW) que tome medidas concretas para afianzar la independencia de la organización, debido a que sus principales directivos poseen vínculos con el Partido Demócrata, el gobierno de Estados Unidos y hasta con la Agencia Central de Inteligencia (CIA, por sus siglas en inglés), tal es el caso de Miguel Díaz, quien ahora es funcionario del Departamento de Estado.
Pérez Esquivel y Maguire, respaldados también por ex funcionarios de la Organización de Naciones Unidas, enviaron ayer una carta al actual director de HRW, Kenneth Roth, en la que señalan que las relaciones cercanas con el gobierno de Estados Unidos generan conflictos de intereses a la agrupación con sede en Nueva York. El primer paso que debe dar HRW, se sugiere en la misiva, es cerrar la puerta giratoria a aquellos que han sido funcionarios públicos en la diplomacia estadounidense y luego pasan al equipo de la organización y a sus cuerpos de asesoría o dirección.
En la carta se menciona que Miguel Díaz, quien fue analista de la CIA en la década de los 90, ocupó una silla en el consejo de asesores de HRW de 2003 a 2011 y en la actualidad, como funcionario del Departamento de Estado, es el interlocutor entre la comunidad de inteligencia y analistas no gubernamentales. Otros tres miembros de HRW que tienen vínculos con el gobierno son Tom Malinowki, Miles Frechette y Michael Shifter. A su vez, Susan Manilow se ha declarado altamente involucrada en actividades del Partido Demócrata.”
Si esto es así en las grandes ONG “independientes”, imaginemos lo que puede haber sucedido y puede seguir sucediendo en las creadas directamente por el establishment imperial y financiadas con fondos gubernamentales: Freedom House, National Endowment for Democracy (NED), International Crisis Group, USAID… Por la presidencia y otros cargos directivos y administrativos de ellas han pasado personajes como James Woolsey, director de la CIA; Samuel Huntington, activo participante en la entronización de las sangrientas dictaduras en Chile y Argentina, al que Thierry Meyssan califica como el ideólogo del fascismo contemporáneo por su creación de la célebre teoría del Choque de Civilizaciones; Louise Arbour, exfiscal del Tribunal Penal Internacional para Ruanda con sede en Arusha y alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, mujer dócil y cómplice hasta el descaro con los grandes intereses anglosajones que han ensangrentado el África de los Grandes Lagos; geoestrategas tan cínicos como Henry Kissinger, Franck Carlucci, Zbigniew Brzezinski o Paul Wolfowitz…
En conclusión: las grandes ONG, parte integrante y fundamental del sistema imperial, son una especie de agencias de calificación de la legitimidad de los “regímenes” que deben ser derrocados. Y, al igual que aquellas, solo pueden cumplir su función si son, supuestamente, instancias independientes. Pero, ya sabemos demasiado sobre unas agencias que daban la máxima calificación a entidades financieras que se hundirían tan solo unos días después. De modo semejante, desde el día en que Amnistía Internacional avaló en 1990 la falsa historia de los 312 bebés asesinados en Kuwait (haciendo posible la Guerra del Golfo) hasta el día de hoy, estas grandes ONG han incitado a todas y cada una de las agresiones internacionales llevadas a cabo por Occidente mientras sentaban doctrina sobre las posteriores violaciones de los derechos humanos “por ambos bandos”. Aunque, siempre dejando claro de modo sutil, o descarado muchas veces, quienes son en realidad “los malos”.
http://miguel-esposiblelapaz.blogspot.com.es/2017/02/las-ongs-y-sus-puertas-giratorias-con.html
submitted by felipustero to podemos [link] [comments]


2016.10.14 00:10 RaulMarti "LA FELICIDAD TECNOLOGICA" (Andrés Herrero) (Entrega No. 12) ** El neoliberalismo ha hecho de la sociedad un aglomerado de serrín humano.**.

El individuo posmoderno no necesita a nadie, porque se basta y se sobra a sí mismo... ¿y qué puede ganar relacionándose con personas competidoras suyas, gentes potencialmente hostiles, que lo único que pueden hacer es complicarle la vida?
Si se tiene que disputar ferozmente con ellos el puesto de trabajo, la herencia, los bienes o los hijos del matrimonio... ¿cómo no adoptar precauciones? ... El enemigo está cerca, en casa.
No te fíes de nadie. Solo tu cuenta de banco no te traicionará.
Con el capitalismo hemos alcanzado la libertad perfecta, sin compromisos ni lazos humanos.
Los vínculos mafiosos son los únicos que funcionan en un mundo donde las relaciones humanas han devenido en carteras comerciales.
** Mejor tener padrinos que honradez; robar que quejarse; resulta mil veces más provechoso ser rico y granuja que pobre y pringado**.
“La forma de organizar el trabajo desorganiza la vida de las personas”, denuncia el sociólogo Richard Sennett.
El neoliberalismo ha hecho de la sociedad un aglomerado de serrín humano.
La inseguridad laboral, la caducidad de los productos y el desarraigo existencial son los valores que cotizan al alza.
Allá donde termina la precariedad laboral, comienza la precariedad vital.
Resulta tan difícil mantener una relación estable, como conseguir un empleo fijo: el sistema nos empuja hacia trabajos basura y matrimonios basura.
Se necesita flexibilidad, cuanta más mejor, para impedir que los aumentos de salarios pongan en peligro la inflación de beneficios.
«Los emigrantes en situación irregular permiten reproducir en los países desarrollados, las condiciones de la mano de obra de los países del Tercer Mundo. Esto es salarios muy bajos, protecciones reducidas al mínimo, nada de derechos sindicales, penalidades espantosas, tiempo ilimitado de trabajo, contratos salariales no respetados porque los pagos se hacen siempre en mano, etc.
Las empresas que no pueden deslocalizar, recurren al trabajo ilegal como una forma de deslocalización in situ que, en cierta medida, resulta aún más ventajosa que la deslocalización en el extranjero».
Si antes el capital tenía que molestarse en ir a buscar esclavos a África, ahora acuden gratis en patera.
Los empresarios se dedican a crear riqueza y los demás a trabajar.
El neoliberalismo afirma que los trabajadores son unos vagos y mantenidos que si no fuera por el capital se morirían de hambre, cuando la realidad es exactamente la contraria: perecen porque existe él.
El capital acarrea a los asalariados de acá para allá, haciendo de ellos nómadas del empleo.
Los tiempos exigen movilidad total y disponibilidad absoluta.
Pero ir detrás del trabajo como el burro de la zanahoria, los aboca a la deslocalización vital.
Cuando no se pertenece a ningún lugar, resulta difícil saber lo que se es, porque se puede ser cualquier cosa, menos uno mismo; optar a todo, menos a tener un mundo propio.
El ser humano ha emprendido una frenética carrera en pos de la tecnología, que le obliga no solo a competir con las máquinas y los demás humanos, sino sobre todo consigo mismo.
A todos, estudiantes, trabajadores, deportistas, artistas o científicos, se les exige la excelencia como norma de actuación.
Se reprograma científicamente la musculatura, la anatomía y el organismo de los atletas con dietas, entrenamientos y ejercicios destinados a convertirlos en supermáquinas tan eficientes y perfectas como ellas.
Si hasta hace poco, el patrón económico medía a humanos con humanos, a jóvenes con viejos, a sanos con enfermos, a parados con empleados, ahora la competitividad enfrenta a humanos contra máquinas, a humanos contra records, a humanos contra mercados, a humanos contra ganancias.
Los individuos se tienen que “mantener en perpetua agitación febril y en movimiento continuo como las máquinas ”.
El reposo constituye un despilfarro y el descanso un lujo.
Hay que anticiparse; la sociedad no espera a nadie, ni nadie puede permanecer quieto, porque se verá rebasado por otro, o le quitarán el sitio.
La vida consiste en producir, hacer cosas, cuantas más mejor.
La inacción roza el delito, y el sueño, improductivo, hay que reducirlo a la mínima expresión.
No hay minuto que perder. Vida ocupada equivale a vida llena:
«*El individuo criado en la mecánica, se mueve regularmente como un pistón en un cilindro y transmite ese movimiento uniforme a su mujer, a sus hijos y a todos los que le rodean *».
Como le sucedía a Charlot, el obrero de la fábrica superautomatizada de Tiempos Modernos, que una vez fuera de ella, seguía apretando tuercas por la calle con un tic espasmódico que no podía controlar.
«En la artesanía y la manufactura, el trabajador utiliza la herramienta; en la fábrica, la máquina utiliza al obrero.
En el primer caso, los movimientos de los instrumentos de trabajo provienen de él; en el segundo, él debe seguir el movimiento de las máquinas, que se erigen en un mecanismo independiente que convierte al obrero en un apéndice suyo».
No somos nosotros los que hacemos funcionar a las máquinas, sino ellas las que nos hacen funcionar a nosotros.
Nos levanta de la cama un reloj; nos devuelve a casa un metro; nos relacionamos a través de teléfonos móviles, agendas electrónicas, tabletas y ordenadores que nos mantienen tecnológicamente cercanos, aunque afectivamente distanciados.
Ya no se habla, se chatea.
A falta de contacto personal, el sexo ha sido reemplazado por líneas calientes, cibercontactos y consoladores.
Pero cuanto más estrechamos los lazos con los objetos tecnológicos, más se debilitan los que nos unen a nuestros semejantes.
Solo a la tecnología nos confiamos.
Uno puede divorciarse de su esposa pero no del coche, y antes dejará de ver a su hijo que la televisión o abandonará a su familia que al móvil.
Algo tiene que estar muy estropeado en nosotros cuando cuidamos más al vehículo que al cónyuge, o nos preocupan más los cilindros que nuestros hijos.
La televisión e internet llenan el hueco de los padres pluriocupados y ausentes, erigiéndose en educadores de sus vástagos.
La convivencia familiar está en quiebra, y el centro comercial y la discoteca se han convertido en los sustitutos del hogar, el lugar donde los jóvenes tratan de encontrarse a sí mismos, al margen de los divorcios, conflictos de pareja y rupturas laborales y sentimentales de sus padres.
Contemplando sus borracheras y comas etílicos de fin de semana, a nadie puede extrañar que ya desde la adolescencia, experimenten trastornos sicológicos o caigan en dinámicas enfermizas de anorexia, acoso escolar o drogadicción... ¿cómo van a crecer sanos y centrados desarrollando una imagen correcta de sí mismos, si por un lado se les engorda a base de refrescos, chucherías y comida basura, mientras por otro se les exige estar delgados para ser aceptados socialmente?
«La epidemia mundial que se nos avecina es la de la obesidad, ligada al cambio experimentado en los patrones de nutrición, y a que la preparación de comidas ha dejado de ser una labor doméstica, para convertirse en un consumo de alimentos preparados de características muy insanas en cuanto a su contenido de grasas, azúcares, conservantes, aditivos, etc».
Su juventud transcurre entre continuas miradas al espejo y visitas a la báscula que les generan una inseguridad corporal patológica que de adultos se verá reforzada con el temor a perder su empleo. Su orfandad de afectos la compensan a base de tecnología.
Los hikikomoris son esos jóvenes japoneses que se recluyen en su habitación, huyendo de una sociedad que les abruma y contra la que no se sienten capaces de luchar.
Ni aceptan el mundo ni el mundo les acepta a ellos.
Duermen de día y se pasan la noche viendo la televisión, jugando con la videoconsola, chateando en el ordenador y navegando por la red.
“Cuando su hijo tenía 16 años, un día entró a su cuarto, cerró la puerta y se negó a salir; desde entonces no permite a nadie entrar allí.
Los padres tienen que dejarles la comida delante de la puerta y pueden pasarse años sin verlos".
Se calcula que, solo en Japón, uno de cada diez jóvenes están afectados por este problema en mayor o menor grado, desarrollando comportamientos perturbados que, con relativa frecuencia, terminan desembocando en el suicidio.
La mayoría, primogénitos varones o hijos únicos, que han renunciado al mundo real en favor del virtual que les resulta más acogedor.
Muchachos derrotados pertenecientes a una sociedad enferma que les llama enfermos.
*En Corea del Sur los estudiantes se quejan de que “sólo durmiendo cuatro horas al día pueden ingresar en la universidad que quieren *".
Para conseguirlo, han de levantarse a las seis de la mañana y acostarse de madrugada.
Viven a caballo entre el instituto y las clases particulares, con alguna siesta de tanto en tanto o una cabezadita en el autobús:
CONTINUARA. La lucha de clases se ha trasladado a las marcas. Mujeres Chanel, se relacionan con ideologías Arman; personalidades Rolex y triunfadores Ferrari contemplan con desdén a individuos Zara, Ikea o Renault que aspiran a ser como ellos. .
submitted by RaulMarti to podemos [link] [comments]


2016.10.11 22:45 RaulMarti "LA FELICIDAD TECNOLOGICA" Andrés Herrero. (Entrega No. 11) *El capitalismo es el sistema que más puestos de parado crea*

Los pajarillos tal vez se alimenten gratis como afirma la Biblia, pero los humanos lo hacen con la cesta de la compra.
 _______________________ 
Los asalariados solo son libres de elegir amo; libres de morirse de hambre o aceptar lo que les echen.
Si su empresa va bien, se permitirá el lujo de prescindir de los que estime oportuno; si entra en bancarrota, el trabajador se hundirá con ella.
Lo que antes eran derechos, ahora se consideran privilegios.
Las reivindicaciones de los trabajadores han sido sustituidas por las del capital (rebaja de cotizaciones sociales, de impuestos, de salarios, etc.).
El capitalismo es el sistema que más puestos de parado crea.
Nada puede escapar al sistema dinero, ni nadie que no sea rentable, sobrevivirá.
** En vez de mostrar los dientes y los músculos como los antiguos esclavos, los asalariados enseñan su currículo, y las cadenas que portan son el móvil y la sonrisa profidén pegada a la cara.**
Estabulados en fábricas, oficinas, granjas y talleres, su suerte será mejor o peor, dependiendo de que estén adscritos a un género de explotación intensiva, extensiva o tercermundista.
El trabajador frente al empresario es la repetición de la vieja historia de David frente Goliat.
Nada puede haber más injusto que la supuesta libertad de los desiguales; la gacela jamás podrá ser libre frente al león: si no se escapa, la devorarán.
El problema no es de libertad, sino de poder… ¿y quién lo ostenta, el asalariado o el patrón?... ¿qué clase de libertad puede haber en aceptar empleos mal pagados, extenuantes y nocivos para la salud y la integridad de la persona?...
Los pajarillos tal vez se alimenten gratis como afirma la Biblia, pero los humanos lo hacen con la cesta de la compra.
La nuestra es una sociedad alienada que mutila al ser humano.
El ciudadano civilizado lleva permanentemente puesta la soga al cuello: que se la aprieten más o menos dependerá de la coyuntura.
Toda su vida se halla a merced de la empresa.
Desde que abre los ojos a toque de despertador, ya no es dueño de su persona.
Si quiere escapar del paro, tendrá que estar más tiempo en ella que con su familia, viendo más rato a su jefe que a su mujer o sus hijos.
Como las máquinas no descansan, ha de rendir a tope como ellas.
La tecnología lo acorrala, suprimiendo los tiempos muertos y disolviendo las fronteras entre vida y trabajo.
Los ordenadores y las cadenas automatizadas se han convertido en el más fiel e insobornable de los capataces, capaces de fiscalizar no solo la cantidad y calidad de la producción del empleado, sino de chequear su actividad, grado de dedicación y entrega.
Desde que dejó de ser una persona para convertirse en el último decimal de la cuenta de resultados, en un cero a la derecha, “su bienestar material ha ido acompañado de un empobrecimiento existencial”.
El capital tiene derechos, el trabajador no; el capital necesita protección y garantías, mientras que al asalariado no le hacen falta, porque le sobran agallas.
El capital es cobarde y demanda seguridad; los empleados por el contrario, no la necesitan, porque cuanto más precarios, más libres y felices de echar currículos están.
Curiosamente, aunque “el millonario y el parado, son libres de dormir bajo el puente, solo uno de ellos lo hace”, como recuerda oportunamente el científico Henry Laborit
¿Cómo va a ser libre alguien que depende de otros?...
Una regulación de plantilla o un repentino cambio de humor del jefe y toda su vida será arrojada de golpe por la borda.
Ninguna actividad lícita o ilícita reporta más beneficios que la compraventa desigual de la fuerza de trabajo, ni existe ganado más rentable que el humano.
A mayor número de cabezas, mayor ganancia porque, como apuntó Bakunin, “donde hay rebaño – sea de trabajadores, espectadores, compradores, votantes o fieles-, nunca pueden faltar esquiladores”.
En los últimos 30 años las vacas han triplicado su producción de leche, sin beneficiarse de tan notable avance, y los humanos llevamos el mismo camino que ellas.
** El peso de los salarios en el Producto Interior Bruto está adelgazando tanto que se está quedando en los huesos**.
No son las empresas sino el ser humano el que está en quiebra, y cuanto más prosperan ellas, peor le va a él.
«El capitalismo es un sistema en el que el progreso tecnológico no acorta la jornada laboral, sino que la alarga y precariza.
Un sistema en el que la posibilidad de descansar se transforma en paro, en el que la guerra, la peor de las calamidades para el ser humano, se convierte en el mejor estimulante económico y que, a la destrucción del planeta, la denomina crecimiento.
Todo aquello que para los seres humanos es un problema, resulta para la economía una solución, y lo que para ellos es una solución, para la economía es un problema».
El mérito de transformar la explotación laboral en una disciplina científica, corresponde al ingeniero americano Fredrick Taylor que, en fecha tan temprana como 1903, postuló que:
«La máxima prosperidad es el resultado de la máxima productividad, que a su vez se obtiene por la eliminación de movimientos innecesarios, y la sustitución de los lentos e ineficientes por otros rápidos.
La estandarización de todos los detalles y métodos resulta indispensable para calcular el tiempo apropiado en el que debe hacerse cada operación, y para obligar a que se haga en el tiempo asignado.
La racionalización de los procesos productivos, el diferenciar las tareas de creación y ejecución, o lo que es lo mismo, el separar por completo los aspectos mentales de los manuales, y las tareas de organización de las tareas mecánicas, asegura un mayor control de la producción por parte de los directivos.
Si en el pasado, el hombre lo era todo, en el futuro, el sistema debe ser lo principal; un sistema capaz de convertir al hombre en un mero autómata.
El trabajador de la cadena de montaje se tiene que comportar como un mono bien adiestrado».
En “un trabajador tipo buey”, como lo calificaba el propio Taylor. Una dócil máquina de carne.
Su método sacrificaba la persona a la producción para optimizar el rendimiento y maximizar el beneficio.
Hasta que llegó él con sus revolucionarias teorías, las fábricas se limitaban a establecer la cantidad de bienes que los obreros debían producir, concediéndoles plena libertad para organizarse y realizar su cometido como mejor les viniera en gana.
La irrupción de Taylor liquidó definitivamente ese funcionamiento semiartesanal.
Pensar era algo que tenía que hacer el capital, no el trabajador, partiendo de la idea de que “si se trata a las personas como borricos, ellas actuarán como tales”.
Las necesidades de la producción se situaban por encima de las humanas.
Lo bueno coincidía con lo útil, y nada podía serlo más que ganar cuanto más dinero mejor.
El lucro individual y empresarial, convertido en el principio más noble de la creación, ascendía así al podio de la sociedad.
Henry Ford (“no busques el fallo, encuentra el remedio”, “imposible significa que no has hallado la solución”, “los que renuncian son más numerosos que los que fracasan”), recogió a la perfección el legado de Taylor, llevando sus teorías a la máxima expresión.
La clave de su éxito fue la reducción de costes mediante la producción en serie.
Su método, inspirado en el sistema de despiece de los mataderos de Detroit, consistió en instalar una línea de montaje a base de correas de transmisión, cintas transportadoras y guías de deslizamiento que iban desplazando automáticamente el chasis y piezas del automóvil hacia los lugares donde los operarios esperaban para realizar las tareas de ensamblaje.
El vehículo a motor que hasta entonces había sido un objeto de fabricación artesanal y coste prohibitivo, destinado a un público selecto, Ford lo puso al alcance de las clases medias.
Los componentes intercambiables permitían que cada operación quedara compartimentada en una serie de tareas mecánicas y repetitivas, con lo que dejaba de tener importancia la destreza de los operarios, y esa descualificación de la mano de obra debilitaba sus reivindicaciones al tiempo que la dirección de la empresa adquiría un control absoluto sobre el ritmo de trabajo de los obreros, determinado por la velocidad que imprimía a la cadena de montaje.
En 1913 las condiciones de trabajo en Detroit eran tan duras que la fábrica conoció una rotación de obreros del 400% en el espacio de un año, pese a que sus salarios de 5 dólares a la hora, eran por aquel entonces los más altos de la industria americana.
Más que un coche, lo que Ford produjo fue un nuevo modelo de obrero.
 __________________________ 
CONTINUARA-* Si antes el capital tenía que molestarse en ir a buscar esclavos a África, ahora acuden gratis en patera*
submitted by RaulMarti to podemos [link] [comments]


2016.09.20 12:34 EDUARDOMOLINA Isabel Camacho: Podemos propone duplicar el presupuesto de la renta básica en Euskadi. El 27% de los perceptores de la Renta de Garantía de Ingresos son migrantes. Este colectivo no llega al 7% de la población vasca. 64.391 personas se beneficiaron el pasado mes de agosto.

http://ctxt.es/es/20160914/Politica/8481/Euskadi-25S-Elkarrekin-Podemos-renta-basica.htm
"Hay unas siglas que truenan en Euskadi: RGI, las iniciales de Renta de Garantía de Ingresos. Una ayuda económica que, con una inversión de 461 millones de euros, convierte al País Vasco en la comunidad más generosa en su lucha contra las desigualdades. Casi 64.000 personas --17.665 extranjeras-- perciben hoy una ayuda mensual mínima de 630 euros y una máxima de en torno a los 1.100. Sin embargo, la RGI no ha logrado terminar con los índices de pobreza ni, en el otro extremo, convencer a quienes la tildan de injusta y exigen medidas contra el fraude. Ahora, Elkarrekin Podemos da un giro copernicano --también respecto al programa estatal de Unidos Podemos-- y propone duplicar la inversión actual y un futuro referéndum para que la ciudadanía vasca decida sobre la implantación de una Renta Básica Incondicional en la comunidad autónoma.
Un total de 64.391 personas se beneficiaron el pasado mes de agosto de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) en Euskadi. El Gobierno vasco proporciona esa ayuda a quienes no disponen de recursos o no ingresan lo suficiente para vivir. Pueden ser personas sin trabajo, asalariados con sueldos muy bajos, pensionistas, inmigrantes, etcétera. El Ejecutivo destinará este año 461 millones --el 40% del gasto total de España en renta de inserción--, cantidad que incluye la prestación complementaria de vivienda (PCV), una ayuda periódica, complemento de la RGI. Esta prestación es subjetiva, es decir, que pueden acceder a ella todos aquellos que reúnan los requisitos. Por ello, el presupuesto se puede incrementar en caso de necesidad para que nadie se quede fuera.
Un total de 64.391 personas se beneficiaron el pasado mes de agosto de la Renta de Garantía de Ingresos (RGI) en Euskadi
La mensualidad mínima de RGI para una persona es de 630 euros mensuales, a las que se pueden añadir otras ayudas. El máximo se sitúa en torno a los 1.100 euros al mes, dependiendo del número de hijos, con los 250 euros a la ayuda para vivienda.
“No hay duda de que Euskadi es la más generosa del Estado junto a Navarra, y si se compara con cualquier otra comunidad es un éxito. Pero el balance de los últimos 27 años desde que se instauró, aunque con distintos nombres, es muy insuficiente con respecto a los objetivos”, explica Daniel Raventós, profesor universitario de Economía, presidente de la Red Renta Básica y uno de los mayores expertos internacionales.
La RGI genera en Euskadi un vendaval de controversias. Hay una opinión extendida en la ciudadanía de que su distribución es injusta y el fraude, notable, a pesar de que el lehendakari ha asegurado durante la campaña que apenas se sitúa en torno al 0,4% del gasto total, y los más realistas no suben del 0,7%.
Casos como el de un yihadista empadronado en Bilbao que cobraba la renta después de muerto; el de una mujer de más de 100 años fallecida hacía años, o el de algunos inmigrantes empadronados en distintos domicilios o inscritos con distintas identidades desatan las críticas de una población que desde que estalló la crisis vigila cómo se destinan sus impuestos. Y recela ante los datos oficiales que concluyen que apenas el 7% de la población percibe más del 27% del presupuesto.
“Cuando aparecen realidades nuevas, hemos de reconsiderar nuestras actitudes, nuestros hábitos. A veces, cuando estas realidades se presentan con gran rapidez, nuestra mentalidad se queda rezagada, y resulta así que tratamos de extinguir los incendios rociándolos con productos inflamables”, escribía Amin Maalouf en su celebérrimo Identidades asesinas.
El PP desató la caja de los truenos cuando el exalcalde de Vitoria, Javier Maroto, apuntó directamente al corazón de los inmigrantes acusándolos de aprovecharse de las ayudas y no querer trabajar. Le salió mal la jugada, pero parte de la opinión de la calle compartió su acusación. Estos días en que los partidos vascos sacan toda la artillería para recabar votos, el “rescate social”, como ha elegido llamarlo EH Bildu, pasa desapercibido en los discursos de los candidatos. Un asunto con demasiadas fisuras. Alguna referencia, respuesta si se pregunta y listo. Sin embargo, todos los programas incluyen propuestas de cambios en la RGI.
Elkarrekin Podemos se se ha comprometido a duplicar la partida destinada a la RGI si llega al Gobierno
La más renovadora lleva la firma de Elkarrekin Podemos, que se ha comprometido a duplicar la partida destinada a la RGI si llega al Gobierno. Pili Zabala, su candidata, ha explicado que se necesita elevarla a 800 millones para cubrir las necesidades de las 130.000 personas que se considera viven hoy en riesgo de exclusión. La diferencia presupuestaria saldría del cobro de los 2.500 millones de euros que las haciendas vascas calculan que se defrauda en la declaración de la renta. Una unidad especial de la Ertzaintza, formada para ello, sería la encargada de investigar el fraude. Este es el plan.
La marca morada recoge en su programa el compromiso de abrir un debate social el primer año de legislatura sobre la necesidad de lograr la Renta Básica Incondicional (RBI) en Euskadi. Su objetivo es que la ciudadanía lo discuta y se muestre a favor o en contra. Una vez finalizado el proceso, se establecerían los mecanismos necesarios para convocar una consulta que pregunte sobre la implantación de ese tipo de renta universal en la comunidad.
Su idea es explorar vías de confluencia con colectivos sociales y políticos. Durante el proceso, dotaría de ayuda técnica y financiera a las diputaciones vascas de los tres territorios para favorecer la viabilidad de la implantación de la renta incondicional.
Cuando llegue el tiempo de los pactos poselectorales, la iniciativa podría ser compartida sin demasiado esfuerzo con EH Bildu, que ya mostró su interés, incluso organizó un simposio, sobre las posibilidades de su implantación en Gipuzkoa cuando permaneció al frente de la diputación de ese territorio hace dos legislaturas.
En su programa para los comicios del 25S, Bildu aboga por crear un proyecto de ley de Renta Básica para la infancia y la adolescencia, así como reducir la edad de los beneficiarios de 23 a 18 y los años de empadronamiento de 3 a 1.
Bildu aboga por crear un proyecto de ley de Renta Básica para la infancia y la adolescencia, así como reducir la edad de los beneficiarios de 23 a 18
La pregunta es si la propuesta de Elkarrekin Podemos es una entelequia o si es posible en una sociedad como la actual distribuir la riqueza, que es finalmente de lo que se trata. Daniel Raventós está convencido de que la RBI se puede financiar mediante una reforma fiscal, y mediante la integración de la política fiscal con la política social. “No se tocarían partidas fundamentales, como las de sanidad y educación, pero sí otras, como la de la Casa Real. Las prestaciones inferiores a la renta básica desaparecerían, pero no las superiores: los beneficiarios de estas cantidades no ganarían ni perderían. La reforma significaría una gran redistribución de la renta de los sectores más ricos al resto de la población. Lo contrario de lo que se ha producido a lo largo de las últimas décadas, especialmente en los últimos años”, explica por teléfono desde su Catalunya natal.
El experto derriba el argumento más citado de que no hay dinero para tal hazaña y recalca que se trataría de distribuir el 20% de la riqueza entre el resto de la población. “A partir de lo que la gente declara se puede financiar una renta básica igual al umbral de la pobreza. La renta básica no es una propuesta para acabar con la pobreza. Si lo fuera, estaría bien, pero no tendría tanto interés. Lo importante es que aumentaría la libertad real de la inmensa mayoría”. Y lo explica. “Si se percibe una renta de por vida no te pueden imponer las condiciones de trabajo como actualmente. Por el contrario, aumentaría el poder de negociación de los trabajadores. Si percibes 700 euros incondicionalmente, no te van a ofrecer una mierda de trabajo por 750”. También fomentaría la innovación tecnológica. “Hay trabajos que no son rentables para nadie si se tiene que aumentar el trabajo. Puede haber trabajos que tengan que desaparecer siempre que la gente tenga la existencia garantizada con la renta básica”, sostiene el doctor en Economía y profesor de la Universidad de Barcelona.
Una de las críticas más comunes en boca de políticos, supuestos expertos y también en parte de la ciudadanía es que con unos ingresos fijos nadie trabajaría. Algo similar a los argumentos esgrimidos por algunos liberales para criticar la actual RGI de Euskadi. Para ilustrarlos, suelen contar una anécdota que ocurrió en el Parlamento autónomo vasco en un debate sobre la renta básica. Un diputado del PNV preguntó “¿Quién de ustedes trabajaría con una renta básica?”. Nadie levantó la mano.
“La Renta Básica Universal (RBU) no desincentiva el trabajo como pueden hacer otros subsidios condicionados, como la misma RGI”, defiende Raventós. Porque un subsidio condicionado lo pierdes cuando aceptas un trabajo quizá mal pagado y con una temporalidad de dos meses. En cambio con la RBU, claro que pagarías más impuestos a partir del euro número uno que ganas por encima de la renta, pero en total no pierdes”.
“La Renta Básica Universal (RBU) no desincentiva el trabajo como pueden hacer otros subsidios condicionados, como la misma RGI”, defiende Raventós
Y continúa: “Esas críticas que afirman que quienes perciben una renta son vagos y que nadie querrá trabajar si tiene una ayuda de por vida han existido siempre. Es cierto que las rentas condicionadas pueden tener un problema, aunque menor, de fraude, precisamente por ser condicionadas. Una renta condicionada, sea más o menos generosa como la de Euskadi o más o menos rácana como la de Murcia, por citar dos extremos, están condicionada a tener otra fuente de renta. No la puedes recibir si tienes un trabajo. Existe la trampa de la pobreza; cuando te ofrecen un puesto de trabajo te ofrecen otra renta, normalmente una porquería. Pero puedes perder el subsidio condicionado si lo aceptas. Y, claro, hay gente que intenta compaginar, aunque no sea legal, mantener el empleo y el subsidio condicional. Con una RBI no desaparece la trampa pero queda muy menguada porque cualquier otra fuente de renta es acumulable aunque pagues más impuestos. Estoy recibiendo 500 euros de renta y me ofrecen un trabajo por cien euros más por unos meses y no lo acepto. En cambio, si recibo una renta que, según nuestro modelo de financiación está exento de IRPF pero no el euro número uno que ganas a partir de la renta básica, si yo no pierdo esta renta, si tengo un puesto de trabajo y no pierdo la renta, la trampa, si no desaparece, queda muy menguada”.
Así pues, en su opinión, la RBU favorecería la búsqueda de empleo, contrariamente a lo que aseveran partidos como el PP vasco, que recoge en su programa lo siguiente: “Las personas que perciben estas ayudas económicas (refiriéndose a la RGI) tienen que salir de la situación del subsidio en la que se encuentran ya que el cobro de ayudas sociales no puede constituir un fin en sí mismo, sino un paso previo para superar situaciones de exclusión. El objetivo final es salir del sistema de protección. La mejor política social es aquella dirigida a la inserción laboral de las personas en situación de exclusión o riesgo de exclusión. El sistema de protección social ha de tener puerta de entrada y puerta de salida. Este hecho conlleva un compromiso del perceptor de ayudas sociales en su formación y en la búsqueda activa de un empleo, así como su disposición para el empleo y de revertir a la sociedad el esfuerzo que ésta realiza”.
Uno de los factores más polémicos en el caso vasco es que del total de perceptores de la RGI, el 27% es migrante. Un porcentaje que suele interpretarse con dos tipos de claves. Aquella que considera que en números relativos no son mayoría, como sostienen muchos. Y, la otra, que arguye que ese porcentaje es alto teniendo en cuenta que representan algo menos del 7% del total de la población. “Las personas que vienen desde países pobres no lo hacen porque conozcan las condiciones que van a encontrar al llegar, sino porque en sus lugares de origen carecen de una existencia material garantizada. Con renta o sin ella, seguirán viniendo”, replica Raventós.
La RBU se ha implantado de manera experimental en la India y África pero solo en Alaska se ha desarrollado, aunque de forma muy particular. “Tienen una fundación semipública–semiprivada a través de los beneficios que obtiene, fundamentalmente, del petróleo. Lo que gana se reparte entre toda la población, independientemente de que se sea rico o pobre. El año que hubo más ganancias, correspondió a tres mil dólares anuales por persona, que no es mucho, pero tampoco para despreciar, por ejemplo, en una familia de tres miembros”, explica.
Raventós: “Cualquier subsidio de los que tenemos en España, pero también en Europa, está siempre sujeto a unas condiciones: ser pobre, no llegar a determinado nivel de renta, estar en el paro"
Añade Raventós con ironía que él ha debatido con economistas y rectores universitarios que aducen que en Alaska se puede desarrollar porque tienen petróleo, como si en Siberia no extrajeran más. “Siendo una financiación muy diferente a la que debe proponerse en una economía como la de la Unión Europea mediante financiación publica, es una asignación monetaria incondicional a toda la población”.
“Cualquier subsidio de los que tenemos en España, pero también en Europa, está siempre sujeto a unas condiciones: ser pobre, no llegar a determinado nivel de renta, estar en el paro. Tenemos que demostrar que estamos en una situación concreta para tener derecho a él. La RBU es como el derecho al sufragio universal allá donde existe, sin condiciones: hombre o mujer, rico o pobre, heterosexual u homosexual, católico o ateo. Todos tenemos derecho”."
submitted by EDUARDOMOLINA to podemos [link] [comments]


2016.08.14 14:23 ShaunaDorothy Demócratas, republicanos: ¡Fuera todos! EE.UU.: Miedo, odio y precampañas (Mayo de 2016)

https://archive.is/BYpsq
Espartaco No. 45 Mayo de 2016
¡Por un partido obrero revolucionario multirracial!
En su libro de 1917, El estado y la revolución, el dirigente bolchevique V.I. Lenin describió sucintamente el fraude de la democracia burguesa: “Decidir una vez cada cierto número de años qué miembros de la clase dominante han de oprimir y aplastar al pueblo en el Parlamento: ésa es la verdadera esencia del parlamentarismo burgués”. Como marxistas revolucionarios, nos oponemos por principio a votar por los republicanos, los demócratas o cualquier otro candidato burgués. Al mismo tiempo, las precampañas de este año están mostrando la rabia y la desesperación que durante décadas se han ido acumulando al fondo de la sociedad estadounidense.
Existe un odio extendido hacia el establishment político de ambos partidos, que con razón son considerados agentes vendidos y comprados por los estafadores financieros de Wall Street y las empresas hinchadas de ganancias que han provocado la ruina de millones. Pero, debido sobre todo a la burocracia sindical procapitalista, la rabia de los trabajadores no se ha expresado como lucha de clases contra los gobernantes. Como resultado, el descontento de los gobernados encuentra expresión en el apoyo a candidatos burgueses “antiestablishment”. Hasta el momento, el abiertamente racista Donald Trump, un magnate multimillonario de bienes raíces, lleva la delantera como precandidato republicano. El autodenominado “socialista demócrata” Bernie Sanders le está dando a la segunda representante de la dinastía Clinton más problemas de los que nadie hubiera previsto.
Sanders es el único candidato de este circo electoral que ofrece pan a las masas con llamados por educación gratuita, asistencia médica para todos y un salario mínimo de quince dólares por hora. Esto ha resonado particularmente entre la juventud pequeñoburguesa blanca, así como entre un sector de los obreros blancos cuyos sindicatos han sido destruidos, cuyos salarios se han desplomado, cuyas prestaciones han sido saqueadas y cuyas posibilidades de obtener un empleo bien remunerado prácticamente han desaparecido. Las promesas de Sanders no son más que charlatanería. Sólo la lucha de clases podría arrancarle a la burguesía semejantes concesiones. Pese a haber sido acusado de rojo, Sanders no es ningún socialista; es un político capitalista. Sin embargo, en una sociedad donde por mucho tiempo se ha vilipendiado al socialismo como un ataque al “modo de vida estadounidense”, el que Sanders esté obteniendo apoyo en un sector de los obreros blancos es una medida del creciente descontento.
El establishment demócrata tolera las pretensiones de Sanders de estar “dirigiendo una revolución política contra la clase multimillonaria”. Él siempre le ha servido a la clase dominante, particularmente con su apoyo a las sangrientas guerras, ocupaciones y demás aventuras militares con que el imperialismo estadounidense ha devastado países alrededor del mundo (ver: “Bernie Sanders: Imperialist Running Dog” [Bernie Sanders: Mandadero de los imperialistas], WV No. 1083, 12 de febrero). Sanders no sólo está compitiendo por la primera posición en la boleta interna de un partido que, al igual que el Republicano, representa los intereses de la burguesía; también está ayudando a restaurar la imagen de los demócratas como “partido del pueblo”. Además, ha dejado en claro que, en la elección general, apoyará a quien quiera que resulte electo candidato demócrata, presumiblemente Hillary Clinton. Por su parte, Clinton está ganando la mayor parte del voto negro, conforme el miedo a una victoria republicana, amplificado por los fascistas que se arrastran a los pies de Donald Trump, impulsa todavía más el apoyo de los negros a los demócratas, que alguna vez fueron el partido de la Confederación y el [sistema de segregación racial] Jim Crow.
Del lado republicano, presenciamos el espectáculo del establishment partidista gastando millones de dólares en publicidad, no contra los demócratas, sino contra el precandidato que encabeza la carrera en su propio partido. Los reflectores se enfocan en los ex candidatos republicanos para que prediquen contra el beligerante racismo antiimigrante de Trump y su asqueroso sexismo. La hipocresía es asombrosa viniendo de los mismos que exigían a los inmigrantes que se “deportaran a sí mismos”; que insultaban a los obreros y a los pobres como “parásitos” por pedir atención médica, alimentación y vivienda; que trabajaron tiempo extra por revertir todas las conquistas del movimiento por los derechos civiles; y que recurrieron al texto bíblico para condenar a las mujeres que necesitaban abortos, a los gays y a los demás “desviados”.
Trump no hace sino decir en voz alta lo que los líderes del partido republicano han promovido durante años. Lo que les molesta es que no esté cumpliendo las reglas del establishment del partido. Para ellos, incitar al odio racista sirve como un ariete ideológico para empobrecer aún más a la clase obrera y los pobres recortando los pocos programas sociales que todavía existen. Trump dice que no atacará la seguridad social ni la asistencia médica pública. Este demagogo reaccionario podría hacer o decir cualquier cosa. Su afirmación de que traerá la manufactura de vuelta a Estados Unidos, invocando una variante particularmente racista del proteccionismo de “salven los empleos estadounidenses”, le ha dado cierta audiencia entre los trabajadores blancos pobres. Por su parte, a la dirigencia republicana le preocupa que Trump azuce a las masas desempleadas y empobrecidas en casa y ponga en riesgo las ganancias que el imperialismo estadounidense obtiene del saqueo de “libre comercio” del mundo neocolonial.
Para los líderes republicanos, Trump añade insulto a la injuria al aprovechar la consigna de campaña de Ronald Reagan, santo patrono del Partido Republicano, “Make America Great Again” [Que EE.UU. vuelva a ser grande]. Reagan llegó a la Oficina Oval aprovechando y azuzando la reacción racista blanca contra los programas sociales que se consideraban beneficiosos para los negros pobres de los guetos. Jugó la carta racial, como siempre lo han hecho los gobernantes estadounidenses, para aumentar la brutal explotación de la clase obrera en su conjunto. Hoy, la devastación que afectó primero a los pobres y obreros negros se ha vuelto cada vez más real para los pobres y obreros blancos.
En los años noventa, el libro del ideólogo racista Charles Murray, La curva de Bell, achacó la miseria de los pobres del gueto a la “inferioridad genética” de los negros. En 2012, su libro Coming Apart: The State of White America, 1960-2010 [Desmoronamiento: La situación de la población blanca en EE.UU., 1960-2010] achacó la miseria que sufren los blancos pobres a su falta de valores, tanto familiares como de otro tipo. Este desprecio clasista se expresó más abiertamente en un artículo de un tal Kevin D. Williamson, recientemente publicado en la derechista National Review (28 de marzo). Titulado “Chaos in the Family, Chaos in the State: The White Working Class’s Dysfunction” [Caos en la familia, caos en el estado: La disfunción de la clase obrera blanca], el artículo despotrica:
“No les ha pasado nada. No hubo catástrofe alguna. No han sufrido ni la guerra ni la hambruna ni la peste ni la ocupación extranjera. Los cambios económicos de las últimas décadas no bastan para explicar la disfunción, la negligencia —y la incomprensible malevolencia— de la población pobre y blanca de EE.UU....
“La verdad de estas comunidades disfuncionales y degradadas es que merecen morir. Económicamente, son números rojos.Moralmente, son indefendibles”.
La clase obrera no podrá liberarse de las cadenas de la esclavitud asalariada si el proletariado no asume la causa de la liberación negra, que por sí misma requiere destruir este racista sistema capitalista mediante la revolución socialista. En el libro primero de El capital (1867), Karl Marx capturó la gran verdad de la sociedad capitalista estadounidense al escribir: “El trabajo en piel blanca no puede emanciparse allí donde el trabajo en piel negra está marcado con fierro candente”. Nuestro propósito como marxistas hoy es traducir la ira y el descontento hirvientes de las masas trabajadoras en un entendimiento consciente de que la clase obrera necesita su propio partido: no como un vehículo electoral que compita para administrar el estado burgués, sino como un partido que abandere la causa de todos los explotados y oprimidos en la lucha por el poder obrero.
Aquél a quien los dioses quieren destruir, primero lo vuelven loco
La locura del Partido Republicano no es más que una manifestación de la peligrosa irracionalidad del imperialismo estadounidense. Habiendo conseguido en 1991-1992 la destrucción contrarrevolucionaria de la Unión Soviética —que había nacido de la primera y única revolución obrera exitosa en el mundo—, los gobernantes capitalistas estadounidenses han actuado como si fueran los amos indiscutibles del mundo. Tanto bajo los gobiernos republicanos como bajo los demócratas, han lanzado su poderío militar por todo el mundo. Pero ni con su interminable serie de guerras el imperialismo estadounidense ha conseguido frenar el declive de su poder económico.
Afirmando que “hay que detener a Trump”, un antiguo asesor en política exterior del gobierno de Bush clamó: “Ha hecho enojar a nuestros aliados en Centroamérica, Europa, el Oriente asiático y Medio Oriente”. El que Trump denunciara la invasión de Irak que inició Bush ha molestado particularmente a los neoconservadores que fueron los arquitectos de esa guerra. En una columna de opinión contra Trump publicada en el Washington Post (25 de febrero), Robert Kagan concluye: “Para este antiguo republicano, y quizá para otros, puede no quedar otra alternativa que votar por Hillary Clinton”. ¿Y por qué no? Las credenciales de Clinton como una de los mayores halcones [probélicos] del imperialismo estadounidense son impecables.
Muchos, incluyendo republicanos que tienen columnas en el New York Times, se han preguntado: “¿Es Donald Trump un fascista?”. Otros comparan su candidatura con el fin de la República de Weimar y el ascenso de los nazis de Hitler. Pero el terreno donde crecieron los nazis era el de un país imperialista que había sido derrotado en la Primera Guerra Mundial. Apelando al descontento de una pequeña burguesía cada vez más pobre, los nazis se habían convertido en un movimiento de masas para principios de los años treinta. Cuando las direcciones de los partidos obreros Comunista y Socialista, que contaban con millones de miembros, no intentaron derrocar el decadente orden capitalista en Alemania, la desacreditada burguesía desató a los nazis para conservar su dominio aplastando al movimiento obrero y, en el proceso, sentó las bases para la indescriptible barbarie del Holocausto.
En cambio, Estados Unidos no es un país imperialista derrotado, sino que sigue siendo la “única superpotencia del mundo”, cuyo poderío militar es muchas veces superior al de todos sus rivales imperialistas juntos. Otra diferencia es que la clase dominante estadounidense no enfrenta por el momento la amenaza de la clase obrera en casa. Por el contrario, gracias a los traidores que están a la cabeza de los sindicatos, cuya base es cada vez más reducida, la burguesía estadounidense ha prevalecido hasta ahora en su larga guerra contra los obreros.
Trump no es un fascista. El camino al poder que ha proyectado no se sale del marco electoral. Pero sí hay mucho que temer de los locos que son azuzados en sus mítines en un frenesí patriotero y antiimigrante, que ha provocado protestas multirraciales contra él en todo el país. Quienes protestan contra los mítines de Trump han sido agredidos y los manifestantes negros han tenido que sufrir gritos de “¡Regresen a África!”. El KKK y otros grupos fascistas están saliendo de sus agujeros, con el antiguo gran mago del Klan David Duke declarando que “votar contra Trump en este punto es traicionar tu herencia”.
De manera similar, en los años ochenta el racismo oficial que emanaba de la Casa Blanca de Reagan alentó al Klan y a los nazis. Cuando éstos trataron de organizar sus mítines por el terror racista en grandes centros urbanos, nosotros convocamos movilizaciones de masas obreras y de minorías para detenerlos. En Chicago, Washington D.C., Filadelfia y otros lugares, fueron detenidos por protestas de miles basadas en el poder social de los sindicatos multirraciales movilizados al frente de los negros pobres de los guetos, los inmigrantes y todos aquéllos que el terror fascista querría victimizar. Estas movilizaciones demostraron en pequeña escala el papel del partido obrero revolucionario que queremos construir.
Obreros y negros: Entre la espada y la pared
Es responsabilidad directa de la burocracia sindical procapitalista el que un sector significativo de los trabajadores blancos apoye a un hombre que llegó a ser conocido por la frase “¡Estás despedido!”. Trump está consiguiendo ese apoyo al izar la bandera del proteccionismo de “Estados Unidos primero” de los falsos dirigentes de la AFL-CIO. Bajo esta bandera, una y otra vez los farsantes sindicales han cedido conquistas obtenidas en duras batallas de la clase obrera negra, blanca e inmigrante.
Los capitalistas siempre irán donde la mano de obra sea más barata para maximizar sus ganancias. Pero hacer de los trabajadores extranjeros chivos expiatorios por la pérdida de empleos en EE.UU. es una respuesta reaccionaria. El proteccionismo refuerza las ilusiones en el capitalismo estadounidense. Mina las perspectivas de lucha al envenenar la conciencia de la clase obrera e impedir la solidaridad con sus aliados de clase potenciales en China, México y otros lugares. Este proteccionismo también imbuye en los obreros la falsa idea de que mejorar sus condiciones materiales está totalmente fuera de su control y de su capacidad de organizarse y luchar, y de que depende sólo de algún salvador burgués.
Tanto Bernie Sanders como Donald Trump juegan la misma carta económica nacionalista. Aunque Sanders apela a la “unidad” contra el racismo xenófobo de Trump, lo que ocurre en los mítines de este último es simplemente el reflejo descarnado del chovinismo subyacente en los llamados a “salvar los empleos estadounidenses” de la competencia extranjera. Para que los sindicatos sirvan como instrumentos de lucha contra los patrones, deben enarbolar la lucha por los derechos de los inmigrantes, exigiendo el fin de las deportaciones e izando la bandera por plenos derechos de ciudadanía para todos los inmigrantes. La lucha por esas exigencias haría avanzar el combate común de los obreros estadounidenses y sus aliados de clase internacionalmente.
Hoy, el descontento de muchos obreros está siendo canalizado a las campañas ya sea de Trump o de Sanders. Pero la furia obrera también se ha expresado en el impulso de luchar contra la ofensiva de los capitalistas, un impulso que los falsos dirigentes sindicales han frustrado una y otra vez. El año pasado, los jóvenes obreros automotrices, muchos de ellos negros, estaban más que dispuestos a ir a huelga contra el odiado sistema de niveles, que alienta la división entre los obreros. En ello, contaban con gran apoyo entre los obreros más viejos, tanto blancos como negros, lo que apunta al potencial de la unidad de clase, trascendiendo las líneas raciales. Pero los dirigentes sindicales del United Auto Workers les hicieron tragar un contrato vendido con los “Tres de Detroit”, que de hecho expandía el odiado sistema de niveles.
En 2011, este espíritu de lucha se manifestó vívidamente también en Wisconsin, donde el gobernador republicano Scott Walker lanzó una ofensiva que amenazaba la existencia misma de los sindicatos públicos. Miles de obreros ocuparon la rotonda del Capitolio de Wisconsin y se movilizaron en manifestaciones de hasta 100 mil personas. Pese a la combatividad de los obreros, los burócratas sindicales se aseguraron de que no se emprendiera ninguna acción huelguística, canalizando en cambio el enojo de los obreros hacia la estrategia perdedora de revocar el mandato de Walker.
¿El resultado? La devastación de un movimiento sindical que ya estaba en decadencia. En 2011, más del 50 por ciento de los empleados públicos estaba sindicalizado. Para 2015, la tasa de sindicalización se había desplomado al 26 por ciento. En Indiana, ataques similares llevados a cabo con anterioridad condujeron prácticamente a la desaparición de los sindicatos del sector público en el estado. Y en 2015, Wisconsin se unió a Indiana, Michigan y otros 22 estados como uno más de los estados antisindicatos donde se proclama el “derecho a trabajar”. Wisconsin constituye el ejemplo más claro de la bancarrota de la burocracia sindical y su estrategia de confianza en los demócratas. Son esas derrotas las que les han permitido a reaccionarios como Trump posar como defensores de los intereses de los trabajadores.
Desde que la Ley de Derechos Civiles fue aprobada en 1964, el Partido Republicano adoptó la estrategia de apelar a los obreros blancos, a veces con éxito, sobre la base de buscar chivos expiatorios en las otras razas, impulsando la mentira de que los obreros blancos sufren porque el establishment liberal ha beneficiado a los negros y otras minorías a expensas suyas. El rasgo central y constante del capitalismo estadounidense es la opresión estructural de la población negra como una casta racial y de color, cuya mayoría se ve segregada por la fuerza al fondo de la sociedad. Oscureciendo la fundamental división de clases entre los capitalistas que poseen los medios de producción y los obreros que deben vender su fuerza de trabajo para sobrevivir, el racismo y la supremacía blanca han servido para atar a los obreros blancos a sus explotadores capitalistas sobre la base de la ilusión en un interés común debido al mismo color de piel.
En la precampaña demócrata, los negros están votando abrumadoramente por Hillary Clinton, pues la consideran el mejor candidato para derrotar a los demonios republicanos en noviembre. De hecho, en su competencia de 2008 con Obama, Clinton apeló abiertamente al racismo antinegro al afirmar que Obama no podría obtener el apoyo de los “estadounidenses que trabajan duro, los estadounidenses blancos”. Ahora ella se presenta como heredera del legado de Obama, aprovechando al mismo tiempo la popularidad de su esposo, Bill Clinton, entre la población negra.
Durante su periodo en el gobierno, Bill Clinton probablemente le hizo más daño a la población negra que ningún otro presidente desde la Segunda Guerra Mundial. Durante la campaña electoral de 1992, grotescamente voló de vuelta a Arkansas para presidir la ejecución de un hombre negro con daño cerebral, Ricky Ray Rector. Siendo presidente, erradicó “la asistencia social como la conocemos” e incrementó enormemente las atribuciones del estado, incluyendo las de detener y encarcelar a jóvenes negros. En todo esto contó con el apoyo de Hillary Clinton, que describió a los jóvenes negros del gueto como “superdepredadores”. Al mismo tiempo, Bill Clinton fue el primer presidente en tener amigos negros y en ser capaz de interactuar abierta y cómodamente con negros. Es una amarga muestra de la profundidad a la que llega la reacción racista en Estados Unidos el que estos gestos superficiales le hayan ganado a Clinton el apoyo de muchos negros a pesar de sus infames actos.
Con la elección de Barack Obama en 2008, las expectativas de los negros eran altas. Pero, si bien esas expectativas ya han sido olvidadas, queda entre los negros una profunda noción de solidaridad de raza con Obama. Esto ha sido reforzado por casi ocho años de reacción por parte de los republicanos en el congreso, amplificada por la gente del tipo “teabaggers” [militantes del derechista Tea Party] y “birthers” [que creen que Obama no nació en Estados Unidos]. Sin embargo, la verdad es que los negros no han ganado nada con su presidencia, durante la cual el desempleo en este sector se disparó, los salarios colapsaron y la riqueza media se desplomó. Mientras tanto, los negros siguen siendo asesinados a tiros por los desenfrenados policías racistas.
Contra lo que afirman muchos voceros negros, este estado de cosas no se debe a que Obama esté secuestrado por los republicanos. Sin duda, sus implacables ataques contra Obama casi siempre tienen una motivación racista. Pero el hombre negro de la Casa Blanca fue desde el principio un demócrata de Wall Street. Y lo demostró al poco tiempo de asumir el cargo. En una reunión con los grandes estafadores financieros en marzo de 2009, les aseguró que su gobierno era “lo único que se interpone entre ustedes y el linchamiento popular”, y añadió, “no he venido a perseguirlos, sino a protegerlos”. Y lo cumplió, con la eficaz ayuda de sus lugartenientes obreros en la burocracia sindical, que sacrificaron los empleos, los salarios y las condiciones laborales de sus afiliados para que el capitalismo estadounidense siguiera siendo redituable.
Los negros siguen siendo el sector de la población con mayor conciencia de la naturaleza cruel del racista Estados Unidos. Al mismo tiempo, están atados al Partido Demócrata y en su mayoría seguirán apoyándolo mientras no parezca haber otra alternativa. La clave para destrabar esa situación está en forjar esa alternativa.
Los obreros necesitan un partido propio
Con millones en el desempleo o luchando por subsistir con empleos de medio tiempo o temporales miserablemente mal pagados, muchos de los cuales han perdido sus hogares y dependen de los vales de alimentos, con sus pensiones y prestaciones de salud recortadas, existe una necesidad imperiosa de construir un partido obrero basado en el entendimiento fundamental de que los obreros no tienen ningún interés en común con los patrones. Un partido así uniría a los empleados con los desempleados, los pobres de los guetos y los inmigrantes en una lucha por empleos y condiciones dignas de vivienda para todos. El poder para llevar a cabo esta lucha está en manos de los hombres y mujeres —negros, blancos e inmigrantes— cuyo trabajo hace girar los engranes de la producción y genera la riqueza que los capitalistas se roban.
En el Programa de Transición de 1938, documento de fundación de la IV Internacional, León Trotsky planteó una serie de reivindicaciones para enfrentar la catástrofe que amenazaba a la clase obrera en medio de la Gran Depresión de los años treinta. El fin de estas reivindicaciones era armar a los obreros con el entendimiento de que la única respuesta era la conquista del poder por el proletariado. Para combatir la plaga del desempleo, llamaba por unir a los empleados y los desempleados en la lucha por una semana laboral más corta sin pérdida de salario, para distribuir el trabajo accesible, así como por una escala móvil de salarios que aumentara con el costo de la vida. Exigía un programa masivo de obras públicas con salarios al nivel del de los obreros sindicalizados. Para garantizar condiciones de vida decentes, todos debían tener vivienda y otras instalaciones sociales, así como acceso a la atención médica y a la educación sin ningún costo para los beneficiarios. El seguro de los desempleados debía durarles hasta que consiguieran empleo, con la totalidad de sus pensiones garantizada por el gobierno. Sólo la lucha por este tipo de reivindicaciones podría enfrentar las míseras condiciones que los obreros sufren actualmente.
Como argumentó Trotsky, quien junto con Lenin fuera el líder de la Revolución Rusa de 1917:
“Los propietarios y sus abogados demostrarán ‘la imposibilidad de realizar’ estas reivindicaciones. Los capitalistas de menor cuantía, sobre todo aquellos que marchan a la ruina, invocarán además sus libros de contabilidad. Los obreros rechazarán categóricamente esos argumentos y esas referencias. No se trata aquí del choque ‘normal’ de intereses materiales opuestos. Se trata de preservar al proletariado de la decadencia, de la desmoralización y de la ruina. Se trata de la vida y de la muerte de la única clase creadora y progresiva y, por eso mismo, del porvenir de la humanidad. Si el capitalismo es incapaz de satisfacer las reivindicaciones que surgen infaliblemente de los males por él mismo engendrados, no le queda otra cosa que morir. La ‘posibilidad’ o la ‘imposibilidad’ de realizar las reivindicaciones es, en el caso presente, una cuestión de relación de fuerzas que sólo puede ser resuelta por la lucha. Sobre la base de esta lucha, cualesquiera que sean los éxitos prácticos inmediatos, los obreros comprenderán, en la mejor forma, la necesidad de liquidar la esclavitud capitalista”.
Las nuevas batallas obreras sentarán las bases para revivir y extender los sindicatos, echando a sus dirigentes vendidos actuales y remplazándolos con una nueva dirección clasista. Para que los obreros triunfen sobre sus explotadores, deben estar armados con un programa político marxista que vincule el combate sindical con la lucha por construir un partido obrero revolucionario multirracial. Ese partido dirigiría la lucha por barrer al estado burgués mediante la revolución socialista y establecer un estado obrero donde los que trabajan gobiernen.
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/45/eu.html
submitted by ShaunaDorothy to communismo [link] [comments]


2016.08.03 13:08 EDUARDOMOLINA La genealogía del CADTM y de su lucha contra la deuda ilegítima: los orígenes. Entrevista a Éric Toussaint, portavoz y fundador de la red internacional del Comité para la Abolición de las Deudas Ilegítimas (CADTM).

http://iniciativadebate.org/2016/08/03/la-genealogia-del-cadtm-y-de-su-lucha-contra-la-deuda-ilegitima-los-origenes/
Primera parte de la entrevista «Genealogía del CADTM y de las políticas contra la deuda»
En esta entrevista se explica la genealogía de la lucha contra la deuda, de las y los que abogaron por su anulación, así como de la creación empírica, al servicio de los combates políticos, de los conceptos de ilegitimidad, ilegalidad, y del posible carácter odioso de las deudas públicas. Así mismo, cómo el Comité para la Abolición de las Deudas Ilegítimas (CADTM) —antes Comité para la Anulación de la Deuda del Tercer Mundo— vio necesaria la alianza con las fuerzas de la oposición y de los movimientos sociales, cuyas ideas y personas, una vez llegadas al gobierno, podrían cuestionar y desmantelar la deuda y su «sistema». No obstante, la prioridad absoluta para el CADTM es el fortalecimiento de la acción de las y los de abajo en lugar de actuar como lobby.
Desde África hasta Latinoamérica, las auditorías con participación ciudadana fueron una fuente de esperanza, sin embargo, en su mayoría, resultaron decepcionantes al ser olvidadas por los opositores que se volvieron gobernantes. Aunque el comportamiento de los dirigentes con respecto al orden financiero es decisivo…empero, a veces hubo auditorías que tuvieron un gran éxito. Recordemos la auditoría de la deuda soberana griega, una experiencia repleta de intrigas y de desenlaces inesperados, con pocas opciones. Cuando la ilusión de una nueva cooperación internacional, como hubiese sido la celebración de una nueva conferencia de Londres para la deuda griega demandada por Alexis Tsipras, se desvanece por ingenua, se imponen, según Éric Toussaint, actos soberanos unilaterales, como condición sine qua non para poder invertir la relación de fuerzas.
Publicamos entra entrevista dividida en 5 partes:
  1. La genealogía del CADTM y de las luchas contra las deudas ilegítimas: los orígenes
  2. Los primeros terrenos de experimentación del método CADTM para combatir las deudas ilegítimas: los ejemplos de Ruanda y de la República Democrática del Congo.
  3. Argentina: la continuación de la lucha contra la deuda ilegítima.
  4. De las esperanzas frustradas al éxito en Ecuador. Los ejemplos de Sudáfrica, Brasil, Paraguay y Ecuador
  5. Grecia: la ambigüedad de los dirigentes con respecto al orden financiero y a la deuda.
  6. La genealogía del CADTM y de las luchas contra las deudas ilegítimas: los orígenes
Benjamín Lemoine: ¿Cómo comenzó su implicación en las luchas contra las deudas ilegítimas?
Éric Toussaint: Fui profesor de historia y de ciencias sociales entre 1975 y 1994 en la enseñanza secundaria, en institutos públicos, técnicos y profesionales. Siendo profesor en Lieja, en los años 1980, me vi confrontado con la crisis de la deuda de este municipio de 200.000 habitantes. Una deuda que había alcanzado un nivel catastrófico y que implicaba un plan de austeridad extremadamente duro para esa época. Y eso me llevó, con un grupo de colegas y de diferentes categorías de trabajadores, a analizar los orígenes de la deuda que le era reclamada a la ciudad de Lieja. Al mismo tiempo, había estallado la crisis de la deuda del Tercer Mundo: México se había declarado en cesación de pagos en 1982. En Latinoamérica, en particular, se tomaron varias iniciativas para oponerse al pago de una deuda impagable durante esos mismos años. Asimismo, en África, el tema de la deuda fue liderado por el joven presidente de Burkina Faso Thomas Sankara, a partir de 1985. Eso me llevó a considerar, con las otras personas que fundaron conmigo el Comité para la Anulación de la Deuda del Tercer Mundo (CADTM) en Bélgica en 1990, [1] que éste era un tema transversal, nuevo, y que justificaba la creación de una organización específica, a imagen de otras organizaciones muy conocidas como Greenpeace o Amnistía Internacional. La idea era partir de un problema determinado, para luego abordar los problemas de la sociedad y del sistema capitalista global. Este comité, que al comienzo era una estructura esencialmente belga conocida por sus publicaciones en francés, tuvo un eco importante en Francia, en Suiza y África francófonas, y en Haití, a tal punto que nuestra organización está implantada, en este momento, en más de 30 países.
En relación a mis actividades en la enseñanza, y a pesar de que trabajaba a tiempo completo en la secundaria, continué mis estudios e hice un doctorado en ciencias políticas en las universidades de Lieja y de París VIII en 2004. Mi tesis trató sobre los retos políticos que conlleva la intervención del Banco Mundial y del FMI en los países en desarrollo. [2]
B. L.: ¿Estuvo comprometido políticamente antes de su experiencia en Lieja?
E. T.: Me comprometí en política siendo muy chico. En mayo de 1968, todavía no había cumplido los 14 años y desde 1967 ya era activista en mi liceo. En esa época, vivía en un pueblo de mineros del carbón que, en su gran mayoría, eran inmigrantes (polacos, italianos, españoles, griegos…). Pero mis padres, maestros en el pueblo, no eran en absoluto marxistas. En la biblioteca familiar no había ni un solo libro marxista. Mi padre era un miembro muy activo del partido socialista. Mis padres eran antirracistas, pacifistas e internacionalistas. Me movilizaron los problemas raciales y fui muy sensible a las luchas llevadas a cabo en Estados Unidos por Malcom X y Martin Luther King, aunque me atraía más la posición de Malcom X. Me sentía totalmente solidario con los trabajadores que luchaban por sus derechos mediante huelgas y manifestaciones. Participé en las que se hicieron contra las armas nucleares y contra la guerra del Vietnam. En mayo de 1968, seguía muy de cerca lo que pasaba en París. Leía muchísimo: de Mao al Che Guevara, pasando por el Manifiesto Comunista y otras lecturas políticas de diferentes corrientes marxistas. Eso me condujo a unirme a la corriente trotskista de la IV Internacional desde el año 1970. En Francia, la organización miembro de la IV Internacional era la Liga Comunista (que luego fue la Liga Comunista Revolucionaria) impulsada por Alain Krivine y Daniel Bensaïd. En junio de 1970, me fui en autostop a París con un amigo de mi edad al encuentro de esa organización. Iba a cumplir los 16 años. Comencé a leer los principales análisis de León Trotsky que me permitieron comprender la degeneración de la Unión Soviética, y por qué era necesaria una política mundial y una revolución permanente.
En el seno de la Cuarta Internacional, ¿existía sensibilidad sobre la cuestión de la deuda o, por el contrario, era una posición aislada?
El CADTM fue creado en 1990. Ernest Mandel, uno de los principales dirigentes de la IV Internacional con el que colaboraba activamente, se había pronunciado en 1989 por la anulación de la deuda del Tercer Mundo. [3] Además, en 1989, a iniciativa de la Liga Comunista Revolucionaria de Francia, se puso en marcha una coalición con personalidades como el cantante Renaud y el escritor Gilles Perrault. La coalición se llamó «Ça suffat comme ci» [¡Ya Basta!] Y fue una respuesta unitaria amplia a la iniciativa tomada por François Mitterrand de convocar para el bicentenario de la Revolución Francesa una reunión del G7. Iniciativa que fue tomada por la izquierda en general como una provocación. Renaud, que sentía apego y una cierta admiración por Mitterrand, entró en conflicto y en crisis de confianza con ocasión del bicentenario. Sin embargo, se celebró un enorme concierto gratuito en Vincennes con Renaud, su colega sudafricano Johnny Clegg y la Mano Negra. Asistieron 150.000 personas y en la manifestación al menos 80.000. Esa coalición tenía como objetivo principal reivindicar la anulación de la deuda del Tercer Mundo. El texto fundador del CADTM en Bélgica fue el redactado, en 1989, por militantes de la Liga Comunista Revolucionaria y por Gilles Perrault: el Llamamiento de la Bastilla para la anulación de la deuda del Tercer Mundo [4]. Por lo tanto hay una filiación bastante clara, en cuanto a corriente política, con respecto al problema de la deuda, particularmente con respecto a la deuda del Tercer Mundo. Esa enorme campaña de 1989 fue sin embargo marginada en Francia por el éxito de SOS Racismo. El lugar de «Ça suffat comme ci» fue ocupado, algunos años más tarde, por SOS Racismo y Harlem Désir. Este último tenía en esa época, los años 1990, relaciones regulares con el CADTM. Fue también el caso de Arnaud Montebourg, responsable, como diputado socialista en la Asamblea Nacional, de la evasión fiscal y de la ayuda al desarrollo. Cuando apareció SOS Racismo, éste retomó la fórmula de los grandes conciertos gratuitos y de las manifestaciones, y trató de ocupar ese ámbito. En 1996, hubo un nuevo florecimiento del tema de la deuda en Francia en el momento del G7 de Lyon. Estaban allí Bill Clinton, Jacques Chirac, Tony Blair, etc. El colectivo que se puso en marcha en Lyon se llamó «Les autres voix de la planète» [Las otras voces del planeta], que era el título de la revista del CADTM. En esa contra cumbre del G7, el CADTM tuvo un papel clave en los análisis y en el contenido de la declaración final. Fue también el CADTM que financió a la única persona liberada de la coalición «Les Autres Voix de la Planète», encargada en Lyon de preparar la contra cumbre unitaria.
Deudas del Sur, deudas del Norte
Durante esos años, ¿hubo una clara diferencia, en las luchas, entre la deuda de los países del Norte y la deuda de los países del Sur?
Sí, a la deuda de los países del Norte no se la consideraba, en 1990, como un tema clave. Pero para mí, esa deuda ya era importante. Con respecto a la actual situación, la deuda pública se disparó cuando varios países para rescatar a sus bancos socializaron sus pérdidas bancarias, y esto se produjo cuando llegó a Europa, en 2007-2008, la crisis que había estallado en Estados Unidos un año antes. Estuve convencido, de inmediato, con otras y otros miembros del CADTM, que era necesario tener en cuenta la nueva dimensión que tomaba la cuestión de la deuda pública en los países del Norte. Y lo hicimos antes de que fuera evidente para muchos. Porque hay que recordar que, en 2008-2009, José Manuel Barroso, presidente de la Comisión Europea, propuso como primera reacción una política que podía hacer pensar en un cambio neokeynesiano. De hecho, solo se trataba de amortiguadores sociales totalmente momentáneos, ya que los gobiernos del Norte tuvieron mucho miedo de que un cuestionamiento del sistema tomara un carácter masivo y activo. Por ejemplo, en Francia, Nicolas Sarkozy lanzó primas para apoyar a la industria del automóvil. Una parte del movimiento altermundista y de la izquierda en sus diferentes componentes no se dio cuenta que muy pronto, bajo el pretexto del aumento de la deuda pública, se desarrollaría una ofensiva extremadamente brutal de austeridad. Y esa ofensiva realmente fue percibida a partir de 2010 y de la famosa crisis griega, cuando los grandes medios de comunicación la llamaron «crisis de las deudas soberanas». Solo fue una amplia operación de comunicación para esconder lo esencial, es decir la continuación de la crisis bancaria y de toda una serie de iniciativas del Banco Central Europeo, de los gobiernos de los países europeos y también de Estados Unidos para socorrer a los bancos con la ayuda de las finanzas públicas. En un artículo de 2008, [5] anunciaba muy claramente lo que pasaría en 2010, cómo se irían desarrollando los acontecimientos. Resumiendo, como CADTM, estábamos preparados a lo que efectivamente se produjo. Por otra parte, publicamos dos libros que dan testimonio de lo acontecido perfectamente: La crisis global, en 2011 (http://anticapitalistas.org/IMG/pdf…) y La deuda o la vida: Europa en el ojo del huracán, en 2011 (http://www.cadtm.org/La-deuda-o-la-vida). Este último recibió el premio al libro político en la feria del libro político de Lieja de ese mismo año. También realizamos seminarios e intentamos convencer a varios movimientos de poner en marcha un frente europeo para el cuestionamiento del pago de la deuda a partir de 2010.
Entre los años 1980, con «Ça suffat comme ci», y 2007-2008, pasaron una veintena de años. Sin embargo, la diferente percepción entre la deuda del Norte y la deuda del Sur persiste. ¿Cómo se puede explicar?
Hay un lazo muy fuerte entre el CADTM y lo que se llama la corriente tercermundista. Esta corriente corresponde a los años 1960 y 1970. [6] El CADTM estuvo relacionado con personalidades comprometidas en la corriente tercermundista y personalmente tuve contactos muy estrechos con figuras del tercermundismo como Ahmed Ben Bella (el primer presidente de Argelia independiente, derrocado en 1967 por Boumédiène), [7] François Houtart, Gus Massiah, André Gunder Frank, Theotonio dos Santos… El CADTM colaboró también con Susan George [8] que escribió abundantemente sobre la deuda en los años 1990, así como con el escritor Gilles Perrault a partir de su compromiso con el Llamamiento de la Bastilla, en 1989. Este autor se implicó muchísimo con la publicación de su libro Notre ami le roi [9] y en la defensa de Abraham Serfaty, [10] quien era prisionero político en las mazmorras de Hassan II. A estos contactos y estos temas, agrego a René Dumont, [11] figura emblemática del tercermundismo en el ámbito de la ecología. Entre las y los que se acercaron al CADTM, a comienzos de la década 1990, había personas que tenían 60, 70 años, que se habían movilizado por la solidaridad con el Tercer Mundo o que habían sido dirigentes. El CADTM está también relacionado a redes internacionales surgidas en las luchas de los años noventa, por ejemplo Via Campesina que nació en 1993, la Marcha Mundial de Mujeres que se creó a finales de esa década, Jubileo Sur nacido en 1999, ATTAC a partir de 1998-1999. Estos movimientos convergieron en la creación del Foro Social Mundial en 2001, del que el CADTM es uno de los fundadores.
En el transcurso de su evolución, el CADTM sufrió una mutación: pasó de ser una organización del Norte solidaria con el Sur, a ser una red Norte-Sur de acción sobre las alternativas al sistema-deuda.
Durante la asamblea mundial celebrada a fines de abril de 2016 en Túnez, el CADTM, conservando su sigla, decidió por unanimidad cambiar su denominación y llamarse desde ese momento «Comité para la Abolición de las Deudas Ilegítimas». La moción adoptada argumentó el cambio de denominación debido a lo siguiente: «La adaptación que proponemos se justifica por la evolución del trabajo realizado por el CADTM tanto en el ámbito internacional como en el nacional. El CADTM se creó en 1990, en plena crisis de la deuda del Tercer Mundo, para reclamar la anulación de la deuda de los llamados países tercermundistas. A partir de los años 1990, el término Tercer Mundo se fue utilizando cada vez menos especialmente por la desaparición del Segundo Mundo, el bloque del socialismo real, y como consecuencia de las diferentes evoluciones al interior de la categoría Tercer Mundo —los llamados países en desarrollo que engloban a los países emergentes BRIC, PMA, PPME, etc—. Con la crisis de 2008 y sus repercusiones, el trabajo del CADTM se extendió progresivamente a las deudas públicas de los países del Norte, sin dejar de trabajar exigiendo la anulación de las deudas de los países del “Tercer Mundo”. Hemos mostrado cómo el “sistema-deuda” somete tanto a los pueblos del Sur como a los pueblos del Norte. Para luchar contra ello, desde hace 5 años el CADTM desarrolló una nueva sección de acción y reflexión sobre el problema de las deudas privadas ilegítimas: deudas ligadas a los microcréditos en el Sur cuyas primeras víctimas son las mujeres, de los campesinos, de los estudiantes, de las familias expulsadas de sus viviendas por los bancos, etc. El concepto de deuda ilegítima permite englobar las deudas del Sur y del Norte, las públicas y las privadas a la vez.»
Recordemos que el CADTM está implantado mayoritariamente en los países llamados «en desarrollo»: 15 países de África (véase http://www.cadtm.org/Africa,279), 6 países de Latinoamérica y Caribe (véase http://www.cadtm.org/America-latina-y-el-Caribe,838), 2 países de Asia del Sur (India y Pakistán). Con respecto a los países más industrializados, el CADTM está presente en 6 países europeos (véase http://www.cadtm.org/Europa,6487) y en Japón.
Notas
[1] En Bélgica, las personas morales que contribuyeron a la fundación en 1990 del CADTM provenían de diversos horizontes y testimonian el carácter plural de nuestra organización: movimientos de educación popular como Equipes Populaires —mouvement d’éducation permanente lié au Mouvement ouvrier chrétien—, Fondation Joseph Jacquemotte, Fondation Léon Lesoil, Union des Progressistes juifs de Belgique; sindicatos como los dos regionales de la CGSP, Central General de los Servicios Publicos —la de Liège y la de Limbourg—, la totalidad del sector Enseñanza de la CGSP, la regional de Amberes de la ACOD Onderwijs, la Federación de los metalúrgicos de la Provincia de Lieja; ONG como Peuples solidaires, GRESEA, Forum Nord-Sud, Centre Tricontinental, Socialisme sans Frontières, FCD Solidarité Socialiste, Oxfam Solidarité, Centre national de Coopération au Développement; comités de solidaridad como Comité Mennan Men-Haïti, Comité Amérique centrale de Charleroi; movimientos para la paz como la Coordination nationale d’action pour la paix et la démocratie —CNAPD—, VREDE; partidos políticos como el Partido obrero socialista y el Partido comunista; y una asociación femenina “Refugio para mujeres maltratadas y sus hijos”. El Partido obrero socialista (más tarde convertido en la LCR), sección belga de la Cuarta internacional, tuvo un papel importante en la creación e impulso del CADTM, aunque siempre con una gestión plural muy firme.
[2] Éric Toussaint, tesis doctoral en ciencias políticas presentada en 2004 a en las universidades de Lieja y de Paris VIII, Enjeux politiques de l’action de la Banque mondiale et du Fonds monétaire international envers le tiers-monde, 2004. Disponible en http://www.cadtm.org/Enjeux-politiques-de-l-action-de. Véase también: http://www.diffusiontheses.f50749…
[3] Véase Ernest Mandel, «La dynamique infernale de la spirale de l’endettement», Inprecor, abril de 1986 Voir http://www.cadtm.org/La-espiral-infernal-de-la-deuda yhttp://www.ernestmandel.org/new/ecr…
[4] Véase http://www.cadtm.org/Acerca-del-CADTM
[5] http://cadtm.org/Union-sagrada-para-una-sagrada
[6] Véase: http://www.cadtm.org/Eric-Toussaint-Lo-que-es, http://cadtm.org/Le-CADTM-et-la-cooperation-au, http://cadtm.org/Le-CADTM-et-la-cooperation-au,13144
[7] Éric Toussaint, «En recuerdo de Ahmed Ben Bella, primer presidente de la Argelia independiente, muerto el 11 de abril de 2012 a la edad de 96 años», http://cadtm.org/En-recuerdo-de-Ahmed-Ben-Bella
[8] https://es.wikipedia.org/wiki/Susan…
[9] http://www.gallimard.fCatalogue/G…
[10] https://es.wikipedia.org/wiki/Abrah…
[11] https://es.wikipedia.org/wiki/Ren%C…
Bejamin Lemoine es investigador en sociología en el CNRS (Consejo Nacional de Investigaciones de Francia), especializado en la cuestión de la deuda pública y de las relaciones entre los Estados y el orden financiero. Una versión resumida de esta entrevista ha sido publicada en el número especial «Capital et dettes publiques», de la revista SavoiAgir nº 35, marzo de 2016.
Traducido por Griselda Pinero
submitted by EDUARDOMOLINA to podemos [link] [comments]


2016.06.07 04:03 ShaunaDorothy Demócratas, republicanos: ¡Fuera todos! EE.UU.: Miedo, odio y precampañas (Mayo de 2016)

https://archive.is/BYpsq
Espartaco No. 45 Mayo de 2016
¡Por un partido obrero revolucionario multirracial!
En su libro de 1917, El estado y la revolución, el dirigente bolchevique V.I. Lenin describió sucintamente el fraude de la democracia burguesa: “Decidir una vez cada cierto número de años qué miembros de la clase dominante han de oprimir y aplastar al pueblo en el Parlamento: ésa es la verdadera esencia del parlamentarismo burgués”. Como marxistas revolucionarios, nos oponemos por principio a votar por los republicanos, los demócratas o cualquier otro candidato burgués. Al mismo tiempo, las precampañas de este año están mostrando la rabia y la desesperación que durante décadas se han ido acumulando al fondo de la sociedad estadounidense.
Existe un odio extendido hacia el establishment político de ambos partidos, que con razón son considerados agentes vendidos y comprados por los estafadores financieros de Wall Street y las empresas hinchadas de ganancias que han provocado la ruina de millones. Pero, debido sobre todo a la burocracia sindical procapitalista, la rabia de los trabajadores no se ha expresado como lucha de clases contra los gobernantes. Como resultado, el descontento de los gobernados encuentra expresión en el apoyo a candidatos burgueses “antiestablishment”. Hasta el momento, el abiertamente racista Donald Trump, un magnate multimillonario de bienes raíces, lleva la delantera como precandidato republicano. El autodenominado “socialista demócrata” Bernie Sanders le está dando a la segunda representante de la dinastía Clinton más problemas de los que nadie hubiera previsto.
Sanders es el único candidato de este circo electoral que ofrece pan a las masas con llamados por educación gratuita, asistencia médica para todos y un salario mínimo de quince dólares por hora. Esto ha resonado particularmente entre la juventud pequeñoburguesa blanca, así como entre un sector de los obreros blancos cuyos sindicatos han sido destruidos, cuyos salarios se han desplomado, cuyas prestaciones han sido saqueadas y cuyas posibilidades de obtener un empleo bien remunerado prácticamente han desaparecido. Las promesas de Sanders no son más que charlatanería. Sólo la lucha de clases podría arrancarle a la burguesía semejantes concesiones. Pese a haber sido acusado de rojo, Sanders no es ningún socialista; es un político capitalista. Sin embargo, en una sociedad donde por mucho tiempo se ha vilipendiado al socialismo como un ataque al “modo de vida estadounidense”, el que Sanders esté obteniendo apoyo en un sector de los obreros blancos es una medida del creciente descontento.
El establishment demócrata tolera las pretensiones de Sanders de estar “dirigiendo una revolución política contra la clase multimillonaria”. Él siempre le ha servido a la clase dominante, particularmente con su apoyo a las sangrientas guerras, ocupaciones y demás aventuras militares con que el imperialismo estadounidense ha devastado países alrededor del mundo (ver: “Bernie Sanders: Imperialist Running Dog” [Bernie Sanders: Mandadero de los imperialistas], WV No. 1083, 12 de febrero). Sanders no sólo está compitiendo por la primera posición en la boleta interna de un partido que, al igual que el Republicano, representa los intereses de la burguesía; también está ayudando a restaurar la imagen de los demócratas como “partido del pueblo”. Además, ha dejado en claro que, en la elección general, apoyará a quien quiera que resulte electo candidato demócrata, presumiblemente Hillary Clinton. Por su parte, Clinton está ganando la mayor parte del voto negro, conforme el miedo a una victoria republicana, amplificado por los fascistas que se arrastran a los pies de Donald Trump, impulsa todavía más el apoyo de los negros a los demócratas, que alguna vez fueron el partido de la Confederación y el [sistema de segregación racial] Jim Crow.
Del lado republicano, presenciamos el espectáculo del establishment partidista gastando millones de dólares en publicidad, no contra los demócratas, sino contra el precandidato que encabeza la carrera en su propio partido. Los reflectores se enfocan en los ex candidatos republicanos para que prediquen contra el beligerante racismo antiimigrante de Trump y su asqueroso sexismo. La hipocresía es asombrosa viniendo de los mismos que exigían a los inmigrantes que se “deportaran a sí mismos”; que insultaban a los obreros y a los pobres como “parásitos” por pedir atención médica, alimentación y vivienda; que trabajaron tiempo extra por revertir todas las conquistas del movimiento por los derechos civiles; y que recurrieron al texto bíblico para condenar a las mujeres que necesitaban abortos, a los gays y a los demás “desviados”.
Trump no hace sino decir en voz alta lo que los líderes del partido republicano han promovido durante años. Lo que les molesta es que no esté cumpliendo las reglas del establishment del partido. Para ellos, incitar al odio racista sirve como un ariete ideológico para empobrecer aún más a la clase obrera y los pobres recortando los pocos programas sociales que todavía existen. Trump dice que no atacará la seguridad social ni la asistencia médica pública. Este demagogo reaccionario podría hacer o decir cualquier cosa. Su afirmación de que traerá la manufactura de vuelta a Estados Unidos, invocando una variante particularmente racista del proteccionismo de “salven los empleos estadounidenses”, le ha dado cierta audiencia entre los trabajadores blancos pobres. Por su parte, a la dirigencia republicana le preocupa que Trump azuce a las masas desempleadas y empobrecidas en casa y ponga en riesgo las ganancias que el imperialismo estadounidense obtiene del saqueo de “libre comercio” del mundo neocolonial.
Para los líderes republicanos, Trump añade insulto a la injuria al aprovechar la consigna de campaña de Ronald Reagan, santo patrono del Partido Republicano, “Make America Great Again” [Que EE.UU. vuelva a ser grande]. Reagan llegó a la Oficina Oval aprovechando y azuzando la reacción racista blanca contra los programas sociales que se consideraban beneficiosos para los negros pobres de los guetos. Jugó la carta racial, como siempre lo han hecho los gobernantes estadounidenses, para aumentar la brutal explotación de la clase obrera en su conjunto. Hoy, la devastación que afectó primero a los pobres y obreros negros se ha vuelto cada vez más real para los pobres y obreros blancos.
En los años noventa, el libro del ideólogo racista Charles Murray, La curva de Bell, achacó la miseria de los pobres del gueto a la “inferioridad genética” de los negros. En 2012, su libro Coming Apart: The State of White America, 1960-2010 [Desmoronamiento: La situación de la población blanca en EE.UU., 1960-2010] achacó la miseria que sufren los blancos pobres a su falta de valores, tanto familiares como de otro tipo. Este desprecio clasista se expresó más abiertamente en un artículo de un tal Kevin D. Williamson, recientemente publicado en la derechista National Review (28 de marzo). Titulado “Chaos in the Family, Chaos in the State: The White Working Class’s Dysfunction” [Caos en la familia, caos en el estado: La disfunción de la clase obrera blanca], el artículo despotrica:
“No les ha pasado nada. No hubo catástrofe alguna. No han sufrido ni la guerra ni la hambruna ni la peste ni la ocupación extranjera. Los cambios económicos de las últimas décadas no bastan para explicar la disfunción, la negligencia —y la incomprensible malevolencia— de la población pobre y blanca de EE.UU....
“La verdad de estas comunidades disfuncionales y degradadas es que merecen morir. Económicamente, son números rojos.Moralmente, son indefendibles”.
La clase obrera no podrá liberarse de las cadenas de la esclavitud asalariada si el proletariado no asume la causa de la liberación negra, que por sí misma requiere destruir este racista sistema capitalista mediante la revolución socialista. En el libro primero de El capital (1867), Karl Marx capturó la gran verdad de la sociedad capitalista estadounidense al escribir: “El trabajo en piel blanca no puede emanciparse allí donde el trabajo en piel negra está marcado con fierro candente”. Nuestro propósito como marxistas hoy es traducir la ira y el descontento hirvientes de las masas trabajadoras en un entendimiento consciente de que la clase obrera necesita su propio partido: no como un vehículo electoral que compita para administrar el estado burgués, sino como un partido que abandere la causa de todos los explotados y oprimidos en la lucha por el poder obrero.
Aquél a quien los dioses quieren destruir, primero lo vuelven loco
La locura del Partido Republicano no es más que una manifestación de la peligrosa irracionalidad del imperialismo estadounidense. Habiendo conseguido en 1991-1992 la destrucción contrarrevolucionaria de la Unión Soviética —que había nacido de la primera y única revolución obrera exitosa en el mundo—, los gobernantes capitalistas estadounidenses han actuado como si fueran los amos indiscutibles del mundo. Tanto bajo los gobiernos republicanos como bajo los demócratas, han lanzado su poderío militar por todo el mundo. Pero ni con su interminable serie de guerras el imperialismo estadounidense ha conseguido frenar el declive de su poder económico.
Afirmando que “hay que detener a Trump”, un antiguo asesor en política exterior del gobierno de Bush clamó: “Ha hecho enojar a nuestros aliados en Centroamérica, Europa, el Oriente asiático y Medio Oriente”. El que Trump denunciara la invasión de Irak que inició Bush ha molestado particularmente a los neoconservadores que fueron los arquitectos de esa guerra. En una columna de opinión contra Trump publicada en el Washington Post (25 de febrero), Robert Kagan concluye: “Para este antiguo republicano, y quizá para otros, puede no quedar otra alternativa que votar por Hillary Clinton”. ¿Y por qué no? Las credenciales de Clinton como una de los mayores halcones [probélicos] del imperialismo estadounidense son impecables.
Muchos, incluyendo republicanos que tienen columnas en el New York Times, se han preguntado: “¿Es Donald Trump un fascista?”. Otros comparan su candidatura con el fin de la República de Weimar y el ascenso de los nazis de Hitler. Pero el terreno donde crecieron los nazis era el de un país imperialista que había sido derrotado en la Primera Guerra Mundial. Apelando al descontento de una pequeña burguesía cada vez más pobre, los nazis se habían convertido en un movimiento de masas para principios de los años treinta. Cuando las direcciones de los partidos obreros Comunista y Socialista, que contaban con millones de miembros, no intentaron derrocar el decadente orden capitalista en Alemania, la desacreditada burguesía desató a los nazis para conservar su dominio aplastando al movimiento obrero y, en el proceso, sentó las bases para la indescriptible barbarie del Holocausto.
En cambio, Estados Unidos no es un país imperialista derrotado, sino que sigue siendo la “única superpotencia del mundo”, cuyo poderío militar es muchas veces superior al de todos sus rivales imperialistas juntos. Otra diferencia es que la clase dominante estadounidense no enfrenta por el momento la amenaza de la clase obrera en casa. Por el contrario, gracias a los traidores que están a la cabeza de los sindicatos, cuya base es cada vez más reducida, la burguesía estadounidense ha prevalecido hasta ahora en su larga guerra contra los obreros.
Trump no es un fascista. El camino al poder que ha proyectado no se sale del marco electoral. Pero sí hay mucho que temer de los locos que son azuzados en sus mítines en un frenesí patriotero y antiimigrante, que ha provocado protestas multirraciales contra él en todo el país. Quienes protestan contra los mítines de Trump han sido agredidos y los manifestantes negros han tenido que sufrir gritos de “¡Regresen a África!”. El KKK y otros grupos fascistas están saliendo de sus agujeros, con el antiguo gran mago del Klan David Duke declarando que “votar contra Trump en este punto es traicionar tu herencia”.
De manera similar, en los años ochenta el racismo oficial que emanaba de la Casa Blanca de Reagan alentó al Klan y a los nazis. Cuando éstos trataron de organizar sus mítines por el terror racista en grandes centros urbanos, nosotros convocamos movilizaciones de masas obreras y de minorías para detenerlos. En Chicago, Washington D.C., Filadelfia y otros lugares, fueron detenidos por protestas de miles basadas en el poder social de los sindicatos multirraciales movilizados al frente de los negros pobres de los guetos, los inmigrantes y todos aquéllos que el terror fascista querría victimizar. Estas movilizaciones demostraron en pequeña escala el papel del partido obrero revolucionario que queremos construir.
Obreros y negros: Entre la espada y la pared
Es responsabilidad directa de la burocracia sindical procapitalista el que un sector significativo de los trabajadores blancos apoye a un hombre que llegó a ser conocido por la frase “¡Estás despedido!”. Trump está consiguiendo ese apoyo al izar la bandera del proteccionismo de “Estados Unidos primero” de los falsos dirigentes de la AFL-CIO. Bajo esta bandera, una y otra vez los farsantes sindicales han cedido conquistas obtenidas en duras batallas de la clase obrera negra, blanca e inmigrante.
Los capitalistas siempre irán donde la mano de obra sea más barata para maximizar sus ganancias. Pero hacer de los trabajadores extranjeros chivos expiatorios por la pérdida de empleos en EE.UU. es una respuesta reaccionaria. El proteccionismo refuerza las ilusiones en el capitalismo estadounidense. Mina las perspectivas de lucha al envenenar la conciencia de la clase obrera e impedir la solidaridad con sus aliados de clase potenciales en China, México y otros lugares. Este proteccionismo también imbuye en los obreros la falsa idea de que mejorar sus condiciones materiales está totalmente fuera de su control y de su capacidad de organizarse y luchar, y de que depende sólo de algún salvador burgués.
Tanto Bernie Sanders como Donald Trump juegan la misma carta económica nacionalista. Aunque Sanders apela a la “unidad” contra el racismo xenófobo de Trump, lo que ocurre en los mítines de este último es simplemente el reflejo descarnado del chovinismo subyacente en los llamados a “salvar los empleos estadounidenses” de la competencia extranjera. Para que los sindicatos sirvan como instrumentos de lucha contra los patrones, deben enarbolar la lucha por los derechos de los inmigrantes, exigiendo el fin de las deportaciones e izando la bandera por plenos derechos de ciudadanía para todos los inmigrantes. La lucha por esas exigencias haría avanzar el combate común de los obreros estadounidenses y sus aliados de clase internacionalmente.
Hoy, el descontento de muchos obreros está siendo canalizado a las campañas ya sea de Trump o de Sanders. Pero la furia obrera también se ha expresado en el impulso de luchar contra la ofensiva de los capitalistas, un impulso que los falsos dirigentes sindicales han frustrado una y otra vez. El año pasado, los jóvenes obreros automotrices, muchos de ellos negros, estaban más que dispuestos a ir a huelga contra el odiado sistema de niveles, que alienta la división entre los obreros. En ello, contaban con gran apoyo entre los obreros más viejos, tanto blancos como negros, lo que apunta al potencial de la unidad de clase, trascendiendo las líneas raciales. Pero los dirigentes sindicales del United Auto Workers les hicieron tragar un contrato vendido con los “Tres de Detroit”, que de hecho expandía el odiado sistema de niveles.
En 2011, este espíritu de lucha se manifestó vívidamente también en Wisconsin, donde el gobernador republicano Scott Walker lanzó una ofensiva que amenazaba la existencia misma de los sindicatos públicos. Miles de obreros ocuparon la rotonda del Capitolio de Wisconsin y se movilizaron en manifestaciones de hasta 100 mil personas. Pese a la combatividad de los obreros, los burócratas sindicales se aseguraron de que no se emprendiera ninguna acción huelguística, canalizando en cambio el enojo de los obreros hacia la estrategia perdedora de revocar el mandato de Walker.
¿El resultado? La devastación de un movimiento sindical que ya estaba en decadencia. En 2011, más del 50 por ciento de los empleados públicos estaba sindicalizado. Para 2015, la tasa de sindicalización se había desplomado al 26 por ciento. En Indiana, ataques similares llevados a cabo con anterioridad condujeron prácticamente a la desaparición de los sindicatos del sector público en el estado. Y en 2015, Wisconsin se unió a Indiana, Michigan y otros 22 estados como uno más de los estados antisindicatos donde se proclama el “derecho a trabajar”. Wisconsin constituye el ejemplo más claro de la bancarrota de la burocracia sindical y su estrategia de confianza en los demócratas. Son esas derrotas las que les han permitido a reaccionarios como Trump posar como defensores de los intereses de los trabajadores.
Desde que la Ley de Derechos Civiles fue aprobada en 1964, el Partido Republicano adoptó la estrategia de apelar a los obreros blancos, a veces con éxito, sobre la base de buscar chivos expiatorios en las otras razas, impulsando la mentira de que los obreros blancos sufren porque el establishment liberal ha beneficiado a los negros y otras minorías a expensas suyas. El rasgo central y constante del capitalismo estadounidense es la opresión estructural de la población negra como una casta racial y de color, cuya mayoría se ve segregada por la fuerza al fondo de la sociedad. Oscureciendo la fundamental división de clases entre los capitalistas que poseen los medios de producción y los obreros que deben vender su fuerza de trabajo para sobrevivir, el racismo y la supremacía blanca han servido para atar a los obreros blancos a sus explotadores capitalistas sobre la base de la ilusión en un interés común debido al mismo color de piel.
En la precampaña demócrata, los negros están votando abrumadoramente por Hillary Clinton, pues la consideran el mejor candidato para derrotar a los demonios republicanos en noviembre. De hecho, en su competencia de 2008 con Obama, Clinton apeló abiertamente al racismo antinegro al afirmar que Obama no podría obtener el apoyo de los “estadounidenses que trabajan duro, los estadounidenses blancos”. Ahora ella se presenta como heredera del legado de Obama, aprovechando al mismo tiempo la popularidad de su esposo, Bill Clinton, entre la población negra.
Durante su periodo en el gobierno, Bill Clinton probablemente le hizo más daño a la población negra que ningún otro presidente desde la Segunda Guerra Mundial. Durante la campaña electoral de 1992, grotescamente voló de vuelta a Arkansas para presidir la ejecución de un hombre negro con daño cerebral, Ricky Ray Rector. Siendo presidente, erradicó “la asistencia social como la conocemos” e incrementó enormemente las atribuciones del estado, incluyendo las de detener y encarcelar a jóvenes negros. En todo esto contó con el apoyo de Hillary Clinton, que describió a los jóvenes negros del gueto como “superdepredadores”. Al mismo tiempo, Bill Clinton fue el primer presidente en tener amigos negros y en ser capaz de interactuar abierta y cómodamente con negros. Es una amarga muestra de la profundidad a la que llega la reacción racista en Estados Unidos el que estos gestos superficiales le hayan ganado a Clinton el apoyo de muchos negros a pesar de sus infames actos.
Con la elección de Barack Obama en 2008, las expectativas de los negros eran altas. Pero, si bien esas expectativas ya han sido olvidadas, queda entre los negros una profunda noción de solidaridad de raza con Obama. Esto ha sido reforzado por casi ocho años de reacción por parte de los republicanos en el congreso, amplificada por la gente del tipo “teabaggers” [militantes del derechista Tea Party] y “birthers” [que creen que Obama no nació en Estados Unidos]. Sin embargo, la verdad es que los negros no han ganado nada con su presidencia, durante la cual el desempleo en este sector se disparó, los salarios colapsaron y la riqueza media se desplomó. Mientras tanto, los negros siguen siendo asesinados a tiros por los desenfrenados policías racistas.
Contra lo que afirman muchos voceros negros, este estado de cosas no se debe a que Obama esté secuestrado por los republicanos. Sin duda, sus implacables ataques contra Obama casi siempre tienen una motivación racista. Pero el hombre negro de la Casa Blanca fue desde el principio un demócrata de Wall Street. Y lo demostró al poco tiempo de asumir el cargo. En una reunión con los grandes estafadores financieros en marzo de 2009, les aseguró que su gobierno era “lo único que se interpone entre ustedes y el linchamiento popular”, y añadió, “no he venido a perseguirlos, sino a protegerlos”. Y lo cumplió, con la eficaz ayuda de sus lugartenientes obreros en la burocracia sindical, que sacrificaron los empleos, los salarios y las condiciones laborales de sus afiliados para que el capitalismo estadounidense siguiera siendo redituable.
Los negros siguen siendo el sector de la población con mayor conciencia de la naturaleza cruel del racista Estados Unidos. Al mismo tiempo, están atados al Partido Demócrata y en su mayoría seguirán apoyándolo mientras no parezca haber otra alternativa. La clave para destrabar esa situación está en forjar esa alternativa.
Los obreros necesitan un partido propio
Con millones en el desempleo o luchando por subsistir con empleos de medio tiempo o temporales miserablemente mal pagados, muchos de los cuales han perdido sus hogares y dependen de los vales de alimentos, con sus pensiones y prestaciones de salud recortadas, existe una necesidad imperiosa de construir un partido obrero basado en el entendimiento fundamental de que los obreros no tienen ningún interés en común con los patrones. Un partido así uniría a los empleados con los desempleados, los pobres de los guetos y los inmigrantes en una lucha por empleos y condiciones dignas de vivienda para todos. El poder para llevar a cabo esta lucha está en manos de los hombres y mujeres —negros, blancos e inmigrantes— cuyo trabajo hace girar los engranes de la producción y genera la riqueza que los capitalistas se roban.
En el Programa de Transición de 1938, documento de fundación de la IV Internacional, León Trotsky planteó una serie de reivindicaciones para enfrentar la catástrofe que amenazaba a la clase obrera en medio de la Gran Depresión de los años treinta. El fin de estas reivindicaciones era armar a los obreros con el entendimiento de que la única respuesta era la conquista del poder por el proletariado. Para combatir la plaga del desempleo, llamaba por unir a los empleados y los desempleados en la lucha por una semana laboral más corta sin pérdida de salario, para distribuir el trabajo accesible, así como por una escala móvil de salarios que aumentara con el costo de la vida. Exigía un programa masivo de obras públicas con salarios al nivel del de los obreros sindicalizados. Para garantizar condiciones de vida decentes, todos debían tener vivienda y otras instalaciones sociales, así como acceso a la atención médica y a la educación sin ningún costo para los beneficiarios. El seguro de los desempleados debía durarles hasta que consiguieran empleo, con la totalidad de sus pensiones garantizada por el gobierno. Sólo la lucha por este tipo de reivindicaciones podría enfrentar las míseras condiciones que los obreros sufren actualmente.
Como argumentó Trotsky, quien junto con Lenin fuera el líder de la Revolución Rusa de 1917:
“Los propietarios y sus abogados demostrarán ‘la imposibilidad de realizar’ estas reivindicaciones. Los capitalistas de menor cuantía, sobre todo aquellos que marchan a la ruina, invocarán además sus libros de contabilidad. Los obreros rechazarán categóricamente esos argumentos y esas referencias. No se trata aquí del choque ‘normal’ de intereses materiales opuestos. Se trata de preservar al proletariado de la decadencia, de la desmoralización y de la ruina. Se trata de la vida y de la muerte de la única clase creadora y progresiva y, por eso mismo, del porvenir de la humanidad. Si el capitalismo es incapaz de satisfacer las reivindicaciones que surgen infaliblemente de los males por él mismo engendrados, no le queda otra cosa que morir. La ‘posibilidad’ o la ‘imposibilidad’ de realizar las reivindicaciones es, en el caso presente, una cuestión de relación de fuerzas que sólo puede ser resuelta por la lucha. Sobre la base de esta lucha, cualesquiera que sean los éxitos prácticos inmediatos, los obreros comprenderán, en la mejor forma, la necesidad de liquidar la esclavitud capitalista”.
Las nuevas batallas obreras sentarán las bases para revivir y extender los sindicatos, echando a sus dirigentes vendidos actuales y remplazándolos con una nueva dirección clasista. Para que los obreros triunfen sobre sus explotadores, deben estar armados con un programa político marxista que vincule el combate sindical con la lucha por construir un partido obrero revolucionario multirracial. Ese partido dirigiría la lucha por barrer al estado burgués mediante la revolución socialista y establecer un estado obrero donde los que trabajan gobiernen.
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/45/eu.html
submitted by ShaunaDorothy to Espartaco [link] [comments]


2016.06.07 03:00 ShaunaDorothy Los imperialistas estadounidenses restablecen relaciones diplomáticas - ¡Defender las conquistas de la Revolución Cubana! ¡Por la revolución política obrera en Cuba! (Marzo de 2015)

https://archive.is/ozkKB
Espartaco No. 43 Marzo de 2015
El siguiente artículo ha sido traducido de Workers Vanguard No. 1059 (9 de enero), periódico de nuestros camaradas de la Spartacist League/U.S.
Durante más de medio siglo, los imperialistas estadounidenses han intentado incansablemente derrocar la Revolución Cubana y restaurar el dominio del capital en la isla: desde la invasión de Playa Girón (Bahía de Cochinos) en 1961 hasta los constantes intentos de asesinar a Fidel Castro, y de las provocaciones terroristas de la CIA y los gusanos del exilio cubano hasta actos de sabotaje. Ahora la Casa Blanca de Obama ha anunciado su intención de “cambiar de curso” con Cuba y restaurar relaciones diplomáticas, es decir, busca conseguir el mismo fin estratégico a través de medios más efectivos. Fue a raíz de la expropiación por el gobierno de Castro de la clase capitalista de la isla en 1960, lo que trajo tan enormes conquistas para las masas cubanas, que Washington rompió relaciones con La Habana.
Lo que se propone es relativamente modesto: relajar diversas restricciones de viaje, autorizar algunas ventas y exportaciones comerciales y facilitar las transacciones bancarias entre los dos países. El paralizante embargo estadounidense, un acto de guerra económica que por décadas ha estrangulado a los obreros y campesinos cubanos, se afloja pero no se levanta. Obama dice que sin la aprobación del Congreso no puede derogar las leyes Torricelli y Helms-Burton. Tras el colapso de la Unión Soviética en 1991-92, lo que terminó con la crucial ayuda económica y militar a Cuba, estas leyes apretaron el embargo. Promulgadas bajo el demócrata Clinton, buscaban “desatar el caos en la isla”. ¡Abajo el embargo!
Desde el punto de vista de los marxistas revolucionarios, Cuba tiene derecho a establecer relaciones diplomáticas y económicas con cualquier país capitalista que desee, sobre todo para intentar superar el muy real problema de su estancamiento económico. Aumentar los vínculos comerciales y financieros con las corporaciones estadounidenses no significaría una restauración progresiva del capitalismo. Sin embargo, esto implicará un peligro muy real de fortalecer las fuerzas internas de la contrarrevolución capitalista en la isla.
Mientras tanto, la presencia de una base naval y centro de detención y tortura estadounidense en la Bahía de Guantánamo —donde hay unos 130 prisioneros de la “guerra contra el terrorismo” de EE.UU.— es un recordatorio de que Cuba sigue en la mira militar del imperialismo. Aunque el año pasado fueran liberadas decenas de prisioneros, Obama no está dispuesto a cerrar ese calabozo, ni mucho menos a devolver Guantánamo a Cuba. ¡Estados Unidos fuera de Guantánamo ahora!
El deshielo en las relaciones entre los dos países se dio tras más de un año de negociaciones, albergadas por el gobierno canadiense e impulsadas por el Vaticano. Como los anteriores directores generales del imperialismo estadounidense, Obama tiene con respecto a Cuba intenciones abiertamente revanchistas. Bajo su presidencia, la Agencia de Estados Unidos para el Desarrollo Internacional (USAID) —notoria por haber trabajado con la CIA desde principios de los años 60— ha fraguado diversos planes contrarrevolucionarios para sembrar descontento proimperialista en la isla. Una conspiración reciente incluía la infiltración de grupos clandestinos de hip-hop cubanos con la intención de detonar un movimiento juvenil contra el régimen.
Como parte del reciente acuerdo, Obama liberó a los últimos tres de los Cinco Cubanos que seguían bajo custodia tras haber sido condenados en 2001 bajo cargos falsos de espionaje y conspiración para cometer asesinato. La libertad de los Cinco Cubanos, hombres que heroicamente intentaban impedir actos terroristas en Cuba infiltrando y monitoreando a los grupos de cubanos exiliados en Florida, debe celebrarse. A cambio, el presidente cubano Raúl Castro devolvió a dos espías estadounidenses, el ex agente de inteligencia cubano Rolando Sarraff Trujillo —quien facilitó el arresto y la incriminación de los Cinco Cubanos— y el contratista de la USAID Alan Gross, quien fuera enviado a Cuba para introducir de contrabando equipo de cómputo y comunicación para espionaje.
La Liga Comunista Internacional siempre ha luchado por la defensa militar incondicional de Cuba frente a la amenaza de la contrarrevolución capitalista interna y el ataque imperialista. Esto fluye de nuestro entendimiento de que Cuba es un estado obrero donde el capitalismo fue derrocado. Sin embargo, desde su origen ha estado burocráticamente deformado, es decir, una burocracia parasitaria monopoliza el poder político. La base material de esta burocracia es la administración de la economía colectivizada en condiciones de escasez.
La eliminación de la producción para la ganancia, junto con el establecimiento de una planificación central y el monopolio estatal del comercio y la inversión exteriores, le permitió a Cuba garantizar a todos empleo, vivienda y educación. Hasta la fecha, Cuba tiene uno de los índices de alfabetización más altos del mundo y una tasa de mortandad infantil inferior a la de Estados Unidos o la Unión Europea. Su célebre sistema de salud, con más médicos per cápita que los de cualquier otro lugar, ofrece gratuitamente atención médica de calidad superior a la de muchos países avanzados. Los médicos cubanos han salvado vidas en todo el mundo y regularmente se les envía a ayudar a las víctimas de desastres, incluyendo la crisis del ébola en África. Es un testimonio de la superioridad de la economía colectivizada el que una isla pequeña y relativamente pobre haya sobrevivido por tanto tiempo bajo las paralizantes sanciones económicas y provocaciones militares de la bestia estadounidense, a menos de 150 kilómetros de sus costas.
En su discurso del 20 de diciembre donde anunció a la Asamblea Nacional de Cuba el reacercamiento con Estados Unidos, Raúl Castro advirtió contra las “terapias de choque” o la aceleración de las privatizaciones como recurso para revivir la estancada economía del país, lo que, dijo, significaría “arriar las banderas del socialismo”. Pero el socialismo es una sociedad igualitaria y sin clases basada en la abundancia material a escala internacional. Mientras un estado obrero esté aislado, se verá sujeto a la enorme presión del mundo capitalista circundante, presión que lo socavará y terminará por destruirlo. El destino de Cuba y su avance al socialismo dependen de la lucha por el poder proletario en toda Latinoamérica y el resto del mundo, especialmente en Estados Unidos.
Desde el principio, la política de la burocracia castrista de La Habana ha demostrado ser un obstáculo a esta perspectiva. Siguiendo los pasos de la burocracia estalinista de la antigua Unión Soviética, el régimen cubano se comprometió con el dogma nacionalista de construir el “socialismo en un solo país”. Esto ha significado oponerse a las posibilidades de revolución fuera de la isla. A principios de los años setenta, Fidel Castro abrazó al gobierno de frente popular de Chile encabezado por Salvador Allende, cuyo propósito era decapitar la amenaza de una revolución obrera y desarmar políticamente al combativo proletariado, pavimentando el camino al sangriento golpe de estado militar de Pinochet. Una década después, cuando los pequeñoburgueses sandinistas de Nicaragua derrocaron a la opresiva dictadura de Somoza haciendo añicos al estado capitalista, Fidel les aconsejó que no siguieran el camino cubano de expropiar a la burguesía. Los castristas siempre han promovido regímenes nacionalistas burgueses, lo que incluye la glorificación del fallecido caudillo populista venezolano Hugo Chávez como un supuesto revolucionario.
Así, la defensa de la Revolución Cubana está directamente ligada al llamado trotskista por una revolución política proletaria que derroque a la burocracia castrista y ponga en el poder a la clase obrera, estableciendo un régimen basado en la democracia obrera y el internacionalismo revolucionario. Esto requiere forjar un partido de vanguardia leninista-trotskista que movilice a las masas trabajadoras cubanas en lucha.
Depredaciones imperialistas y “reformas de mercado”
Como era de esperarse, el relajamiento de las restricciones respecto a Cuba enfureció al nido de víboras anticomunistas del exilio cubano y sus criaturas, como el senador de Florida Marco Rubio. En cambio, fue celebrado por vastos sectores de la burguesía, incluyendo a la patronal Cámara de Comercio y a los voceros de los medios de comunicación capitalistas. En los últimos meses, el New York Times ha llamado repetidas veces a levantar el embargo. Considerando contraproducente y anticuada la beligerante política estadounidense, una editorial de la revista Forbes (16 de enero de 2013) señaló: “Tiene poco sentido mantener un embargo permanente sobre una nación en desarrollo que avanza hacia la reforma, especialmente cuando los aliados de Estados Unidos son hostiles al embargo. Impide que cobre vida una discusión más amplia sobre una reforma inteligente en Cuba y económicamente carece de sentido”.
El gobierno de Obama ha proclamado que desea una Cuba “democrática, próspera y estable”, lo que para él significa devolver a la isla a su estatus neocolonial mediante la restauración del capitalismo, introducir inversiones redituables para los gobernantes de EE.UU. basadas en la mano de obra barata e instalar un régimen político dócil. Los capitalistas europeos y canadienses han podido penetrar en el mercado cubano mediante su participación en empresas mixtas y esperan inundar el país con importaciones baratas. Varias corporaciones de la Fortune 500, incluyendo a Caterpillar, Colgate-Palmolive y Pepsico, temen haberle cedido este mercado a sus competidores.
Es mucho lo que está en juego: en última instancia, o la única economía socializada de Latinoamérica triunfa mediante la extensión internacional de la revolución, o la contrarrevolución capitalista convierte nuevamente a Cuba en el patio de juegos de la burguesía estadounidense. En La revolución traicionada (1936), el dirigente revolucionario marxista León Trotsky describió la situación que enfrentaba el estado obrero degenerado soviético, es decir, aquella de verse rodeado por economías capitalistas más avanzadas industrial y tecnológicamente. Trotsky escribió: “Pero en sí misma, la pregunta ¿quién triunfará?, no solamente en el sentido militar de la palabra, sino ante todo, en el sentido económico, se le plantea a la URSS a escala mundial. La intervención armada es peligrosa. La introducción de mercancías a bajo precio, viniendo tras los ejércitos capitalistas, sería infinitamente más peligrosa”. Esta observación es relevante con respecto a los peligros que Cuba enfrenta hoy.
Durante treinta años, Cuba se benefició de grandes subsidios soviéticos. En la última década, se ha apoyado mucho en la Venezuela capitalista como su principal socio comercial, obteniendo de ella petróleo barato. Pero esta situación es precaria, pues la propia Venezuela enfrenta una grave crisis como consecuencia de la caída mundial de los precios del petróleo, está acosada por la inflación y recientemente fue golpeada por nuevas sanciones vengativas de Estados Unidos.
Cuba nunca se recuperó del todo de la severa crisis que sufrió tras la restauración del capitalismo en la Unión Soviética. Desde el llamado “Periodo Especial” de principios de los años noventa, la burocracia cubana ha abierto el país a la penetración económica imperialista, entregando a través de “reformas de mercado” sectores de la economía colectivizada a empresas privadas a pequeña escala. Ésta y otras medidas, como alentar el autoempleo en el sector de servicios y conceder mayor autonomía a las empresas públicas, han aumentado la desigualdad en la isla. Los cubanos negros, quienes obtuvieron grandes conquistas de la revolución, se han visto particularmente golpeados, pues tienen menos oportunidad de acceder a las divisas, ya sea recibiendo remesas del exterior u ocupando empleos en el sector turístico.
Cuba tiene hoy una considerable inversión imperialista y aspira a tener más. A 50 kilómetros de La Habana, en el puerto profundo de Mariel, el gobierno cubano está permitiendo la construcción de una zona económica especial de “libre comercio”, capaz de recibir a los buques cargueros más grandes del mundo. Brasil ya ha destinado casi mil millones de dólares al proyecto. Ahora que se ha planteado la renovación del comercio con Estados Unidos, repetimos nuestra advertencia de que ese acontecimiento “subraya la importancia del monopolio estatal [cubano] sobre el comercio exterior —es decir, un estricto control gubernamental sobre las importaciones y las exportaciones”— (“Cuba: Crisis económica y ‘reformas de mercado’”, Espartaco No. 34, otoño de 2011).
El régimen cubano ha restablecido lazos y promovido a la reaccionaria Iglesia Católica en la isla, un potencial caldo de cultivo de la contrarrevolución capitalista. Tanto Obama como Castro aplaudieron al papa Francisco por su papel en las negociaciones. Este papa jesuita le ha dado al Vaticano un poco de cirugía cosmética, proponiendo hacer la iglesia más incluyente (aunque sin dejar de oponerse testarudamente al aborto y la ordenación de mujeres) y predicando contra la “tiranía” del capitalismo, aunque sus intenciones no son menos siniestras que las de sus predecesores.
El Vaticano es tristemente célebre por haber apoyado las dictaduras militares latinoamericanas y promovido la restauración del capitalismo bajo el disfraz de elecciones supuestamente libres y reformas “democráticas”. El cardenal cubano Jaime Ortega —quien fue confinado en un campo de detenidos durante los primeros años de la revolución cuando se quebró el dominio de la iglesia— es, junto con el papa Francisco, uno de los mayores promotores de esas reformas en la isla. En 1998, Fidel recibió con entusiasmo al papa Juan Pablo II, y en 2012 a Benedicto XVI. En todo el país hay fotos y monumentos conmemorando el encuentro entre Castro y Juan Pablo, santo patrón de las contrarrevoluciones, quien tan arduamente trabajó por restaurar el capitalismo en los estados obreros deformados de Europa Oriental, especialmente en su natal Polonia.
Defendiendo a Cuba en la encrucijada
Las fuerzas guerrilleras que entraron en La Habana en 1959 bajo la dirección de Fidel Castro eran un grupo pequeñoburgués políticamente heterogéneo. Su victoria no sólo derribó al odiado régimen de Batista, sino que hizo añicos todo el viejo aparato estatal. El nuevo gobierno llevó a cabo una serie de reformas liberales, pero la redistribución agraria y las medidas tomadas contra los torturadores de Batista asustaron a los partidarios burgueses de Castro, quienes empezaron a huir a Miami. Estas medidas también alarmaron a Washington, el cual emprendió una acción punitiva que obligó a Castro a firmar un tratado comercial con la Unión Soviética. El que las refinerías de propiedad imperialista se negaran a refinar el crudo soviético provocó que Cuba nacionalizara las propiedades estadounidenses, a las que siguieron todos los bancos y negocios en octubre de 1960, lo que liquidó a la burguesía cubana como clase. Hoy, las corporaciones como la United Fruit, Standard Oil y Texaco están salivando ante la posibilidad de obtener compensaciones por las nacionalizaciones que sufrieron hace medio siglo.
Lo mejor que pudo surgir de la Revolución Cubana —en ausencia de la toma del poder por el proletariado dirigido por un partido revolucionario de vanguardia— fue la creación de un estado obrero deformado. Explicando cómo fue que un movimiento guerrillero basado en el campesinado pudo derrocar el dominio capitalista, en la “Declaración de principios”, adoptada en la Conferencia de Fundación de la Spartacist League en 1966, escribimos:
“Movimientos de esta índole pueden bajo ciertas condiciones —es decir, la desorganización extrema de la clase capitalista en el país colonial y la ausencia de una clase obrera que luche por derecho propio por el poder social— destruir las relaciones de propiedad capitalista. Sin embargo no pueden llevar a la clase obrera al poder político. Al contrario crean regímenes burocráticos antiobreros que suprimen todo desarrollo ulterior de estas revoluciones hacia el socialismo”.
—“Declaración de principios de la Spartacist League”, Cuadernos Marxistas No. 1
Esta revolución no hubiera sobrevivido si la Unión Soviética no hubiera aportado un contrapeso militar al imperialismo y un salvavidas a la economía cubana. Hoy, cuando no hay nada parecido a esa ayuda, no existe más la ventana histórica que permitió que fuerzas pequeñoburguesas crearan un estado obrero deformado.
La lucha por defender y extender la Revolución Cubana ha sido un distintivo de nuestra tendencia desde su origen como la Revolutionary Tendency (RT, Tendencia Revolucionaria), una minoría dentro del Socialist Workers Party (SWP, Partido Obrero Socialista) estadounidense. La mayoría del SWP equiparaba al régimen de Castro con el gobierno revolucionario bolchevique de Lenin y Trotsky. Al hacerlo, los líderes de la mayoría del SWP rechazaban abiertamente tanto la necesidad de un partido leninista-trotskista que aportara una dirección revolucionaria, como la centralidad del proletariado en la lucha por la revolución socialista.
Habiendo perdido la esperanza en esa perspectiva, el SWP elogió acríticamente a la burocracia castrista. En enero de 1961 el SWP adoptó las “Tesis sobre la Revolución Cubana” de Joseph Hansen, las cuales declaraban que Cuba había “entrado a la fase de transición a un estado obrero, aunque todavía no poseía las formas de la democracia obrera”.
Más de medio siglo después, nuestro análisis y programa trotskistas han resistido la prueba del tiempo. Los que ayer eran porristas de la burocracia castrista se han hecho más viejos, pero no más sabios. En un artículo fechado el 23 de diciembre y publicado en counterpunch.org, Jeff Mackler, el principal mandamás de Socialist Action (SA, Acción Socialista), un retoño del reformista SWP, poseído por el fantasma de Hansen, escribe: “Aunque a Cuba todavía [¡!] le faltan las instituciones formales y vitalmente necesarias de la democracia obrera,...la actual dirigencia cubana no se ha convertido en una casta endurecida cuyos intereses sólo puedan defenderse mediante la represión”.
De hecho, la casta burocrática encabezada por los Castro siempre ha excluido a la clase obrera del poder político, usando la represión y la ideología del nacionalismo para mantener a los obreros y campesinos cubanos atomizados y políticamente pasivos. El régimen de Castro no sólo encarcela disidentes que colaboran activamente con el imperialismo estadounidense, también reprime a oponentes prosocialistas, incluyendo a militantes como los trotskistas en los años sesenta. Esto ilustra la naturaleza inherentemente contradictoria de la casta burocrática estalinista, la cual se equilibra entre la burguesía imperialista, por un lado, y la clase obrera, por el otro.
Mackler hace hasta lo imposible para presentar al “equipo Castro” como los grandes custodios del socialismo. Elogia las reformas de mercado de la burocracia —que, según él, “dentro del marco de los ideales socialistas, buscan hacer más eficiente la economía cubana”— y grazna absurdamente que estas reformas fueron “presentadas para su discusión, debate y modificación” a “millones de cubanos” antes de llevarse a la práctica.
Las reformas orientadas al mercado son un intento de responder al estancamiento económico dentro del marco del control burocrático estalinista de la economía. Como escribimos en el artículo: “For Central Planning Through Soviet Democracy” (Por una planificación central mediante la democracia soviética, WV No. 454, 3 de junio de 1988):
“La economía planificada...sólo puede ser eficaz cuando los obreros, la intelectualidad técnica y los gerentes se identifican con el gobierno que emite los planes...
“Dentro del marco del estalinismo, hay una tendencia inherente a remplazar la planificación y la administración centrales con mecanismos de mercado. Dado que los gerentes y los obreros no pueden ser sometidos a la disciplina de la democracia de los soviets (consejos obreros), la burocracia tiende a ver cada vez más la sujeción de los actores económicos a la disciplina de la competencia de mercado como la única respuesta a la ineficiencia económica”.
Los consejos obreros no son sólo otras “formas” de poder proletario, sino que son esenciales para la operación racional de una economía planificada y socializada.
Mackler sostiene también que los “esfuerzos humanitarios” que Cuba lleva a cabo en el exterior son testimonio de “una orientación revolucionaria y socialista que continúa”. Muchas de las intervenciones internacionales de Cuba han sido ciertamente heroicas, especialmente cuando el país envió a África en los años setenta miles de efectivos para ayudar a Angola a defender su recién conquistada independencia de Portugal contra fuerzas locales reaccionarias apoyadas por el imperialismo estadounidense y la Sudáfrica del apartheid. Sin embargo, el objetivo de los estalinistas cubanos no fue nunca ayudar en el derrocamiento del capitalismo en África; su intervención expresaba su apoyo político a los nacionalistas burgueses angoleños a cuyo lado luchaban. Incluso estando en la mira de las armas estadounidenses, la intención de Fidel Castro fue siempre una “détente” [distención] a través del ala “progresista” del imperialismo estadounidense, es decir, el Partido Demócrata.
Mientras los falsos trotskistas como SA se deshacen en elogios a los estalinistas cubanos, en otras partes se unen a las cruzadas anticomunistas por la “democracia” del imperialismo. SA se alió con los peores enemigos de la Revolución Cubana al defender a las fuerzas capitalistas-restauracionistas que se movilizaron contra el estado obrero degenerado soviético en los años ochenta, incluyendo al “sindicato” contrarrevolucionario polaco Solidarność, el favorito del papa Juan Pablo II.
Otros seudosocialistas se oponen al régimen de Castro desde el punto de vista de una virulenta hostilidad anticomunista al estado obrero cubano mismo. Ese es el caso de la estadounidense International Socialist Organization (ISO, Organización Socialista Internacional), los primos desheredados de la tendencia internacional de Tony Cliff. Los cliffistas son conocidos por haber descartado a Cuba, junto con China y todo el antiguo bloque soviético de Europa del Este, como “regímenes capitalistas de estado” que “no tienen nada que ver con el socialismo”.
Escribiendo en la revista Jacobin (22 de diciembre), Samuel Farber, quien publica frecuentemente en la prensa de la ISO, celebró el restablecimiento de las relaciones con Estados Unidos como una “importante conquista del pueblo cubano”. Según Farber, quien seguramente obtiene sus criterios del Departamento de Estado de EE.UU., ese acuerdo “puede mejorar los estándares de vida de los cubanos y ayudar a liberalizar las condiciones de su opresión política y su explotación económica, aunque no necesariamente a democratizarlas”. Para Farber, Cuba no es más que otro estado sujeto a la “explotación” capitalista, aunque difiere de Estados Unidos por su falta de “democracia”.
Los revolucionarios de Estados Unidos tienen un deber especial de defender a Cuba contra la restauración capitalista y del rapaz imperialismo estadounidense. Esto no puede reducirse a la cuestión de preservar la cultura cubana única ni a simplemente bloquear las incursiones de los monopolios imperialistas a la isla. El futuro de las masas cubanas —ligado al de la liberación de cientos de millones de trabajadores de América Latina y vinculado a la lucha por la emancipación de los explotados y los oprimidos en las entrañas del monstruo estadounidense— es una cuestión de clase. Luchamos por forjar un partido obrero revolucionario en Estados Unidos como sección de una Cuarta Internacional trotskista reforjada. Un partido así imbuiría a la multirracial clase obrera estadounidense con el entendimiento de que la defensa de la Revolución Cubana es una parte integral de su propia lucha contra sus gobernantes capitalistas y por la revolución socialista mundial.■
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/43/cubana.html
submitted by ShaunaDorothy to Espartaco [link] [comments]


2016.06.07 02:54 ShaunaDorothy Orgía de “unidad nacional” tras las masacres en París - Francia: ¡Abajo la represión de la “guerra contra el terrorismo”! (Marzo de 2015)

https://archive.is/IrqTY
Espartaco No. 43 Marzo de 2015
El siguiente artículo fue publicado originalmente como volante, fechado el 17 de enero, por nuestros camaradas de la Ligue trotskyste de France.
Los atentados criminales perpetrados en París por fundamentalistas islámicos contra el periódico satírico Charlie Hebdo y durante una toma de rehenes —civiles escogidos y ultimados en una tienda por el solo hecho de ser judíos— en un supermercado kosher en Porte de Vincennes son actos horrorosos que condenamos categóricamente. Mas ello no nos impide oponernos vigorosamente también a la cínica campaña de “unidad nacional” atizada por el gobierno capitalista para promover su “guerra contra el terrorismo” y reforzar el aparato policiaco y militar del imperialismo francés. Nos oponemos al plan de seguridad Vigipirate [patrullas policiaco-militares en estaciones de trenes, del metro y en aeropuertos] y a la atmósfera de guerra difundida por el aparato de propaganda burguesa, así como a todas las medidas de reforzamiento del arsenal policiaco y a las nuevas aventuras militares “antiterroristas” ya anunciadas o en preparación. Los llamados a la “unidad” de clases, apoyados por los traicioneros dirigentes de las federaciones sindicales, sólo sirven para encadenar a la clase obrera y los oprimidos a sus opresores. ¡Abajo el Vigipirate!
Esta campaña de “unidad nacional” va a seguir alimentando la atmósfera de pogromos antimusulmanes en todo el país y reforzando el ascenso de los fascistas [del Frente Nacional] de [Marine] Le Pen y los de su calaña. Durante los días que siguieron al atentado contra Charlie Hebdo tuvo lugar una serie de ataques contra la comunidad musulmana en una decena de ciudades por toda Francia —disparos, granadas, profanaciones con grafiti o cabezas de cerdo depositadas en las puertas de las mezquitas—. En este sentido, los atentados terroristas de París son también un golpe contra la población musulmana, que ya estaba en la mira del estado capitalista.
La manifestación del 11 de enero en París, organizada por el gobierno del Partido Socialista, fue una expresión obscena de la arrogancia y la hipocresía imperialistas. Se vio desfilar a los jefes de estado capitalistas quienes están entre los criminales más brutales y bárbaros del mundo de hoy, desde [la alemana Angela] Merkel y [el británico David] Cameron hasta Netanyahu, primer ministro israelí. Y al centro estaba Hollande, quien en Francia lleva a cabo una política brutal de austeridad y de ataques contra la clase obrera, al tiempo que expulsa romaníes y otros inmigrantes por millares. La historia del imperialismo francés —dirigido hoy por Hollande— consiste en más de cien años de opresión y de masacres de millones de súbditos coloniales, y hoy día lanza intervenciones asesinas en Irak, Libia, la República Centroafricana y Malí.
Las múltiples intervenciones militares de Francia y otras potencias imperialistas, con su legado de destrucción y masacres, han desempeñado un papel directo en el auge de los islamistas en el Medio Oriente y en la propia Francia. Del Magreb al Levante Mediterráneo, la burguesía francesa y sus gobiernos sucesivos, al lado de otras potencias imperialistas como EE.UU. y Gran Bretaña, siguen hoy una política que se remonta a la época colonial: saquean los recursos naturales y retardan el desarrollo económico de sus antiguas colonias; transforman en escombros regiones enteras y atizan asesinas divisiones étnicas y religiosas.
La Asamblea Nacional acaba de decidir, de manera casi unánime, la prolongación de la intervención militar francesa en Irak contra el Estado Islámico (EI). Los imperialistas nunca han tenido el menor escrúpulo para apoyar a ese tipo de fuerzas reaccionarias cuando estiman que ello pueda servir a sus sórdidos intereses: Francia, en particular, apoyó durante tres años la “revolución siria”, incluso mientras ésta contaba con números siempre crecientes de reaccionarios yihadistas. Ahora los gobernantes franceses se vuelven cínicamente contra el monstruo que ellos mismos ayudaron a crear.
Son los imperialistas los culpables del caos sangriento en el que está sumida esa región del mundo. Ellos son los peores enemigos de la humanidad, y cualquier golpe asestado a las fuerzas imperialistas y a sus peones locales, incluso por parte de fuerzas tan repugnantes como el EI, servirá a los intereses de la clase obrera internacional. Los marxistas nos colocamos militarmente del lado del EI contra el imperialismo, sin otorgar el menor apoyo político a esos reaccionarios, de los cuales somos enemigos resueltos. ¡Abajo la intervención imperialista estadounidense y francesa en Irak! ¡Tropas francesas fuera del Medio Oriente y de África!
Los dirigentes capitalistas se aprovechan de esa atrocidad [los atentados de París] para hacerse pasar por defensores de los judíos. ¡Qué hipocresía! La historia sórdida de la burguesía francesa respecto a los judíos incluye el caso Dreyfus y la deportación de más de 75 mil judíos —hombres, mujeres, niños y ancianos— a los campos de la muerte nazis.
Desde que Mohamed Merah mató, en 2012, a tres niños judíos y sus profesores, ha habido un fuerte aumento del número de judíos que se van de Francia. Y la burguesía saca provecho una vez más de la situación para hacer pasar a todos los habitantes de las banlieues [guetos suburbanos] por repugnantes antijudíos, al tiempo que apoya las acciones terroristas del estado sionista contra los palestinos. Los predicadores fundamentalistas y la canallada fascistoide a la Dieudonné/Soral utilizan y alimentan todo ello, procurando elevar los prejuicios reaccionarios antijudíos en las banlieues al identificar a todos los judíos con los gobernantes sionistas asesinos.
De todos los países de Europa, es en Francia donde se encuentran las poblaciones más importantes de judíos y musulmanes. La burguesía francesa utiliza la táctica de “divide y vencerás” para aprovechar el conflicto entre judíos y árabes en el Medio Oriente, así como para sembrar divisiones aquí en Francia dentro de la clase obrera entre sus diversos componentes: franceses “de origen”, judíos, trabajadores de origen magrebino o del África Subsahariana. El movimiento obrero debe defender a los judíos, los musulmanes, los homosexuales, las mujeres y todos los oprimidos contra los ataques de los reaccionarios y los fascistas y contra la ofensiva del gobierno capitalista.
La manifestación de París fue un mar de pancartas que decían “yo soy Charlie”. El atentado contra Charlie Hebdo fue un acto criminal atroz. Sin embargo, nosotros no somos “Charlie”. Desde el 11 de septiembre de 2001, Charlie Hebdo se había hecho un nicho en la prensa burguesa antimusulmana. En un contexto de campaña racista creciente contra la población de origen norafricano y subsahariano, y bajo la cobertura de luchar contra el fundamentalismo islámico, Charlie Hebdo publicaba regularmente caricaturas y artículos antimusulmanes. El número que apareció el día de los atentados promocionaba en primera página la última diatriba racista y antimusulmana del escritor Michel Houellebecq. Charlie Hebdo había también publicado de manera provocadora las caricaturas danesas racistas en 2006, incluyendo aquélla en la que el turbante del profeta Mahoma escondía una bomba. Nosotros protestamos contra esas caricaturas que no pueden servir sino para alimentar ataques del estado y los fascistas contra los oprimidos.
Mientras la burguesía francesa y su gobierno ponen el grito en el cielo en defensa de la libertad de expresión para las provocaciones antimusulmanas, ese derecho se le niega a cualquiera que exprese una opinión —incluso en el contexto de una conversación privada o en Facebook— que no vaya en el sentido de los “valores republicanos” gubernamentales; la ley Cazeneuve aprobada en noviembre pasado permite, en efecto, echar en prisión al que se atreva. Se ha reportado a 200 alumnos del sistema de educación pública por no respetar el minuto de silencio nacional el 8 de enero y por otros incidentes; alrededor de 40 casos han sido denunciados a la policía. Ya más de 70 personas han sido arrestadas, incluyendo el demagogo antijudío Dieudonné, por “apología de actos de terrorismo”, por simplemente haber expresado una opinión. En Lille, tres personas están en riesgo de ser despedidas del servicio público por no haber guardado el minuto de silencio. Se han agilizado las audiencias y los juicios, y varias personas han sido ya condenadas —una fue sentenciada a cuatro años de prisión—. Los acusados pueden recibir fuertes multas, hasta cinco años de prisión por un delito verbal y hasta siete años por un mensaje puesto en Internet. ¡Exigimos el levantamiento de esos cargos! ¡Libertad a los encarcelados!
En la secuela de los atentados, [el primer ministro Manuel] Valls prepara un incremento de los poderes de la policía, enormes ya desde hace varios años, que permitiría, entre otras cosas, que el estado siga monitoreando datos de Internet (a partir de ahora de manera totalmente legal). Se ha desplegado a 10 mil 500 soldados y a más de 100 mil gendarmes y policías. Incontables manifestantes aplaudieron a los policías el domingo [11 de enero]. Pero los policías son los guardianes del capital: su papel es proteger el orden capitalista racista. Son los enemigos de la clase obrera y de los oprimidos; van tras los jóvenes de piel oscura, hacen redadas contra los indocumentados, ayudan a los patrones a romper huelgas. Son parte del núcleo del estado, el cual defiende a la clase capitalista en el poder, como lo muestra, por ejemplo, el asesinato por parte de la policía de varios cientos de obreros argelinos en París el 17 de octubre de 1961.
El Islam en Francia es una religión minoritaria en un país en el que la burguesía y su cultura siguen siendo fundamentalmente católicas. Como marxistas, somos partidarios firmes de la separación entre la reaccionaria Iglesia Católica y el estado. Eso es la laicidad, pero en Francia se ha vuelto hoy una palabra clave para estigmatizar a los musulmanes.
La aparición de fundamentalistas islámicos asesinos en las ciudades francesas, desde Merah hasta Nemmouche y hoy los hermanos Kouachi y Amedy Coulibaly, es un producto directo de la segregación y de la enajenación de millones de personas, ciudadanos franceses de segunda clase, víctimas de la discriminación racista permanente. La influencia del fundamentalismo islámico se ha desarrollado en los barrios tras la destrucción contrarrevolucionaria del estado obrero degenerado soviético en 1991-92 y las múltiples traiciones llevadas a cabo por las dirigencias chovinistas del movimiento obrero desde hace décadas. En particular, los traicioneros dirigentes del movimiento obrero organizado se negaron a defender a los jóvenes de piel morena durante la revuelta de las banlieues de 2005, la cual fue una reacción desesperada ante la escalada del terror racista cotidiano y del desempleo.
Contra la “unidad nacional”, los marxistas decimos que sólo la clase obrera organizada, consciente de su papel histórico como libertadora de las masas oprimidas, podrá poner fin al dominio de la clase capitalista y de su estado. La clase obrera no puede avanzar en su lucha contra la explotación capitalista sin defender intransigentemente a los oprimidos y los derechos democráticos, y sin oponerse a cualquier atrocidad imperialista perpetrada por “su propia” clase dominante capitalista, aquí o donde sea. Nuestra tarea es construir un partido proletario revolucionario fundado sobre el entendimiento marxista de que todo el sistema capitalista podrido debe ser derrocado por la revolución obrera.■
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/43/waronterror.html
submitted by ShaunaDorothy to Espartaco [link] [comments]


2016.06.05 18:53 ShaunaDorothy Seudotrotskistas en el campo de la contrarrevolución - Histeria sobre el papel de China en África (Febrero de 2014)

https://archive.is/Hqplf
Espartaco No. 40 Febrero de 2014
En agosto de 2009, la secretaria de Estado de EE.UU. Hillary Clinton visitó Angola para supervisar un importante acuerdo entre el gobierno del Movimiento Popular para la Liberación de Angola (MPLA) y el gigante petrolífero estadounidense Chevron. Clinton aprovechó la ocasión para anunciar un incremento en la inversión estadounidense, que se sumó a una promesa anterior de Washington de construir dos plantas hidroeléctricas. Para el MPLA nacionalista burgués angoleño, estos acuerdos señalaron un cambio en la actitud de los imperialistas estadounidenses. Durante casi 30 años tras alcanzar su independencia de Portugal en 1975, Angola estuvo sumida en una guerra civil devastadora. En prácticamente todo ese periodo, EE.UU. proporcionó apoyo militar y financiero a las fuerzas guerrilleras aliadas con la Sudáfrica del apartheid en su guerra reaccionaria para derrocar al MPLA, que a su vez era respaldado por la Unión Soviética y Cuba. Además, los capitalistas estadounidenses habían mostrado poco interés en invertir en Angola, incluso después de que la guerra concluyera oficialmente en 2002.
La cara amigable que mostró Clinton al gobierno del MPLA servía a un claro propósito. En el año anterior a su visita, Angola se convirtió en el principal socio comercial africano de China, actualmente el más poderoso entre los países en los que el capitalismo fue derrocado. Angola, proveedor de casi quince por ciento del petróleo chino, ya ha sobrepasado a Arabia Saudita como principal exportador de petróleo a China. A cambio, Beijing proporciona préstamos con bajas tasas de interés que han sido utilizados para construir hospitales, escuelas, sistemas de riego y carreteras. China ha cerrado acuerdos similares con varios países, desde Sudán y Argelia hasta Zambia y la República Democrática del Congo, que proveen de petróleo y minerales metálicos a las industrias en expansión de la China continental.
Para EE.UU. y las demás potencias imperialistas, que sufrieron una derrota histórica con la Revolución China de 1949, éstos no son sucesos gratos. La Revolución de 1949, llevada a cabo por un ejército guerrillero campesino dirigido por el Partido Comunista Chino (PCCh) de Mao Zedong, estableció un estado obrero, si bien burocráticamente deformado desde su origen. La creación en los años subsecuentes de una economía centralmente planificada y colectivizada sentó las bases para un progreso social enorme para los obreros, los campesinos, las mujeres y las minorías nacionales. Desde 1949, los imperialistas han buscado el derrocamiento contrarrevolucionario del gobierno del PCCh y el retorno de China a la explotación capitalista desenfrenada. Para conseguirlo, han aplicado amenazas y presión militar, brindado apoyo a los movimientos y a los “disidentes” anticomunistas locales y, desde hace ya más de 30 años, penetrado la economía de la China continental, cortesía de las “reformas de mercado” del régimen del PCCh.
Desde que, hace cinco años, comenzaron a proliferar los acuerdos comerciales y de ayuda entre China y los países africanos, los portavoces del imperialismo sonaron la alarma. Paul Wolfowitz, presidente del Banco Mundial, arremetió contra los muy favorables préstamos ofrecidos por los bancos estatales de China, que, según él, no cumplen con los “estándares sociales y ambientales”. ¡Y lo dice uno de los principales arquitectos de las guerras del gobierno de Bush en Irak y Afganistán! Sumándose al coro, y resucitando el estilo de la Guerra Fría antisoviética, el Daily Mail británico exclamó en un encabezado (18 de julio de 2008): “Cómo está haciendo China para tomar el control de África y por qué Occidente debería estar MUY preocupado”.
Esta reacción dio pie a un debate entre los académicos y los funcionarios del gobierno en China sobre el papel de ese país en África, aunque desde luego dentro de los límites de la política establecida por la burocracia estalinista de Beijing. Un artículo titulado “La práctica del concepto diplomático chino de un ‘mundo armonioso’: un análisis de las relaciones sino-africanas durante los años recientes”, de Ge Zhiguo, denuncia con razón las “políticas sistemáticas de Occidente hacia África”, que no sólo “no le han brindado prosperidad y estabilidad a África” sino que también han “ocasionado que muchos países africanos se hundan en el caos y la violencia étnica a largo plazo” (Gaoxiao Sheke Dongtai [Perspectivas de las Ciencias Sociales en la Educación Superior], tercer número en 2007; ésta y otras traducciones son nuestras).
Desde los campos de exterminio del Rey Leopoldo en el Congo Belga hasta los campos de concentración británicos en Kenia y el apoyo estadounidense a la Sudáfrica del apartheid, la historia del imperialismo occidental en África es una larga lista de asesinatos masivos, condiciones de trabajo similares a la esclavitud y brutal represión contra los movimientos independentistas y las luchas obreras. De hecho, los antecedentes de esta barbarie pueden trazarse directamente hasta la esclavización de los africanos en el periodo mercantil del capitalismo temprano. La subyugación imperialista, lejos de modernizar a estas sociedades, ha reforzado el atraso y la miseria. Subrayando que las inversiones de China en África están motivadas por propósitos muy distintos, Ge Zhiguo llama a Beijing a reformar algunas de sus propias políticas para contrarrestar el resentimiento entre los africanos ocasionado por el trato a los trabajadores en las empresas chinas y el debilitamiento de los negocios locales frente a los empresarios chinos.
Como trotskistas, en la Liga Comunista Internacional estamos por la defensa militar incondicional de China contra el imperialismo y la contrarrevolución interna. Defendemos el derecho de China a comerciar para obtener lo que necesita para su desarrollo. Sin embargo, reconocemos que los programas de inversión y ayuda chinos no están orientados por el internacionalismo proletario, sino por los propios intereses nacionales estrechos de la burocracia del PCCh, arraigados en el dogma estalinista de “construir el socialismo en un solo país” y su corolario, la “coexistencia pacífica” con el imperialismo (actualmente conocida como la política de un “mundo armonioso”). En su oposición a la perspectiva de la revolución proletaria internacional, el régimen del PCCh se ha acomodado al imperialismo —incluso, como explicamos más adelante, sumándose a EE.UU. y Sudáfrica en el respaldo de las fuerzas antisoviéticas en Angola— al tiempo que apoya militar y políticamente a los gobernantes burgueses “amigables” en África y otros lugares, quienes reprimen brutalmente a los obreros y a los pobres en el campo y la ciudad.
El papel de China en África es contradictorio, lo que no es más que un reflejo de las contradicciones que asedian a la propia China, un estado obrero burocráticamente deformado en un mundo dominado por el imperialismo. Para defender y extender las conquistas de la Revolución China es necesaria una revolución política proletaria que derroque a la burocracia del PCCh y la remplace con un régimen de democracia obrera comprometido a luchar por el socialismo mundial.
China no es capitalista
En el flanco izquierdo de la campaña antichina de los imperialistas se encuentran “socialistas” como el Comité por una Internacional de los Trabajadores (CIT), dirigido por Peter Taaffe, y el Secretariado Unificado (SU) del fallecido Ernest Mandel. Un artículo del 30 de marzo de 2008 titulado “China en África” escrito por Sozialistische Alternative (SAV), sección alemana del CIT, denuncia a China como “un participante más” en el “juego” de la explotación de los países africanos. La SAV afirma que “China, como otros países imperialistas, sólo busca explotar los recursos y los mercados tan eficazmente como sea posible”. En el sitio International Viewpoint del SU (enero de 2007), Jean Nanga, descrito como un “marxista revolucionario del Congo”, condena de modo similar las supuestas “ambiciones globales” de China como “motivadas por el interés capitalista”.
No es nada sorprendente que el CIT y el SU se hayan sumado a la cruzada anticomunista contra China. Prostituyéndose ante la “democracia” burguesa, el SU y el antecesor del CIT vitorearon a toda clase de contrarrevolucionarios respaldados por los imperialistas en la campaña contra la antigua URSS y los estados obreros deformados de Europa Oriental, por ejemplo, Solidarność en Polonia y la turba reaccionaria de las barricadas de Yeltsin en Moscú en agosto de 1991.
Dirigiendo su estalinofobia contra China, el SU ha promovido “disidentes” proimperialistas como el Premio Nobel de la “Paz” Liu Xiaobo, partidario de las guerras estadounidenses en Vietnam, Irak y Afganistán (ver “Hong Kong: Fake Trotskyists Hail Imperialist Running Dog Liu Xiaobo” [Hong Kong: Falsos trotskistas celebran al mandadero imperialista Liu Xiaobo], WV No. 981, 27 de mayo de 2011). Por su parte, el CIT, como señalaron nuestros camaradas en la Spartacist League/Britain, celebró los disturbios anticomunistas en el Tíbet y ha defendido abiertamente al Taiwán capitalista “democrático”, respaldado desde siempre por los imperialistas de EE.UU. y Japón como una daga dirigida contra la República Popular China (ver “China Is Not Capitalist” [China no es capitalista], Workers Hammer No. 202, primavera de 2008). Peter Taaffe gusta de pontificar que la “transición” hacia el capitalismo completo “aún no ha sido terminada del todo” (“Halfway House” [A mitad del camino], Socialism Today, julio/agosto de 2011). Esto no es más que un poco de cobertura cosmética al apoyo concreto y constante que brinda el CIT a las fuerzas de la contrarrevolución.
El furor sobre el papel de China en África comenzó a incrementarse de lleno en 2006, en respuesta al conflicto de Darfur en el occidente de Sudán, que tuvo como consecuencia una masacre y el desplazamiento de cerca de dos millones de personas. La causa inmediata del conflicto fue el uso por parte del gobierno de Kartoum de las milicias janjaweed, con base entre los musulmanes nómadas, en su guerra contra las guerrillas apoyadas por la población agrícola, también musulmana. En EE.UU., una campaña promovida por derechistas cristianos, sionistas y varios liberales importantes, que exigían la intervención imperialista para “salvar a Darfur”, demonizó a China, que ha hecho inversiones importantes en la producción petrolera de Sudán y mantiene estrechos lazos con el régimen de al-Bashir, proporcionándole equipo militar. Sumándose a esta intriga, el artículo de 2008 del SAV se lamentaba: “El régimen chino, que importa ocho por ciento de su petróleo de Sudán, ha demostrado durante el reciente conflicto que tiene mucho interés en sus ganancias, pero da muchísima menos importancia a la suerte de la población local”.
Cabe señalar que uno de los factores que ha empujado a China a depender cada vez más del petróleo africano fue una campaña salvajemente anticomunista, dirigida fundamentalmente por la burocracia sindical estadounidense, que logró impedir que la Chinese National Offshore Oil Company adquiriera en 2005 a Unocal, con sede en EE.UU. A inicios de ese año, el afiliado estadounidense del CIT, llamado Socialist Alternative, se enlistó en el esfuerzo antichino, firmando conjuntamente un volante que exigía que la Universidad de Harvard retirara sus inversiones de PetroChina, otra petrolera de propiedad estatal, y Unocal.
Puede que las diatribas en contra de China de los liberales y los supuestos socialistas suenen bien en Londres, París u otros centros imperialistas, donde el grueso de la izquierda empuja la mentira de que China es capitalista o está irreversiblemente destinada a serlo. Pero el mensaje no genera tanto entusiasmo en África, donde la ayuda china en la construcción de hospitales, escuelas y demás infraestructura contrasta agudamente con el legado dejado por los verdaderos imperialistas: pobreza extrema, atraso social y guerras étnicas y tribales. La repartición de África entre las potencias europeas en la Conferencia de Berlín de 1884-85 marcó el surgimiento del imperialismo moderno. Como explicó V.I. Lenin en El imperialismo, fase superior del capitalismo (1916), los países industrializados avanzados se veían en la necesidad cada vez mayor de exportar capital a los países más atrasados en busca de materias primas y mano de obra barata. La competencia resultante entre los imperialistas llevó a dos guerras mundiales y numerosas aventuras coloniales, con un costo incalculable en términos de muerte y destrucción.
El que las inversiones chinas en África sirven a un propósito fundamentalmente distinto puede verse en el tipo de valor de las mercancías que generan. Todas las mercancías —desde los productos de la minería hasta los bienes manufacturados— poseen valor de uso (en tanto que objetos de consumo deseables) y valor de cambio (reflejado aproximadamente en los precios del mercado). Bajo el capitalismo, los propietarios de las plantas industriales y demás medios de producción acumulan ganancias contratando mano de obra que produzca bienes con el propósito de incrementar el valor de cambio. Las inversiones de China en el extranjero, financiadas por varios de los bancos estatales, no están impulsadas por la ganancia, sino por la necesidad de materias primas para sus industrias colectivizadas en casa, es decir, para extraer valor de uso.
Un funcionario del Departamento de Estado de EE.UU. llamado Princeton Lyman, que ciertamente no es un marxista, básicamente lo admitió en una presentación de 2005 a la comisión del Congreso estadounidense de relaciones EE.UU./China:
“China utiliza una serie de instrumentos para impulsar sus intereses en formas que las naciones occidentales sólo pueden envidiar. La mayor parte de las inversiones chinas se llevan a cabo a través de compañías estatales, cuyas inversiones no necesitan ser redituables si cumplen con los objetivos generales chinos. De ese modo, el representante de la compañía constructora de propiedad estatal china en Etiopía está en libertad de revelar que Beijing le ordenó rebajar los presupuestos en varias licitaciones, sin importar que dejaran o no ganancias. El objetivo a largo plazo de China en Etiopía está en acceder a futuras inversiones en recursos naturales, no en obtener ganancias en la industria de la construcción”.
El hecho de que China participe en el intercambio comercial global no la hace capitalista o imperialista. Como la inversión china no está motivada por la ganancia capitalista, sus efectos son radicalmente distintos a los que produce la explotación imperialista de los países del Tercer Mundo. Martyn Davies, director de la China Africa Network en la Universidad de Pretoria en Sudáfrica, aclama a los chinos por ser “los principales constructores de infraestructura” en África (“The Next Empire?” [¿El próximo imperio?], Atlantic, mayo de 2010), una perspectiva que encuentra eco en la académica estadounidense Deborah Brautigam y su libro de 2009 The Dragon’s Gift (El regalo del dragón, Oxford University Press), muy favorable al papel de China en África.
Presiones del mercado mundial
La necesidad de importar materia prima se agudizó hace una década, cuando, debido a la tasa galopante de crecimiento, la China continental se mostró incapaz de proporcionar el grueso del petróleo y los metales que necesitaba la industria. Gracias a su política de “volverse global”, para 2009 China importaba ya 52 por ciento de su petróleo y 69 por ciento del hierro.
La situación de China contrasta con la del estado obrero soviético que emergió de la Revolución de Octubre de 1917, dirigida por el Partido Bolchevique. Después del fracaso de las revoluciones proletarias en países europeos más avanzados, especialmente Alemania, una casta burocrática conservadora dirigida por I.V. Stalin usurpó el poder político a partir de 1923-24. A pesar de estar marcada por el atraso heredado del zarismo y los efectos devastadores de la guerra imperialista y civil, la Unión Soviética poseía abundantes cantidades de hierro, petróleo, madera y otras materias primas. Stalin y compañía se sirvieron de ese hecho para argumentar la noción utópica y reaccionaria de que la Rusia soviética podía alcanzar el socialismo por sí misma. Esto arrojó por la borda el entendimiento marxista básico de que alcanzar el socialismo —una sociedad de abundancia material— requiere del poder obrero internacional, sobre todo en los países industrialmente avanzados.
Gracias a su economía planificada, la Unión Soviética atravesó un periodo de crecimiento fenomenal en la década de 1930, mientras el resto del mundo estaba sumido en la Gran Depresión. Sin embargo, usando sólo sus propios recursos y esfuerzos, la URSS no podía alcanzar, ni mucho menos superar, el nivel tecnológico y de productividad de la mano de obra en los países capitalistas avanzados. Décadas de presión económica y militar, combinadas con la mala administración burocrática y las oportunidades revolucionarias que los estalinistas vendieron en todo el mundo, terminaron por debilitar fatalmente al estado obrero soviético, que fue destruido por la contrarrevolución capitalista en 1991-92.
En la secuela de esta catástrofe, la dirección del PCCh condujo un estudio interno para determinar cómo evitar la misma suerte, aferrándose siempre a su programa nacionalista y estalinista del “socialismo con características chinas”. Una de las conclusiones a las que llegó el régimen es que la Unión Soviética había utilizado una cantidad excesiva de recursos propios tratando de competir con los imperialistas militarmente o en otros sectores. De ese modo, decidieron que China, en cambio, expandiría y profundizaría sus lazos con el mercado capitalista mundial. Beijing es un socio tan “confiable” en el mercado mundial, que el economista en jefe en el Banco Mundial, una de las principales instituciones en la imposición de los dictados imperialistas, [era hasta 2012] Justin Yifu Lin, ¡uno de los principales economistas de China!
En su esfuerzo por “volverse global”, Beijing ha incrementado su apoyo a la intervención militar de las Naciones Unidas, una guarida de ladrones imperialistas y sus víctimas, en el Tercer Mundo. Esto representa un cambio en la política que adoptó el PCCh cuando China fue admitida en las Naciones Unidas hace 40 años. Como señala Stefan Stähle en “China’s Shifting Attitude Towards United Nations Peacekeeping Operations” [La actitud cambiante de China hacia las operaciones de paz de las Naciones Unidas] en la publicación académica China Quarterly (septiembre de 2008):
“Al principio, China rechazaba completamente la idea de las misiones de paz de las Naciones Unidas. Beijing consideraba que todas las intervenciones de la ONU estaban manipuladas por las superpotencias, en gran medida porque la propia China había sido el blanco de la primera operación dirigida por EE.UU. que autorizó la ONU, en 1951 [sic, debería ser 1950] durante la Guerra de Corea... Sin embargo, desde que en 1981 China empezó a abrirse al mundo, los diplomáticos chinos han votado a favor de todas las misiones que implicaban tareas tradicionales de pacificación o transiciones controladas”.
En palabras simples, esas “tareas tradicionales de pacificación” no quieren decir más que sangrienta represión e imposición de los dictados imperialistas. China, criminalmente, ha comprometido sus propias fuerzas policiacas y militares a esa clase de “pacificación”, desde Haití hasta Sudán. Como señaló Chris Alden en China in Africa (Zed Books, 2007): “La mayor parte de las fuerzas de paz chinas están, de hecho, ubicadas en África, lo que hace a China el mayor contribuyente entre los miembros permanentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas a las misiones de paz”. Como internacionalistas proletarios, exigimos que China ponga fin a su participación en las misiones militares de la ONU.
Dado que la economía de China sigue creciendo mientras que las de los países imperialistas permanecen estancadas en una depresión aparentemente sin fin —la demostración más reciente de las crisis intrínsecas al sistema de producción basado en las ganancias—, parecería que Beijing ha encontrado un modo de evitar las presiones que llevaron eventualmente al colapso de la Unión Soviética. Esa idea, sin embargo, se basa en nociones completamente falsas: la estabilidad del orden capitalista internacional y la benevolencia de los socios comerciales de China, que dominan el mercado mundial.
En la propia China, el sorprendente crecimiento económico sirve para exacerbar las tensiones sociales y de clase. Particularmente gracias a las “reformas de mercado”, ha sido creada una enorme división entre los funcionarios gubernamentales corruptos, los empresarios capitalistas y los pequeñoburgueses privilegiados, por un lado, y los cientos de millones de proletarios (en compañías privadas y estatales) y de campesinos pobres, por el otro. El año pasado, una oleada de huelgas en fábricas automotrices y otras empresas privadas fue un componente más de lo que el régimen del PCCh llama “incidentes masivos” —paros laborales, asambleas con listas de peticiones, manifestaciones contra la corrupción, etc.—. El número de estos incidentes alcanzó 180 mil en 2010, duplicándose desde 2006.
Tarde o temprano, el régimen estalinista llevará a China a la encrucijada, haciendo inminente la amenaza de la contrarrevolución. Al mismo tiempo, el antagonismo entre la burocracia y las masas trabajadoras chinas está preparando el camino para que una revolución política proletaria derroque al régimen estalinista parasitario. El proletariado chino necesita la dirección de un partido leninista-trotskista que combata a los apóstoles de la contrarrevolución “democrática”, incluidos los que empujan este programa en ropajes “socialistas” o incluso “trotskistas”, y que lleve a la clase obrera a romper con el nacionalismo estalinista. Dirigida por un partido así, una China de consejos obreros y campesinos promovería la revolución proletaria internacionalmente. Bajo el poder obrero, la capacidad industrial y tecnológica de Japón, EE.UU. y Europa Occidental sería canalizada para auxiliar el desarrollo completo de China como parte del orden socialista mundial.
La “no injerencia”: apoyo al dominio burgués
En respuesta a los cargos de “neocolonialismo” chino en África, muchos académicos y portavoces gubernamentales en China señalan la política de Beijing de “no injerencia” en los asuntos internos de otros países. Escribiendo en una publicación académica, Liu Naiya celebraba la ayuda de China hacia los países excoloniales como “un ‘regalo’ para el nacionalismo africano de parte de un país socialista. En otras palabras, es una inversión política racional: una gran demostración de la fraternidad amigable del comunismo internacional” (“Mutual Benefit: The Essence of Sino-African Relations—A Response to the Charge of ‘China’s Neocolonialism in Africa’” [Beneficio mutuo: La esencia de las relaciones sino-africanas. Una respuesta a la acusación de “neocolonialismo chino en África”], Xiya Feizhou [África y Asia Occidental], agosto de 2006).
Los voceros del PCCh gustan de señalar la ayuda y el apoyo diplomático que al inicio brindó China a algunos de los movimientos que lucharon por la independencia contra el dominio colonial. Aunque no hay duda que las inversiones y la ayuda chinas han impulsado el desarrollo de muchos países africanos, esto está muy lejos de ser internacionalismo proletario. Los acuerdos comerciales chinos están acompañados de una “condición política”: la promesa de Beijing de no hacer nada que pueda molestar a sus socios comerciales burgueses. De ese modo, los estalinistas chinos ayudan a apuntalar el orden capitalista que mantiene a las masas de obreros y campesinos africanos en la pobreza más abyecta. La disposición del PCCh a respaldar regímenes reaccionarios burgueses quedó de manifiesto ya desde la Conferencia de Solidaridad Afroasiática de 19551 en Bandung, Indonesia, donde Zhou Enlai expuso los “Cinco principios de la coexistencia pacífica”, que incluían la promesa de no presionar a otros países para que cambiaran sus sistemas económicos. Al mismo tiempo, el régimen de Mao mantenía una política de coexistencia pacífica con Japón, la principal potencia imperialista de Asia, lo que desnuda las supuestas pretensiones “antiimperialistas” de este programa de colaboración de clases.
Un argumento común a favor de la política de Beijing es la construcción del tren entre Tanzania y Zambia por parte de la China de Mao en la primera mitad de la década de 1970. Éste fue un acontecimiento significativo alcanzado gracias a los enormes sacrificios laborales de los obreros chinos. Pero al mismo tiempo, el PCCh apoyó políticamente al régimen de Nyerere en Tanzania, que reprimía las luchas sindicales elementales de los obreros empobrecidos.
De ese modo, los estalinistas chinos dejaban entrever su parentesco político con la burocracia del Kremlin. La ayuda soviética fue esencial en la construcción de la presa de Aswan en Egipto, terminada en 1970. Pero a esta ayuda se sumaron asesores soviéticos militares así como en otras áreas. De hecho, ¡Moscú le proporcionó al régimen bonapartista de Nasser en Egipto equipo militar más avanzado del que le dio a Vietnam del Norte en su heroica lucha contra el imperialismo estadounidense! Mientras tanto, el Partido Comunista de Sudán, alineado con los soviéticos, se subordinó al caudillo nacionalista burgués Nimeiry, traicionando una oportunidad revolucionaria que concluyó con una masacre de comunistas a principios de la década de 1970. Siguiendo el mismo programa de colaboración de clases, el Partido Comunista de Sudáfrica (PCS) ha estado sumergido por más de 80 años en una alianza con el Congreso Nacional Africano (CNA), que hoy en día implica ayudar a imponer los dictados del capitalismo del neoapartheid como parte del gobierno burgués dirigido por el CNA.
Los marxistas revolucionarios reconocemos que un estado obrero puede verse en la necesidad de establecer acuerdos comerciales y diplomáticos con estados capitalistas. Pero esto no debe confundirse con la tarea del partido comunista de dirigir la lucha por la revolución proletaria. En la época de Lenin, el estado obrero soviético firmó el tratado de Rapallo con la Alemania capitalista en 1922, un acuerdo que incluía cooperación militar. Al mismo tiempo, los bolcheviques eran la fuerza dirigente en la Internacional Comunista, luchando por forjar partidos comunistas que pudieran dirigir exitosamente a los obreros, entre ellos los alemanes, a la toma del poder.
Un régimen revolucionario también buscaría utilizar sus activos en el extranjero como un arma de la estrategia proletaria internacionalista. León Trotsky explicó lo anterior en referencia al Ferrocarril Oriental de China, que, aunque había sido construido originalmente por la Rusia zarista para apuntalar su explotación de China, estaba en manos soviéticas como resultado de la Revolución de Octubre. En 1929, dos años después de masacrar a decenas de miles de comunistas y otros combatientes obreros, el régimen de Chiang Kai-shek provocó un conflicto militar con la Unión Soviética, entonces bajo la burocracia estalinista, por el control del tren. En “Defensa de la república soviética y de la Oposición” (septiembre de 1929), Trotsky luchó contra aquéllos que consideraban “imperialista” la política soviética en este sentido. Escribió: “consideramos al Ferrocarril Oriental de China un arma de la revolución mundial, más específicamente de las revoluciones de Rusia y China... Mientras tengamos la posibilidad y las fuerzas suficientes, lo protegeremos del imperialismo para entregarlo a la revolución china victoriosa”.
Más adelante Trotsky explica que el carácter de esta “empresa socialista, su administración y sus condiciones de trabajo, tendrían que permitir un mejoramiento de la economía y el nivel cultural del país atrasado mediante el capital, la tecnología y la experiencia de los estados proletarios más ricos, en beneficio de ambas partes”. Proyectando el modo en que una dictadura proletaria en Gran Bretaña habría de lidiar con las concesiones de los antiguos gobernantes imperialistas en la India, escribió:
“El estado obrero no deberá abandonar las concesiones sino transformarlas en vehículos de la construcción económica de la India y de su futura reconstrucción socialista. Naturalmente, esta política, necesaria también para consolidar el socialismo en Inglaterra, sólo podría realizarse en acuerdo con la vanguardia del proletariado indio y presentándoles ventajas concretas a los campesinos indios”.
La traición antisoviética del PCCh
La perspectiva trazada por Trotsky está diametralmente opuesta al programa nacionalista y antirrevolucionario de los estalinistas chinos. Esto se vio claramente con la alianza criminal que el régimen de Mao forjó con el imperialismo estadounidense en contra de la Unión Soviética, difamada y acusada por los maoístas de ser “socialimperialista” y el “principal enemigo” de los pueblos del mundo.
Uno de los resultados de esta traición fue la devastación de Angola a lo largo de décadas de guerra. Después de obtener su independencia de Portugal en 1975, el país se sumió en una guerra civil entre tres fuerzas guerrilleras nacionalistas, el MPLA, la Unión Nacional por la Independencia Total de Angola (UNITA) y el Frente de Liberación Nacional de Angola (FLNA). Inicialmente, como marxistas, no apoyamos a ninguno de los bandos en conflicto, todos ellos movimientos nacionalistas pequeñoburgueses que aspiraban a consolidar un régimen burgués. Sin embargo, la situación cambió rápidamente.
Auxiliado por la Unión Soviética, el MPLA se hizo del control de la mayor parte de las áreas clave, incluida la capital Luanda, y declaró a Angola una “república popular”. En respuesta, EE.UU. forzó a la UNITA y al FLNA a unificarse y les proporcionó armas, mientras que Sudáfrica y Portugal sumaron centenares de sus propias tropas al esfuerzo por derrocar al MPLA. De ese modo, la guerra civil se transformó en una guerra a distancia entre el imperialismo estadounidense y el estado obrero degenerado soviético. Los marxistas teníamos un lado claro en este conflicto: a favor de la victoria militar del MPLA. La China de Mao, sin embargo, apoyó activamente al FLNA/UNITA financiado por la CIA, llegando incluso a mandar instructores militares para que entrenaran a los asesinos anticomunistas. En testimonio del papel de China, funcionarios estadounidenses señalaron que Washington había logrado ahorros en “el apoyo a los movimientos anticomunistas, porque estábamos contentos de dejarle a los chinos el trabajo en el terreno” (citado en Le Monde, 5 de diciembre de 1975). ¡He ahí la “no injerencia”!
Al tiempo que las tropas sudafricanas dirigían una guerra relámpago contra Luanda, el órgano oficial chino Peking Review (21 de noviembre de 1975) publicó una declaración política de alto nivel condenando la “expansión y la burda interferencia de la Unión Soviética”, ¡rehusándose a mencionar siquiera la invasión por parte de las fuerzas del apartheid! La ayuda soviética, combinada con la subsecuente intervención de las heroicas tropas cubanas, eventualmente logró revertir la situación e hizo retroceder a los títeres imperialistas y su avanzada sudafricana. Pero la guerra civil continuó. Los puentes bombardeados, los caminos rurales y los campos plagados de minas y el colapso casi total de la infraestructura incrementaron enormemente el profundo atraso preexistente del país.
Las masas angoleñas pagaron con sangre la traición de los estalinistas chinos, que posteriormente han sacado ventaja de la miseria de Angola y otros países en el África subsahariana a la que ellos mismos contribuyeron. De manera más importante, con su ayuda material a las fuerzas antisoviéticas respaldadas por el imperialismo, desde el sur de África hasta Afganistán en las décadas de 1970 y 1980, el PCCh contribuyó a la destrucción de la propia URSS, una derrota catastrófica para los obreros y oprimidos de todo el mundo, incluida China.
¡Por el internacionalismo proletario!
Al estar guiada por los intereses nacionales estrechos de la burocracia de Beijing, la inversión extranjera con frecuencia contrapone a las empresas y los administradores chinos con los obreros que emplean. Junto con las minas, las instalaciones petroleras y los proyectos de construcción financiados por China que brotan por toda África, ha salido evidencia de abusos laborales a través de prácticas discriminatorias de contratación, bajos salarios y acciones rompesindicatos abiertas. Un estudio citado por Deborah Brautigam en The Dragon’s Gift encontró que las compañías constructoras chinas en Namibia violaban las leyes del salario mínimo y los requisitos de entrenamiento basados en la “acción afirmativa”, rehusándose además a pagar seguro social y otras prestaciones. Los obreros chinos en África han emprendido sus propias luchas contra el maltrato. Según Brautigam, cuando unos 200 trabajadores chinos de la construcción se fueron a huelga en Guinea Ecuatorial en marzo de 2008, un choque con las fuerzas de seguridad locales dejó un saldo de dos trabajadores muertos.
Un hecho que tanto la prensa burguesa como la de la “izquierda” ignoran casi por completo es que detrás de muchos de los peores ataques en contra de obreros africanos se encuentran los empresarios privados chinos, que, con el beneplácito de Beijing, han logrado colgarse como sanguijuelas del programa de inversión chino. En 2010, dos supervisores chinos en la Collum Coal Mine en Zambia le dispararon a trece trabajadores durante una protesta salarial. El año siguiente, las autoridades de Zambia decidieron no levantar cargos, ocasionando una extendida furia entre los zambianos. La mina, descrita en la prensa como “de propiedad china”, no estaba en manos del estado, sino de un inversionista privado, y era administrada por sus cuatro hermanos menores.
Los marxistas apoyamos a los obreros en lucha por derechos sindicales y por salarios y prestaciones decentes, lo que incluye las luchas contra los administradores chinos. Al mismo tiempo, es necesario combatir a los demagogos nacionalistas y a los falsos dirigentes sindicales que ponen de pretexto los abusos contra los obreros para subirse al vagón anti-China de los imperialistas. Por ejemplo, la federación sindical COSATU en Sudáfrica, parte de la Alianza Tripartita con el CNA y el PCS, denuncia desde hace ya mucho tiempo que la ropa importada de China desplaza a los fabricantes locales.
Esta clase de proteccionismo promueve la mentira de que el proletariado sudafricano (mayoritariamente negro) tiene “intereses nacionales” comunes con la clase capitalista sudafricana (mayoritariamente blanca), y revela la bancarrota de las proclamaciones de solidaridad obrera internacional por parte de los burócratas de la COSATU. Finalmente, alimenta las fuerzas de la contrarrevolución en China, fortaleciendo la mano de los imperialistas, cuyo poderío económico y militar representa un obstáculo formidable a la revolución proletaria en Sudáfrica y otros países. La defensa de China y de los demás estados obreros deformados —Cuba, Corea del Norte, Vietnam y Laos— es de vital importancia para la lucha por un futuro socialista en África, un objetivo en el que la combativa y estratégicamente concentrada clase obrera sudafricana es clave. ¡No pueden obtenerse conquistas nuevas si no se defienden las ya obtenidas!
Los marxistas también deben combatir el chovinismo que permea a la burocracia estatal china y sus representantes en ultramar. Dado que Beijing determina los presupuestos y las fechas de entrega, las compañías chinas frecuentemente emplean a trabajadores de China en lugar de contratar localmente. En defensa de este tipo de prácticas, el gerente general de la China National Overseas Engineering Corporation, de propiedad estatal, declaró: “Los chinos pueden soportar condiciones de trabajo muy intensas. Ésta es una diferencia cultural. Los chinos trabajan hasta terminar y después descansan”. Los obreros zambianos, se quejaba, “son como los británicos”: “Tienen pausas para el té y un montón de días de descanso. Para nuestra compañía constructora esto implica costos mucho mayores” (citado en Chris Alden, China in Africa). Esta clase de comentarios dejan bien claro el nivel de desprecio que sienten los burócratas chinos tanto hacia los trabajadores africanos como hacia los chinos.
Después de heredar las operaciones en el extranjero de las empresas estatales chinas, un gobierno de consejos obreros y campesinos en China haría un esfuerzo especial para contratar y entrenar a los trabajadores locales, con derechos sindicales y salarios y prestaciones superiores a los estándares locales. Un gobierno así también se desharía de los elementos burgueses que han surgido en China como resultado de las “reformas de mercado” y que también han logrado llegar a África. Pero, sobre todo, seguiría el ejemplo del joven estado obrero soviético promoviendo la victoria del poder obrero en todo el planeta. Esa lucha requiere de la dirección de partidos leninistas de vanguardia, y, para lograr esa tarea, la LCI lucha por reforjar la IV Internacional, partido mundial de la revolución socialista.
http://www.icl-fi.org/espanol/eo/40/africa.html
submitted by ShaunaDorothy to Espartaco [link] [comments]


Tribunal Internacional de los Derechos de las Mujeres ... Módulo III – Historia y protagonismo de las mujeres en África subsahariana Conferencia Los Derechos de las Mujeres son Derechos ... Derechos de las Mujeres en Africa y Canarias 1ª Parte Historia de los derechos de la mujer - YouTube Derechos de las mujeres. Serie 'Las mujeres te cuentan ... Derechos de las mujeres y democracias en América latina ... Seminario Internacional - Los Derechos Humanos de las Mujeres en África LAS MUJERES MAS HERMOSAS DE AFRICA - YouTube

  1. Tribunal Internacional de los Derechos de las Mujeres ...
  2. Módulo III – Historia y protagonismo de las mujeres en África subsahariana
  3. Conferencia Los Derechos de las Mujeres son Derechos ...
  4. Derechos de las Mujeres en Africa y Canarias 1ª Parte
  5. Historia de los derechos de la mujer - YouTube
  6. Derechos de las mujeres. Serie 'Las mujeres te cuentan ...
  7. Derechos de las mujeres y democracias en América latina ...
  8. Seminario Internacional - Los Derechos Humanos de las Mujeres en África
  9. LAS MUJERES MAS HERMOSAS DE AFRICA - YouTube

Fouzia Assouli: Presidenta de la Federación de la Liga Democrática de los Derechos de la Mujer (Marruecos). Abama Boiro: Presidenta de la Asociación Jokkere Endam (Barcelona). Presentación del Módulo III – Historia y protagonismo de las mujeres en África subsahariana Curso online: El laberinto de los Derechos Humanos y de la igualdad para las mujeres en África (II ... Vídeo resumen del Seminario Internacional – Los Derechos Humanos de las Mujeres en África. Con motivo del Día Internacional de los Derechos Humanos, Nazioarteko Elkartasuna – Solidaridad ... ¿Por qué es importante el resguardo y goce de los derechos de las mujeres para las democracias de América Latina? Margarette May Macaulay - Comisionada, Comi... Te mostraré las consideradas por algunos medios, las mujeres más bellas y hermosas de áfrica. Y no, no todas son mujeres de raza negra. Ademas conoceras algu... De la mano de la historiadora Fabiola Ortiz, caminaremos en el tiempo y descubriremos los hitos que hicieron posible los derechos de la mujer. Piura Tierra P... El 21 de Octubre de 2017 se celebró en Mérida el 'Tribunal Internacional de los Derechos de las Mujeres'. Se trata de un Tribunal Simbólico. Los tribunales d... Para cambiar la historia hay que contar historias. Conoce lo que Karina tiene que decir, te puedes sentir identificada. El pasado lunes 25 de junio se cumplieron 25 años en que los derechos de las mujeres fueron reconocidos como derechos humanos. Una de las grandes propulsoras...